Por la lucidez, desobediencia, ironía y obstinación

Tag archive

canales incautados

La Mofle gritó ¡Fraude! y la censuraron en Gama TV

en La Info por

Los medios de comunicación administrados por el Gobierno, ya sean los llamados públicos o los incautados, se han convertido en una inmensa maquinaria electoral al servicio incondicional de la candidatura de Lenín Moreno y Jorge Glas. Basta ver el material que publica diario El Telégrafo o el canal incautado TC Televisión para comprender que son herramientas de proselitismo a favor de los candidatos del Gobierno, pagadas con dineros públicos.

En ese contexto se produce la reciente censura que sufrió la comediante Flor María Palomeque, cuya participación en un programa de humor político en Gama TV no salió al aire porque el humor de ella no hizo reír a los administradores del canal. Solo los hace reír lo que descuartiza a Guillermo Lasso.

Palomeque que hace el personaje de La Mofle, uno de los personajes más populares en redes sociales, fue invitada a participar en el programa Los Amigazos de los actores Francisco Pinoargotti y David Reinoso. Sin embargo, el domingo 19 de marzo cuando debía  salir el programa al aire, éste no salió. ¿El motivo? Una orden superior.

Según la versión que Palomeque dio a los 4Pelagatos, durante el programa, al que fue invitada, había un juego en el que había que inflar unos globos y ella, cuando vio que uno de los anfitriones le hacía trampa, exclamó ¡fraude! ¡fraude! e hizo alguna alusión a la necesidad de ir hacia un cambio. Es la única explicación que ella encuentra para que no se haya emitido el programa. Hasta media hora antes todo estaba listo y no había inconvenientes. “Esto ya es demasiado”, dice ella. Su intervención en Los Amigazos se limitaba a un juego con alusiones al tema de las elecciones en un programa que dizque tiene un claro contenido de humor político.

Lo ocurrido es revelador porque muestra que quienes prohibieron que el programa salga al aire, asumen que la alusión al fraude perjudica los intereses del Gobierno. Es tal la susceptibilidad frente a la palabra “fraude” que, al oírla en un canal gobiernista, se veta un programa.

Lo que ha ocurrido a Palomeque con los Amigazos es un episodio más de los atropellos que la actriz ha sufrido durante los últimos años debido a su actitud independiente y muchas veces crítica frente al gobierno. Durante los últimos tres años, ella, conocida por su programa “La pareja feliz” o “Vivos”, no ha podido trabajar en televisión. Los canales incautados no la han querido contratar y, además, aquellos que no están controlados directamente por el Gobierno, como Teleamazonas, han preferido prescindir de sus servicios porque les acarrea problemas con la Supercom. De hecho, ese tribunal inquisitorial multó con 115 mil dólares a Teleamazonas porque consideró que “La pareja feliz” había violado el artículo 62 de la Ley de Comunicación que prohibe la difusión de contenidos discriminatorios, en este caso de la mujer. Luego de esa y otra multa, La Mofle ya no apareció más en ese canal.

Palomeque, a diferencia de la gran mayoría de artistas de televisión, guardó siempre distancias con el poder y eso le llevó luego a un enfrentamiento personal con Rafael Correa. Ocurrió en diciembre del 2016 cuando su personaje, La Mofle, puso en redes un video en que criticaba de forma humorística la Ley de Plusvalía: se convirtió en todo un suceso en redes. Correa la refutó, en su cuenta de Twitter, diciendo que su visión no se ajustaba a la verdad y el diario de gobierno El Telégrafo le dedicó una nota para afirmar que ese personaje de sátira política estaba equivocado. “#Fail: ‘La Mofle’ ‘explica’ la Ley de Plusvalía con un pésimo ejemplo”, tituló el diario.

El programa de La Mofle, que ahora está limitado a las redes sociales y se emite a través de su canal en Youtube, tiene una importante audiencia y se ha convertido en un dolor de cabeza para los trolls del gobierno que siempre la atacan en Twitter. Esa  cuenta y el muro de Facebook de La Mofle son auténticos campos de batalla donde el personaje se bate con trolls y simpatizantes del Gobierno.

El problema con Flor María Palomeque es que es una artista que hace humor político. Y una humorista que hace sátira política es, en cualquier lugar del mundo, un crítica del poder.  “Llevo 19 años haciendo sátira política y le doy al que sea”, dice ella que, luego de su frustrada intervención en Amigazos, recibió una amenaza de secuestro a sus hijos a través de redes sociales, como se ve en su post colocado en Facebook.  Imaginar a un humorista político que no se burle e incomode a quienes están en el poder parece ser lo único que cabe en la mente de Correa y de sus los organismos inquisitoriales.

Gama TV, con su decisión, reafirma un hecho evidente: aquellos que administran los medios en manos del poder no tienen el más mínimo pudor para ponerlos al servicio de la candidatura del binomio Moreno-Glas y lo hacen con dineros públicos. En otras palabras es peculado. Un delito que no prescribe.

