Por la lucidez, desobediencia, ironía y obstinación

¡La clase del volante es a lo bestia!

en Caricaturas/El Humor/La Info por

Ahora están contra Uber y Cabify. Solos y contra todos. Porque creen que solo hay puesto para ellos, sin competencia, con sus reglas en las cuales entran su prepotencia, su voluntad o no de prestar el servicio, de poner o no el taxímetro, de cobrar más cuando se les antoja, de creerse impunes en la noche. Chamorro retrata a los amigos del volante (los taxistas amarillos para no extrapolar), ahora que retoman los paros para mantener su preeminencia.  

Caricatura CHAMORRO/4P.

29 Comments

  1. Taxistas abusivos, groseros, selectivos de lugares y clientes cuando aparece la competencia empiezan a temblar. aprendan a competir por el servicio y no monopolizar el mismo. BIEN HECHO QUE HAYA COMPETENCIA Y MIL VECES SELECCIONARÉ A QUELLOS QUE AL MENOS SON RESPETUOSOS.

  2. Es un circulo de la vida cotidiana de los Ecuatorianos en todo hay problemas hay muchas empresas de taxis que tienen las app para atender a los clientes pero no a tenido mucha acogida por falta de promoción marketing vienen a la mente de los Ecuatorianos apps extranjeras con políticas caras para el acceso de su trabajo entonces como vienen con la mentalidad de formalidad,calidad en el servicio de del taxi europeo entonces porque nosotros como ecuatorianos aprendemos esos beneficios que no nos cuesta mas nada aprender antes de salir a marchas con sentido común por que las compañias de taxi no se unen con los funcionarios de uber y cabiy para que le den los tips de un bien servicio de calidad donde la notabilidad en el trato de un taxi y normal con una extranjera de con formalidad para el servicio estoy de acuerdo con la marcha pero lo veo como tendencia que algún rato va acabar como la tendencia de la música que se renueva con facilidad gracia a la tecnología.

  3. UBER Y CABIFY; son servicio de taxi ilegal. Pero…Muchos comentarios cuestionan la falta del uso del taximetro y ellos no usan taximetro, su precio es tarifado, por quien no se sabe…es justo … bueno hay que reflexionar: son vehículos particulares que no pagan los impuestos ni las tasas que lo hacen los taxis legales, no pasan la revisión en igualdad de condiciones no aportan a ninguna institución especialmente cooperada. En tal caso liberen a los taxis legales de todas las obligaciones y ahí si, se trabajaría en igualdad de condiciones.
    No se puede generalizar, claro que hay malos choferes profesionales pero también existen iracundos usuarios temperamentales.
    Pero si se quiere romper la institucionalidad practiquemos todos la medicina, la abogacía, la arquitectura, planifiquemos y construyamos a nuestro gusto, etc…y vivamos todos felices.

    • Diego, los taxistas no emiten la factura que indica el famoso taximetro, no afilian a los choferes que contratan (Les exigen un diariominimo de $30 libres) tienen dos o mas vehiculos, estan exonerados, etc. ¡cree que pagan impuestos?
      No amigo, solo se quejan para beneficio propio, sino porque cada vez solicitan mas cupos de taxismo PARA ELLOS. y cuando sale una competencia pequeña dicen que estan quebrados, los repuestos estan caros, y una serie de pretextos para alejar la competencia.

  4. Hola! Estos nuevos sistemas de servicios de transportación Uber y Cabify,me parecen ideales,ya que las tarifas son claras y transparentes, además que son seguras, y operados por personas educadas. Ya que mas de una vez los tradicionales amarillos, me han asaltado en el precio. Tienen algun mecanismo para incrementar las tarifas exageradamente ,y se molestan descaradamente cuando se los descubre.Dejan mucho que desear. Ojala la competencia les haga reflexionar para que exista una buena atención.

