//

Carta 23: su nivel de osadía es increíble, Presidente

lectura de 6 minutos

Presidente,

En la sabatina usted invitó, modestia aparte, a escuchar su intervención en el Vaticano. El punto de interés no radica en el tema (“Cambios en la situación política mundial desde 1991”), pues usted no los abordó. Volvió a perderse la oportunidad de pensar en las consecuencias de la caída del Muro de Berlín, el fenómeno de la disidencia, el resurgimiento de la sociedad como sujeto político tras haber sido doblegada por las dictaduras de izquierda y derecha, el fin de la guerra fría…

Hay que oírlo, en efecto, porque usted dijo que planteó lo que estará en juego en la próxima campaña electoral. Mucho ruido, Presidente, para el condumio que ofrece en esa intervención. Para aquellos que lo han oído desde hace diez años, usted no dice nada nuevo. Pero al decirlo todo, en 34 minutos y medio, resulta cómodo hacer conexiones y vinculaciones. Es decir, entender lo que usted quiso hacer en el país sin haberlo logrado enteramente.

Primera observación: algo aprendió usted de la vieja izquierda. Una suficiencia lela, mezcla de engreimiento y moralina, para criticar al capitalismo. Obviamente que es criticable. Hay cifras y estadísticas levantadas por los propios adoradores del capitalismo para ello. Hay instituciones (pagadas por el capitalismo) para mostrar la asimetría del desarrollo y sus consecuencias nefastas en el mundo. Hay medios de comunicación capitalistas que han desnudado las lógicas de apropiación de los grandes trust capitalistas, de las farmacéuticas, de las grandes multinacionales…

Se ha dicho no solo que es injusto, también inmoral o antiético. Usted no innova porque lo repite. Porque vuelve sobre el Consenso de Washington. O porque fustiga el FMI en el Vaticano, aunque aquí vuelva a componer con ese organismo.

Su análisis, Presidente, es improcedente porque usted –para poder abrir paso a sus tesis– divide el mundo, desde el colpaso del Imperio Soviético, en adoradores del neoliberalismo versus… Nadie. No tiene a quién poner enfrente. Usted cita a Dinamarca como referencia del Estado de bienestar; primera en el ranking de los países donde la gente se dice feliz. Pero Dinamarca no vuelve a aparecer en su discurso. Y las razones se adivinan: usted combate la democracia liberal y Dinamarca no calza en sus teorías. Por eso, usted reitera la actitud de la vieja izquierda que es, como usted, totalitaria, cree en un Estado todopoderoso, en un partido único y en gobiernos que duren, de ser posible, siglos. Como Cuba que no citó, pero que se acopla perfectamente a sus tesis.

Usted reduce los últimos 25 años a una caricatura: todo el capitalismo se hizo neoliberal. Falso. En Europa los Estados perdieron autonomía pero no a favor del mercado sino de estructuras supranacionales que salvaguardaron, en muchos sectores, el Estado de bienestar que la Socialdemocracia creó. Y que algunos de esos países, con los años, no saben cómo financiar. En su afán de poner todo en blanco y negro, usted afirma que el neoliberalismo quiso convencer del Fin de la historia. Es una referencia directa al libro de Francis Fukuyama como si ese texto hubiera funcionado como el Libro Rojo de Mao en la China. Qué reduccionismo el suyo. Usted ignora los debates fecundos que desde diversas escuelas de pensamiento y en medios como The Economist, (no se puede más capitalista) pusieron en jaque esa visión.

Oyéndolo, cualquiera se pregunta desde qué experiencia de poder exitosa, humanista, eficiente, productora de riqueza y de democracia, respetuosa de los derechos humanos, habla usted. Y por supuesto, esa respuesta no llega sino tras una pirueta conceptual que usted hace para inclinar la cancha a su favor: ejercicio en el cual usted tiene gran experiencia.
A partir de ahí  todo se vuelve cómodo para usted y diáfano para quien lo escucha: usted redefine la democracia. Si su esencia es –dice– que el pueblo formado e informado es el soberano, usted propone integrar un «criterio democrático de base»: el apoyo popular al gobierno. En ese punto, no piensa que puede estar hablando de Mussolini o de Hitler. También ellos tuvieron apoyo popular a sus gobiernos. Usted hace su agregado (conceptualmente insostenible como se puede apreciar) y concluye alegremente que “Bolivia es mucho más democrático” que cualquier país de Europa.