Más de 4 millones cuesta el Miami Vice de José Serrano

en La Info por

José Serrano, el ministro de Interior, es un hombre de aspiraciones. A tal punto que el propio Presidente lo incluyó en la lista de posibles candidatos para acompañar en la papeleta oficial en la cual, casi sin duda alguna, estará Lenín Moreno.

Serrano quiere convertir la seguridad en su mejor carta de presentación. Por eso aspira a elevar a la categoría de heroico al trabajo que ha hecho en el Ministerio del Interior. Y allí han pensado que lo mejor es que la Policía sea retratada en una mini serie de televisión que se llama “Tierra de serpientes” y que, según supo 4Pelagatos, aparecerá en la pantalla del canal del gobierno TC Televisión entre agosto y septiembre. En “Tierra de serpientes”, al igual que en sus congéneres Miami Vice, CSI, Starsky y Hutch, Columbo y CHiPs, los policías son eficientes y llenos de valores humanos. Ahí casi nunca aparecen policías corruptos o golpeadores. Todos son buenos, valientes, honestos y justos.

En eso debe haber pensado Serrano cuando su ministerio desembolsó, en junio y julio del 2015, algo más de 4 millones de dólares para la realización de “Tierra de serpientes”. En esos documentos, al menos, se registran ocho pagos en el mes de julio y tres en el julio.  En esta mini serie se verá un trabajo policial de película: habrá agentes guapos y detectivas hermosas que, dirigidos por mandos policiales profesionales y políticos sagaces, vencerán en las calles, a punta de bala, a las más horripilantes mafias. “Tierra de serpientes” será la experiencia audiovisual que revolucionará la visión que los ecuatorianos han tenido del trabajo policial. Y aparecerá, vaya coincidencia, en agosto o septiembre: en plena época electoral.

La gran diferencia entre “Tierra de serpientes” y los Miami Vice extranjeros radica en que quienes financian la mini serie ecuatoriana son los giles contribuyentes que, como siempre, ni se enteran ni tienen el derecho a decir esta boca es mía sobre si les parece correcto o no que un burócrata invierta su dinero en una empresa como ésta.

Y no es poco dinero. Según documentos oficiales que están colgados en la web, el Ministerio del Interior hizo diez desembolsos que suman 4 millones 40 mil dólares a la productora Claqueta Films S.A., por concepto de “convenio de pago por el servicio de pre producción, producción y postproducción  de cuatro capítulos de una serie policiaca ‘Tierra de serpientes”.

La producción cuenta con algunos actores conocidos como el de Estella Redondo, Christian Donoso y Juan Carlos Terán y es dirigida por Coco Urrutia. Según el promocional, aparecido en el segmento “De boca en boca”, se trata de una coproducción de TC Mi Canal y Titán Producciones. Titán producciones también ha hecho otros documentales para el Ministerio del Interior.

El periodista de “Boca en boca” asegura que la mini serie ha sido hecha con “la colaboración de la Policía Nacional” y que su objetivo es “develar las historias” que han sido resueltas por esa institución para “informar a la ciudadanía”. Según este promocional lo que se pretende es enseñar cómo la Policía combate el hampa para “otorgar seguridad a la sociedad ecuatoriana”. El actor entrevistado afirma categóricamente que la idea de la serie es que “sepa el ecuatoriano que tenemos una policía distinta a la que tenía en años anteriores: bien equipada y que tiene otro enfoque”. Luego de afirmar que la producción no tiene nada que envidiar a otras producidas en Chile o Colombia, el mismo actor hace la invitación para que los televidentes “se sientan orgullos del trabajo ecuatoriano”.

https://youtu.be/zWVzZZS6cqc

“Tierra de serpientes” es otra iniciativa audiovisual, de muchas, que ha salido de la mente de políticos que están convencidos de que tienen derecho a hacerse publicidad o hacer carrera con el dinero de los contribuyentes. Otro caso similar, también evidenciado por 4Pelagatos, es “Ciudad Quinde” producida por la Superintendencia de Control del Mercado y que costó a los contribuyentes algo más de 700 mil dólares.

En ambos casos se plantea además la interrogante sobre la legalidad o al menos la legitimidad de que dependencias públicas como esas financien obras audiovisuales como una mini serie de televisión. Esto nada tiene que ver con los artistas. Cuatro millones de dólares puede ser mucho o poco dinero para una miniserie tan bien montada como dicen que es “Tierra de serpientes” pero la discusión está en si gastos como esos son éticamente sustentables.

Mostrar a una policía expedita y con mucho sex appeal parece ser lo que llevó a los principales del Ministerio del Interior a producir “Tierra de Serpientes”. Pero de la ficción a la realidad hay un mucho trecho. Y, además, el espectador puede tener otras lecturas. Por ejemplo, es posible, y además legítimo, sospechar que hay una relación directa entre esa serie y la campaña electoral. ¿Acaso el ministro José Serrano no tiene conocidas y legítimas aspiraciones electorales?

Claqueta1

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Claqueta3

Claqueta 2

Ir Arriba