  5. Creo que la mayoría de gente va a preferir o prefiere Uber por el tipo de trato, lastimosamente hay taxistas que no conocen la palabra respeto y es por eso que la gente esta cansada de esa actitud y ese tipo de fama hace que no utilicemos un taxi para transportarnos. Muchas veces hay secuestros express o la elevación de precios en el taxímetro por las noches sin razón a diferencia de un Uber que los precios son razonables y previo al servicio que nos brinda. De igual forma Uber es mas seguro o nos dan mayor seguridad ya que hay mas contacto con la persona que va en el volante o viceversa el conductor tener la seguridad de quien ira en su carro o la persona que contrata para viajar y no me parece mala idea que haya ese tipo de transporte en nuestro país, ya que así no nos exponemos a tantos riesgos que se escuchan en las noticias por coger taxi a tantas horas de la noche.

  6. Para mi pensar los Taxistas son abusivos bueno no todos, ya que cuando unos los necesitan no asoman, estamos de apuro y por esa razón cojeemos taxi pero van mas lentos y por donde hay trafico mismo se van, en la noche ya no quiere usar el taxímetro y cobran a un precio alto y por falta de otros taxis lo pagamos, mientras los Uber son seguros y tienen un precio cómodo, bueno también tienen sus desventajas ya que algunas personan no lo pueden usar

  7. En varias ocasiones hemos tenido que pasar situaciones realmente desagradables, decepcionantes al tomar un taxi, su tarifa excedida,falta de respeto o simplemente una mala actitud son alunas de las razones que a mi como a muchas personas deja mucho que desear,en lo personal prefiero un UBER por el simple hecho de brindar mucha seguridad por la forma en que manejan o simplemente por tomar la ruta mas cercana que uno como usuario prefiere y llegar al destino sin una tarifa elevada al contrario de los taxis amarillos. Opino que el plan de evaluación debe ser puesto en conocimiento de la sociedad con esto se socializarían las preocupaciones que tiene la ciudadanía frente a tantos atentados

  8. En lo personal estoy de acuerdo con las app como UBER ya que brindan una mejor calidad de servicio a diferecia de los taxis que muchas de las veces tratan al usuario de mala forma claro esta que no todos tienen ese pésimo servicio, pero que lamentablemente hacen quedar mal al resto, si ahora protestan y realizan paros es por simple razón que se sienten amenazados de una u otra forma que su demanda dismunuya, a la vez no se dan cuenta que ellos mismo causaron esto con su mal trato hacia el usuario, y que sencillamente todos merecemos un espacio y oportunidad para trabajar y llevar sustento al hogar, simplemente estos particulares lo hacen de mejor manera y poniendo al usuario como prioridad, esto es lo que le hace mas competitivo y mejora en su servicio. Asi que seamos competitivos y mejores el servicio de taxis para que no sigan espantando al cliente.

  9. Mi opinión sobre este tema es que muchas veces los taxistas amarillos no son tan preferidos por los usuarios ya que muchos preferimos un trato que sea bueno y justo; ya sea este en el aseo del vehículo, como en el respeto hacia uno, ya que muchas veces encontramos que los taxistas amarillos no tienen los debidos modales, también tienden a cobrar un alto precio y no usan el taxímetro en muchas ocasiones; por otra parte los Uber y Cabify tienden a tener un servicio más agradable a los usuarios personalmente no eh utilizado este servicio, pero muchos de mis conocidos si, y tienden a decir en su mayoría que este servicio es mucho mejor que el de los taxis amarillos, ya que muchos de estos taxis no hacen su trabajo como deben, en conclusión pienso que los taxistas amarillos tienen que dejar en alto los paros ya que a muchas personas esto tiende a ser una molestia, porque genera un paro a las distintas actividades; y tienen que dar lugar mejor a los acuerdos y conversaciones respectivas.