Inclinada la mesa, usted se alza con todo lo que hay en ella: las democracias occidentales deberían, según usted, llamarse democracias mercantiles mediatizadas. Allí la democracia se media por la cantidad de mercado. Todo lo que se aleja de ahí se llama populismo y se asocia con demagogia. Los medios son más importantes que los partidos y los sistemas electorales…
Usted repitió todo lo que dice cada sábado hasta llegar –otra vez a las disyuntivas maniqueas que ama– a las preguntas de fondo para usted: ¿quién manda en la sociedad? ¿Las elites o las grandes mayorías? ¿El capital o los seres humanos? ¿El mercado o la sociedad? Por supuesto usted respondió allá lo que ha dicho aquí: manda un Estado fuerte, verdaderamente popular, que representa las grandes mayorías y no los poderes de unos pocos. Y como el Estado es usted…

Presidente,

Hay que celebrar su sinceridad. Su intervención sorprende, no obstante, por su osadía. Es increíble ver cómo redujo siglos de debate, una historia densa y compleja de ideas y luchas, para sostener una idea vieja y trajinada: el capitalismo es imperfecto y hay que buscar alternativas. Creer que la opción es el estatismo autoritario que usted aplica al país (y eso fue lo que usted fue a decir a Roma), pues es probar que la historia, que cualquiera puede leer hasta en Wikipedia, le es totalmente ajena.

Foto: video de la intervención

14 Comments

  1. Estoy de acuerdo con sus opiniones, pero si no hacemos algo hasta que este mediocre se vaya va a terminar por destruirnos. Comencemos a reconstruir el país en todos sus ámbitos. La más grande traición a la patria es la entrega de los campos petroleros, porque no investigar eso para desenmascarar la corrupción.

  2. Había tardado en «demostrar» su intervención en El Vaticano. Pienso que, cuando regresaba para demostrar su «excelente» amplitud de conocimientos y que había dado «cátedra» en uno de los centros importantes de la intelectualidad internacional, los ecuatorianos quedaríamos «en éxtasis» …pero … pasó algo que nadie lo presintió. Nuestro querido país estaba viviendo un terrible y horrible cataclismo: el terremoto.
    Y hubo que dar prioridad absoluta y total a esta circunstancias enterrando su enfermo egocentrismo bipolar.
    Con un agregado: la Secretaría Nacional de Riesgos que teóricamente consta en la Constitución para ocuparse de estos cataclismo -arts. 389 y sgtes.-
    demostró que en la práctica desde 2009 no pudo cumplir su cometido. Es una deuda sobre la cual tendrá que rendir cuentas.
    El pueblo sin medir orden alguna, sin planificación solo respondiendo a su fraternal sentimiento de amor ecuatoriano, amaneció ayudando, colaborando… La empresa privada -a la que tanto odia pero necesita para darse los lujos que no los merece- la sociedad civil que no «estuvo ni informada ni formada para asumir esta tragedia» fue la que respondió.
    Y, usted que venía inflamado de «orgullo» por ser único… de haber hablado ante tan importante grupo… debía atender menesteres. Pero, se resignó y esperó… para más tarde darnos a conocer su visión futurista y de alcance «mundial» que salvará a la Humanidad. Pero, ¿qué ha pasado? ¿nadie reflexiona, nadie comenta en los círculos académicos? Ya. Necesita publicidad, pero… eso no es problema. Ordena a uno de los 900 y más «servidores» de la presidencia para que se encarguen de esto… que molesta porque -según él- no necesita de publicidad dada la importancia y magnitud de su teoría, porque es una teoría que NADIE LA HA PENSADO… pero la realidad es otra: NUESTRO PUEBLO VIVE A MÁS DE LA TRAGEDIA LAS CONSECUENCIAS DEL DESPILFARRO MÁS ALEVOSO, DESASTROSO E INHUMANO QUE HAYAMOS SOPORTADO.
    NO LE FUE SUFICIENTE RECIBIR MULTIMILLONARIOS INGRESOS POR EL PRECIO DEL BARRIL DE PETRÓLEO SINO QUE ESTAMOS ENDEUDADOS HASTA DECENAS DE AÑOS -fue tan perverso y raquítico su «conocimiento teórico económico»- que le impidió proyectarse en un futuro cercano de cambios geopolíticos. A lo mejor se preguntará ¿qué es eso? Pues bien se le deja esa lección.
    Pero, y su ilustrísima visión dictada en El Vaticano ¿cuándo será reconocida? Bueno… cuando viva en Bélgica y las universidades de Cuba, Venezuela -si es que aún Masburro continúa- Bielorrusia, Turquía y muchas otras, me han de rogar para que sea conferencista ahí demostraré a los limitados ecuatorianos de lo que soy capaz … SUEÑOS… ¿tal vez no? NO QUIERO DEJAR DE TENER ESTE STATUS GRATIS Y POR ELLO PAME Y SUS -MIOS- LACAYOS QUE LES «DADO» EMPLEO, DEBERÁN ENCARGARSE DE QUE «SIGA COMO PRESIDENTE».
    VEREMOS …