  10. Personalmente creo que estos servicios que ofrecen uber y cabify son mejores que la de los taxis primero debemos tomar en cuenta desde el trato y su aspecto personal sabemos que no todos son así pero la gran mayoría no respeta el uso del taxímetro y en la noche tienen tarifas muy altas queriendo cobrar más de lo que es legal, mientras que en los servicios de uber y cabify con su aplicación móvil conecta directamente a los pasajeros con los conductores de los vehículos registrados dando ya la ruta y la tarifa que cobran, son más económicos y seguros. Creo que para los taxis sean tomados en cuenta deben mejorar su servicio con unidades limpias, reparar daños, moderar sus tarifas y sobre todo que sean amables con los pasajeros porque de no hacerlo los pasajeros siempre van a preferir el otro servicio en donde tienen un mejor trato .

  11. Es lamentable que se de esta situación, ya que por unos pocos se ven afectadas la mayoría de cooperativas de taxis, debido al “buen” servicio que brindan los señores taxistas a la ciudadanía en general, algunos taxistas son muy respetuosos a otros simplemente no les da la gana de coger la carrera diciendo su típico “allá no voy”, algunos otros se exceden con el precio de la misma, los señores taxistas con su falta de aseo personal, crea una incomodidad en los señores pasajeros, creo que se debe hacer un control a todos los chóferes de los distintos servicios de transporte para mejorar el servicio y evitar altercados entre los ciudadanos, así habrá comprensión de parte y parte evitando altercados o problemas entre los mismos

  12. personal mente pienso que hay que poner un alto a este abuso ya que tanto uber como cabify prestan un servicio mas comodo, mas seguro y mas económico, todo lo contrario a los taxis amarillos “legales” que en varias ocasiones abusan de la necesidad de las personas aumentando su costo y en horas de la noche cobrando el doble de lo que en verdad es su valor, sin mencionar su formar de conducir que en la mayoría de los casos los conductores lo hacen mas lento o por lugares con demasiado trafico para aumentar el costo de su servicio y lo principal que creo yo al brindar un servicio tiene que ser de una manera respetuosa y con mucha educación, lo que uber como cabify nos brindándonos tanta seguridad al darnos la información completa del conductor y una educación y calidad de primera
    y por ultimo creo que protestar por el servicio que cada unos queremos ocupar y defender nuestros beneficios y no que los señores taxistas nos quieran monopolizar, haciendo que detengan a los conductores de uber y cabify como se viene realizando en la zona foch

  13. Los taxistas amarillos deberían darse cuenta del pésimo servicio que ofrecen a cada uno de sus clientes, y a pesar de ello exigen demasiado creyéndose absolutos dueños de las vías, en lo personal a diferencia de los taxis, que tienes que esperar en la calle a que pase uno vacío, con Uber puedes pedir un viaje desde la aplicación de tu celular y ellos pasan por ti. Sin duda un gran beneficio que te liberará del estrés de buscar un taxi disponible. además muchos taxistas te ponen el precio que les da la gana, obviamente esto juega a su favor. Es más, algunos tienen “precios nocturnos” que consiste en cobrarte al doble de precio porque es de noche, ¡Increíble! En cambio, Uber te pone un estimado del precio del viaje para que sepas desde antes de subirte al auto cuánto dinero debes pagar. Además su precio es igual a cualquier hora del día. En fin son muchos beneficios que uno como cliente desea adquirir, así que en vez de ponerse a reclamar sean mas eficientes y competitivos!!!

  14. Es indignante saber que estos señores taxistas quieran darse como si fueran el mejor servicio de transporte y que ellos nos quieran imponer sus reglas . Ahora si que existe uber y cabify se dan por dolidos ya que las tarifas de este nuevo servicio de transporte son muchos mas honestas , que quieren señores taxistas seguir robando con su mala actitud y prepotencia ademas de que ellos si como son cooperativas pueden pararse donde quiera en el Sector de La Lucha de los Pobres estos “señores” se paran en una calle principal que solo es de dos carriles y que por ahí pasan buses y gran cantidad de autos , ya pueden imaginarse la cantidad de trafico que provocan.
    También existen esos a los que les dices un lugar y si no les gusta te dejan votando y si le reclamas te salen mas bravos y no solo ellos sino que sus compañeros que ahora existen pandillas con taxis .
    Yo no se con que descaro reclaman ellos si todos se quejan de su pésimo servicio ya que no les gusta trabajar dejen a otros que si lo harán de mejor manera.