  3. Solo escuchándolo decir que en el campo los ecuatorianos pueden comer «hiervita» lo identifica como un pobre Inculto ignorante, por lo menos podía decir «vegetales».
    Ni hablar sabe este individuo, que pena Ecuador con este presidente.

  4. ARTICULOS ANALITICOS,INTELIGENTES, LLENOS DE RAZON Y SOBRE TODO SON LA VOZ DE QUIENES NO PODEMOS EXPRESARNOS A TRAVEZ DE LOS MEDIOS.

  5. Excelentes comentarios. Lástima, creo yo, que Correíta no lo lea. Creo que hay que hacer condensaciones de este artículo y bombardear al Mashi.

  6. El inefable Correa. Pretender ser un pensador universal es algo que definitivamente no va con su intelecto. Por supuesto que las palabras rebuscadas y conceptos sacados de Wikipedia o del rincón del vago seguramente deslumbran a la masa, a la que el dice , hay que informar, pero de su propia verdad. Sus conclusiones simplistas adaptadas a su propia necesidad, pues menciona y utiliza algo cuando le conviene y si no, lo calla deliberadamente, no demuestra nada más que su pobreza ideológica, anclada a un populismo aberrante. Bolivia más demócrata que Europa!!
    El día de hoy el comentario de opinión de Felipe Burbano de Lara, en el Universo: » Enloqueció Correa?» describe lo que debe estar ocurriendo con el presidente: es imposible sostener el esquema que , en su delirio ideológico, creó: el estado omnipotente y onmipresente: Jamás, en sociedades globalizadas, con acceso a comunicación e información, que no puede controlarse, podría sostenerse tamaño despropósito. Y bastó un elemento crítico, el terremoto del 16 de abril, para mostrar el andamiaje de barro en el que se sostiene su idea. Cuando todo va bien gracias al maná caído del cielo, jaguar latinoamericano, y cuando todo va mal, gato asustado y agresivo. Si no, preguntemos a los Kichner, Rouseff y Maduro