  15. Realmente no se puede creer el cinismo de los señores taxistas. Exigen competir en igualdad de condiciones, pero la de ellos????

    Compran unidades exoneradas del pago de impuestos;

    Cobran más por una misma carrera, ejemplo claro, se quedaron con tarifa de 25 dólares al Aeropuerto Internacional Mariscal Sucre, mientras los chóferes de cabify cobran entre 14 a 16 dólares. Yo viajo al aeropuerto con cierta frecuencia y he utilizado taxis amarillos también;

    Se dan el lujo de dejar a un pasajero votando por no tener sueltos o pedir una carrera a un sector como el sur;

    No respetan señales y leyes de tránsito, se paran donde les da la gana si van sin pasajeros;

    Son invisibles, los agentes de tránsito que están en las esquinas no los ven cuando se pasan el semáforo en rojo.

    No ayudan a bajar las fundas de compras de sus clientes, sólo miran por el retrovisor para arrancar lo más pronto posible.

    Hay de los buenos también, pero cada vez son menos.

    La competencia es buena, ayuda a mejorar señores taxistas, o acaso quieren ser parte de ese grupo de chóferes de buses que hacen lo que les da la gana justamente porque no se les obligó a competir, por considerarlo servicio público.

  16. Para exista un monopolio de taxismo de forma limpia debería existir también un servicio al cliente que sea totalmente competitivo con cualquier competencia “ilegal”.
    El servicio brindado por Uber y Cabify le gana por mucho a las cooperativas de taxis amarillos que circulan en la ciudad quienes muchas veces escogen carreras a su conveniencia, registran cobros excesivos, no cuentan con unidades de buena calidad en muchos casos, es decir el servicio es malo. Por el contrario, el servicio brindado por los aplicativos en conflicto es muchos mejor ya que cuentan con información del conductor y vehículo que nos llevará a nuestro destino, conductores amables, unidades limpias, toman rutas directas evadiendo el tráfico.
    En mi opinión, el usuario tiene la libertad de escoger en donde invierte su dinero y que servicio es de su preferencia, y en lugar de quejarse deberían buscar la manera de ser competitivos.

  17. En varias ocasiones hemos tenido que pasar situaciones realmente decepcionantes al tomar un taxi; su arrogancia, tarifa excedida, falta de respeto o simplemente una mala actitud son varias razones que a mí como a muchas personas deja mucho que desear. El hecho de preferir otro tipo de empresas que buscan esmerarse para dar un gran servicio y hacer que el cliente sienta seguridad al momento de transportarse es lo que les molesta porque tratan de obligar a las personas a utilizar su pésimo servicio sin dar paso a personas que realmente se toman su trabajo en serio. Los taxistas, obviamente con sus excepciones, brindan mucha inseguridad por la forma en la que manejan o simplemente por no querer tomar las rutas que uno como usuario prefiere y llegar al destino como a ellos les plazca y con una tarifa altísima, es algo terrible. Da mucha impotencia ver como este tipo de empresas quieren llegar a ser lo que los usuarios prefieren más no se concentran en ser una buena opción a elegir. Ningún paro es justificado si su servicio es deplorable. Y recuerden amigos taxistas LOS USUARIOS ELEGIMOS NO USTEDES

  18. A los choferes de taxis y vehículos pesados (buses, busetas, camiones), como primer paso les deben medir el coeficiente cerebral, en segundo lugar les deben educar un poquito en buenas costumbres, por que hay lïneas en los que los choferes de buses, vacilan a los/las ayudantes, comen, hablan por celular mientras conducen, se pasan semáforos en rojo, no respetan nada, son en realidad una verdadera porquería de profesionales del volante; la culpa la tienen los partidos políticos y peor la ROBOLUCION CIUDADANA que buscan en esta clase de personas a los dirigentes para ASAMBLEISTAS, y para respaldarse con los votos de estos choferes y sus familias, son una verguenza para el país.