  7. En general coincido con el punto de vista de 4pelagatos, sin embargo empiezo a percibir la página como una suerte de propaganda gratuita del presidente Correa, donde los lectores entran a leer lo mal que hace las cosas. ¿Hace falta que 4 brillantes pelagatos pongan en evidencia al canalla y sus bellacos? ¿De verdad, es tan necesario? Tenemos apenas un año para las próximas elecciones. ¿No será oportuno mejor empezar a reflexionar sobre el gobierno que deseamos? ¿Aprovechar que hay cientos de lectores conscientes que están deseosos de un cambio real? Entrevistar a expertos que nos propongan, por ejemplo, soluciones concretas para destrabar e independizar las cortes, para que el próximo gobierno no las vuelva a convertir en trinchera política y tengamos una justicia… justa. .¿Cómo elegir a un fiscal probo? Y además de todo eso, ¿cómo puede hacer la sociedad civil para deshacerse de fiscales, contralores, asambleístas o funcionarios públicos evidentemente corruptos? ¿Cómo controlar la corrupción, que tanto ha medrado en este gobierno? ¿Cómo iniciar desde ahora una fiscalización civil de los fondos (despilfarrados) por el Estado? De verdad, tenemos Correa hasta en la sopa. Chévere ponerlo en evidencia con todas sus taras, cinismo, mentiras y limitaciones. Pero debemos recordar un tema fundamental: Correa NO es el país. A él le gusta pensar que sí lo es. Pero es más importante Ecuador que su mezquino y pobre pensamiento. ¿Cuándo empezamos a conversar de lo que más nos debería seducir… nuestro futuro?

    • Estoy de acuerdo con tu sugerencia, hay que hablar de temas de futuro, pero también es importante masificar hoy la información de desenmascaramiento en todas las facetas del gobierno de turno, que pretende ser lo que no es, y que con su recurso y discurso fácil, mantiene engañados a gran parte de la población. Lo principal hoy es evitar el continuismo de este pésimo gobierno, pues estoy convencido que hoy por hoy, CUALQUIERA que gane va a ser mejor que Correa. Si no combatimos a esta plaga, seguirá infectando al país y creo que los ciudadanos que amamos al país y queremos un futuro, tenemos la obligación de evitarla.
      Elijamos con cabeza fría al siguiente presidente, no por desesperanza , como capitalizó este individuo a su favor. Creo que tenemos los elementos de juicio para evitar que esta pesadilla se repita, y desde el inicio del siguiente gobierno, exigir justicia, transparencia y equidad. Lo han hecho tan mal los robolucionarios como Kichner, Rouseff, Maduro y Correa que creo que será más fácil en lo posterior que la verdad llegue, pero sin desmayar en el intento.

    • Coincido con Ud Whitacker, desmontar el inmenso aparato inquisidor instaurado por Correa debe merecer supremo interés de todo buen ecuatoriano, y esa no es tarea fácil, por eso al presidente se lo ve despreocupada de lo q venga después,pues a los grupos con presidenciables no se los ve esbozando proyectos para ese desmonte

  8. Bien, muy Bien, excelente, para mi esto es patriotismo y verdadero amor por la PATRIA, gracias bpor estas personas como Ud, que ayudan a que la llama de la esperanza no se apague aunque casi todos timoratos en unos casos y cobardes en otro ayudemos a que eso pase con nuestro silencio y temor cómplices, tal vez nadie le agradezca en primera persona pero la libertad que está y las próximas generaciones van a gozar será por los que no callaron ni claudicaron como Ud que a pesar de todo el sufrimiento que esto significa para su flia sigue adelante e indeleble en su afan de ayudarnos a recuperar la patria, en nombre de mis hijos y por el futuro de ellos que ayuda a construir GRACIAS DE CORAZÓN.

  9. El análisis descubre hasta las intenciones más allá de las palabras. Felicitaciones por la claridad conceptual y filosófica.

  10. Es muy difícil discutir con un individuo que haga apología de la tosudez y terquedad, casi nunca se obtienen resultados positivos de esa discusión y lo que uno gana es provocar una perforación de úlcera gástrica. Pensar que una persona que a duras penas conoce las 4 operaciones básicas analice las bondades y virtudes de los sistemas capitalistas, neoliberales, socialistas o feudales es pedir demasiado, primero debería conocerlas.
    Segundo, el dicho que reza: «la ignorancia es atrevida» nunca ha tenido más sentido que viendo cómo nuestros gobernantes actúan y piensan. Al saber 3 cosas toman un discurso como si supieran 30 y no comprenden que para ser medianamente culto hace falta saber al menos 30000.
    La casi ausencia de discrepancias hace que el ignorante crea que no lo es. Si el semi analfabeto de Chávez decía que los Estados Unidos provocaron el terremoto de Haití y casi no hubo nadie quien le contradiga en su feudo, él estaba convencido que el 99% de la población está con él.
    Tercero: el apoyo popular muy difícilmente indica la valía de un gobernante en su extenso sentido de la palabra. En los inicios de la Alemania nazi, un 96% de la población (de uno de los países más cultos del mundo) votó por una ley habilitante para transformar en dictador a un canciller, que luego pasaría a engrosar la lista de las mayores pestes del mundo. Tuvo apoyo popular, incluso hasta el final de la mayor guerra de la historia, pero eso no significa que haya sido un buen gobernante ni una buena persona.

    Conclusión para hablar de mecánica con un ingeniero mecánico, el que habla primero debe saber de ingeniería mecánica.
    Nuestro mayor lastre como nación es la ignorancia.

  11. Buen análisis mi estimado José, hay muchos criterios ideológicos que deben ser reinventados o corren el riesgo de desaparecer por impracticables o líricos, el mejor y único punto de partida debe ser el humanismo y el respeto a los demás. Mario Benedetti lo resumió con sencillez y precisión cuando hablaba del hombre que pretendía ser diferente, libre, justo: «De dos peligros debe cuidarse el hombre nuevo: De la derecha cuando es diestra, de la izquierda cuando es siniestra».

    Lo que sucede es que la «ciudadana revolución», es torpe e impostada, Ejemplo: Marx decía Sindicato es escuela de socialismo y los socialistas del «XXI siglo» lo primero que hicieron es desbaratar los sindicatos.

    Los «Agüita Verde» hablan de soberanía y entregan el campo Sacha a la empresa Hallyburton de DicK Cheney ex vicepresidente del imperialismo yanky. Luego dicen ser de izquierda y anuncian la privatización de CNT (Corporación Nacional de Telecomunicaciones). A quien creen que engañan!!!! Todo lo que dicen lo hacen, al revés. Porque ahí radica su farsa. Engañar al pueblo.

    La moda en el continente era el progresismo, y este gobierno se subió a esa moda, luego buscó la aprobación de los líderes históricos de la izquierda internacional hacia a fuera para avalarse como el dueño de la misma y eliminar cualquier resistencia hacia adentro. Fue una acción muy hábil. Por eso digo que la izquierda debe reinventarse o desaparecer.

    Esto que vivimos es caudillismo puro y duro, no llega a populismo, apoyado por una clientela que se beneficia y que hace rato perdió cualquier tipo de crítica y análisis, que existan seguidores sin interés expreso mis dudas, nadie puede cegarse de tal forma para no ver la realidad.

    El fin de la tiranía esta muy cercano, y queremos que salgan del poder pacifica, democrática y constitucionalmente, sin embargo no nos busquen porque por nuestras venas corre sangre con herencia de rebeldía y apoyándonos en Martí exclamamos:

    Cadáveres amados los que un día
    Ensueños fuistes de la patria mía,
    ¡Arrojad, arrojad sobre mi frente
    Polvo de vuestros huesos carcomidos!
    ¡Tocad mi corazón con vuestras manos!
    ¡Gemid a mis oídos!
    ¡Cada uno ha de ser de mis gemidos
    Lágrimas de uno más de los tiranos!
    ¡Andad a mi redor; vagad en tanto
    Que mi ser vuestro espíritu recibe,
    Y dadme de las tumbas el espanto,
    Que es poco ya para llorar el llanto
    Cuando en infame esclavitud se vive!

Responder

Your email address will not be published.