  19. ¡Qué choferes para bestias!

    Es el título del libro publicado por el desaparecido periodista ambateño Ataúlfo Tobar.

    Ante la ola de accidentes de tránsito que han ocurrido en los últimos días –causados principalmente por “choferes profesionales”- vale la pena recordar el artículo “Impunidad Bestial” publicado en el diario La Hora, el 3 de julio de 2011, por el periodista German Calvache Alarcón.

    Impunidad Bestial
    Julio 03 de 2011

    Choferes de buses, cuyas licencias ‘profesionales’ no son tales, desamparados del IESS, laboran sin horario, presionados para competir con otros de su misma condición, en la disputa de clientes en la vía, pues redondean sus ingresos con la zanahoria de ‘comisión’ por cada pasajero extra. Campeones de la aceleración, inverecundos asesinos al volante: rebasan donde no deben, imponen su ley a los autos pequeños, frenan donde les da la gana, y así ayudan a romper el record de 5.147 muertos en un año, muchos de los cuales son escamoteados de la estadística roja de la Agencia Nacional de Tránsito; es decir, solo se esfuman, como los tricicleros de Pedro Carbo.

    Empresarios de la transportación, especialmente del Litoral, no tienen mucho control por parte de la autoridad, y por eso, con pasmoso cinismo, cambian los números de los discos de identidad de sus unidades (como si usted, desde mañana, decidiera no llamarse más Riquimartin Cedeño, sino Osama Zambrano) y no le sucediera nada. Así acaba de ocurrir con el bus 34 que, primero, trituró a los tricicleros y después –disfrazado con el 72– aplastó a los camioneteros. El país mira impotente como la ley no logra frenar la corrupción encubierta que todavía galopa a sus anchas en la transportación. “A la hora de sancionar la Agencia Nacional de Tránsito es incongruente: se da vueltas y finalmente no aplica la ley”, por lo que impunidad, irresponsabilidad, impericia, ignorancia, inconciencia, incapacidad, improvisación, idiotez, ignorancia, ilegalidad, impiedad, imprudencia, inoperancia, impertinencia, impasibilidad, ignominia y, sobre todo, imbecilidad, siguen adueñadas del volante.

    Ataúlfo Tobar, motivador y periodista, quiso salir de la pobreza al escribir el libro premonitorio ”¡Qué choferes para bestias!”; antes que burla, el libraco contenía un elogio al gremio, pero algunos choferes lo amenazaron de muerte; no hay que extrañarse: de la sangre en las rutas los choferes son autores directos; sus cómplices, las cooperativas de propietarios, y encubridora principal, la autoridad, por imprecisa, impredecible, imperturbable, improductiva, impasible, inconmovible ante el imperioso clamor de toda la colectividad.

  20. Estoy de acuerdo. En el servicio de taxis existe una suma de todo lo que se dice en los comentarios que he leído. Pero hay algo más, igualmente notorio: perdemos la capacidad de ser objetivos; descalificamos al vecino por su vestimenta o por sus adornos, peinado o color; por supuesto, no nos serenamos y nos vamos por lo más fácil que en el Ecuador consiste en poner calificativos y en generalizar nuestra percepción de las cosas. Imbecilidad, bestias, estupidez por ejemplo, son adjetivos igual de groseros y ordinarios que las palabrotas e insultos proferidos por taxistas, por los que hay quejas. Por otro lado ¿acaso todas las personas que llevan una cadena, o tienen dientes de oro son malos choferes o malos ciudadanos? Y además, con toda seguridad hay muchísimos taxistas respetuosos, limpiamente vestidos, con carros aseados, que cobran lo debido, buenos conversadores, … y no creo que haya sido que tengo buena suerte de que no me hayan cobrado en exceso o mal tratado, es más, nunca me econtré con un taxista correísta ¿qué más puedo querer?. Es al contrario, los que se han encontrado con esos bestias, dinosaurios, amenazadores, han tenido mala suerte. Por último, el retrato que se pinta de los malos taxistas, que estoy seguro de que los hay y son bastantes, es el mismo que podemos hacer de ciertos vendedores mal preparador que atienden en almacenes; o de algunos empleados malcriados de oficinas públicas; de esos policías que creen que su condición de autoridad equivale a funcionario de coimas; a esos ministros en carrazos llenos de hombres de negro, gafas y celular que se adueñan de las calles, igual que los buseros de la ciudad y la carretera; a los bancos que no tienen estacionamiento para sus clientes y escogen localizaciones en las que pueden provocar las mayores congestiones; o los “dignatarios” elegidos o designados a dedo por componendas para montar una de las empresas criminales y de latrocinio mayores, si no del mundo, pero si de América (desde el Carchi al Macará, como solemos decir) ¡… uffff! Si sigo, no acabo nunca. Pero en fin, si el problema del Ecuador fueran los malos taxistas, ¡no tuviéramos problemas, sería el paraíso! NOTA: no soy taxista ni tengo parientes que lo sean, tampoco tengo ninguna “unidad”, uso Cabifay y no tengo ninguna relación con esta empresa, solamente soy pasajero, me entregan mi factura, me cobran en el banco y nunca me hacen la pregunta de si ¿no tiene sueltitos jefe, recién empiezo? Y no nos olvidemos del dicho de que las cosas son según el color del vidrio, perdón, según el cristal con el que se mira, miremos si no, a todos los vidrios que nos han gobernado y no son taxistas.

  21. Todo el descalabro de nuestro querido pais converge en un solo punto: educacion deficiente. Como se puede pedir que un adulto chofer cumpla con reglas y normas, si su formacion de joven fue a base de pillerias, enganhos y vivezas? Si un individuo no fue buen alumno y no respeto las reglas en los colegios ni a los profesores (como es la tendencia hoy en dia), como se puede esperar que respete normas y principios cuando llegan a adultos? Por eso tenemos malos funcionarios, malos empleados, malos profesores, malos obreros, malos operarios, malos conductores en las carreteras. Por eso tenemos sistemas deficientes que a pesar de toda la fanfarria con que se anuncian, cuando una comienza a utilizarlos nota las fallas que en lugar de ayudar (como anuncian en la costosa propaganda que los publicita llena de colorines y ventanitas, lo que hacen es confundirla a una, mas) complican mas la utilizacion de los mismos. Un dia alguien relataba, muy divertido, que su hija (catorce años) vendia los cuestionarios de examenes a los compañeros de aula (como los consiguio, nunca me entere). Yo, asombradisima y espantada de lo que oia, no lo podia creer, y le pregunte: y ustedes, los padres, que hicieron? Me contesto: nos reimos. Yo pense: en mis tiempos, ya saben como hubiera sido un castigo. Y no intente siquiera regañarlo porque en estos tiempos ya no se puede reclamar a alguien porque o llaman a la policia o le ponen un juicio por “daño moral” o le clavan un cuchillo por la espalda. Ojala se tome conciencia y se cambien los parametros con los que se educa a nuestros jovenes y no continuemos con el rumbo con el que se educo a la “generacion Correa”.

  22. Estos nuevos sistemas de servicios de transportación Uber y Cabify,me parecen ideales,ya que las tarifas son claras y transparentes, además que son seguras, y operados por personas educadas. Ya que mas de una vez los tradicionales amarillos, me han asaltado en el precio. Tienen algun mecanismo para incrementar las tarifas exageradamente ,y se molestan descaradamente cuando se los descubre.Dejan mucho que desear. Ojala la competencia les haga reflexionar y cambien para bien.

    • Amigo Bolaños, tienen un boton y en un descuido lo aplastan y repentinamente sube la tarifa.
      Ojo, mire siempre el marcador y no les de chance……

  23. El plan de evaluación debe ser puesto en conocimiento de la sociedad para sus comentarios. Con esta finalidad se socializarían las preocupaciones que tiene la ciudadanía frente a tanto atentados a la vida por parte del gremio politizado de choferes, eternos aduladores de políticos insanos. Esperemos que las amenazas de paros no detenga o desvíe la aplicación de los resultados a que dé lugar la evaluación.

  24. El taxismo amarillo ecuatoriano brinda un servicio de verguenza en todo el sentido de la palabra. Ellos son dueños absolutos de las calles, de los pares, de los semaforos; mal vestidos, mal presentados, mal hablados, ahhh muy muy canallas porque especialmente con las mujeres se sienten los super machos alfa; y me consta porque yo fui una vez víctima de sus atropellos. Ocurrio un roce(abolladura) mientras yo conducia mi auto contra el auto de un taxista, en primera instancia se bajo un hombre joven con dientes de oro, cadenas en el cuello, aretes en las orejas y embadurnado de bloqueador solar el rostro; en sus manos la llave de ruedas, lo primero; al observar que yo era mujer comenzo a darme clases de manejo, de leyes, incluso de orientacion; al responderle que me habia detenido a ver como estaba mi auto y que no le iba a pagar ni un centavo por el roce de su auto, porque la culpa era de El, comenzo a gritarme a voz en cuello las palabras mas sucias y soezes que yo habia escuchado en mi vida. Sabiendo que yo no podia ni en sueños igualarme a semejante señor, sin decirle una palabra me subi a mi auto y me aleje, no sin antes perseguirme durante unas 6 cuadras, haciendome gestos obsenos y salvajes con las manos gritandome y hasta amenazandome de muerte, hasta que lo perdi entre el trafico. Diganme Ustedes, con que educacion o con que bases a su haber pretenden este tipo de personas competir, si nadie de los usuarios ni clientes ni en las calles, tienen nada de bien que decir a su favor??

  25. Como todo profesional debe ser evaluado. Gran cantidad de conductores obtuvieron su licencia hace décadas y de ahi, ni un curso de relaciones humanas. A más de béstias son unos dinosaurios al volante. De los conductores de los buses e interprovinciales ni hablar. Realmente no tienen consciencia que van con 40 personas a cargo. Las 40 vidas dependen de una sola persona. Un movimiento en falso por el tipo y se terminó todo. Aquí ya tiene que intervenir el Gobierno, si no pasan las pruebas, nunca más deberían conducir una unidad.

  26. No todos pero muchisimos (estoy seguro que mas de la mitad) son delincuentes… topenles apenas el parachoques y veran como les caen como enjambre para intimidarlos y robarles cualquier cosa, celular, cartera o laptop que encuetren dentro de su vehículo.

    Y son mas truhanes si la victima es mujer.

    Repito no todos, pero la mayoria son canallas.

  27. Perdonen que sea peyorativo, pero son unas bestias al volante, les encanta competir entre ellos, presionan al de adelante por rebasarlo a la brava, cuando están en carretera juegan a las carreras entre ellos, ni siquiera regresan a su carril si están rebasando y viene un carro al frente, lo cuerpean y obligan a frenar u orillarse ara no estrellarse…es un tema de educación, de hábitos, de respeto, y aquí somos muy atrasados en esas categorías!…cualquier multa o pena es poco para quienes cegaron vidas por su irresponsabilidad que raya en la imbecilidad y estupidez.

Responder a Luis Cancelar respuesta

Your email address will not be published.

*

Las últimas de

Ir Arriba