Por la lucidez, desobediencia, ironía y obstinación

¿Quién nombró a Assange consejero de la Embajada en Moscú?

en Conexiones4P/Elenfoque por

¿Quién ordenó nombrar a Julian Assange como consejero de la embajada del Ecuador en Moscú y otorgarle la nacionalidad ecuatoriana?

La pregunta podría convertirse, para el gobierno de Lenín Moreno, en el equivalente al «¿quién ordenó disparar?» que atormentó al correato durante casi ocho años desde el trágico 30 de septiembre del 2010 y que ahora vuelve a hacerlo a propósito de la investigación que inició la Fiscalía post correísta para saber lo que ocurrió ese fatídico día. O incluso al «¿quién ordenó secuestrar a Fernando Balda?», que tiene al ex presidente Rafael Correa al borde del K.O. político y del desequilibrio emocional, como se nota en su conducta en redes sociales.

La interrogante sobre quién fue el autor de la nacionalización y nombramiento de Assange como miembro del servicio exterior ecuatoriano en Moscú se vuelve más actual ahora que la Cancillería envió a la Asamblea Nacional algunos documentos relacionados con ese trámite podrían ser desclasificados el próximo martes 2 de octubre si la Asamblea Nacional aprueba, con al menos 91 votos, una moción que ha presentado la asambleísta socialcristiana Paola Vintimilla. De lo que ella afirma haber visto en los documentos, el tema puede terminar convirtiéndose en un menudo escándalo político con graves implicaciones administrativas y penales. Mucho más aún por los alcances internacionales que tiene el tema.

Assange fue declarado ciudadano ecuatoriano mediante trámites nada ortodoxos que, como se ve en los documentos que tiene Vintimilla, incluyeron la expedición de una norma expresa, pensada precisamente para Assange, para que extranjeros que viven en embajadas puedan adoptar la nacionalidad ecuatoriana. Además un acuerdo ministerial nombrándolo consejero de la Embajada del Ecuador en Moscú así como otro con el que lo nombraron funcionario de legación diplomática ecuatoriana en Londres.

El tema es peliagudo si se toma en cuenta que todos estos esfuerzos hechos por la Cancillería para nacionalizar a Assange y nombrarlo funcionario de la Embajada del Ecuador en Moscú, coinciden pasmosamente con un operativo ruso para sacar a Assange de su exilio en Londres y llevarlo a Rusia, según lo reveló hace poco el diario inglés The Guardian que tuvo acceso a documentos secretos de Wikileaks.

Los papeles de la Cancillería muestran que los trámites que la diplomacia ecuatoriana hizo para Assange fueron hechos en diciembre del 2017, durante las semanas que los rusos preparaban el operativo para auxiliar al australiano. Además, como se ve en los documentos que publicó The Guardian, para que el plan ruso tenga éxito era condición sine que non que el Ecuador nacionalizara a Assange y luego lo nombrara diplomático, primero en Londres y luego en Moscú. ¿No es acaso demasiado coincidencia como para no sospechar que todo fue coordinado entre ecuatorianos y rusos?

El plan finalmente fracasó porque los ingleses no aceptaron que Assange sea nombrado diplomático en Londres, tal como 4Pelagatos lo reveló en exclusiva en diciembre del 2017.

El enredo en que está el servicio diplomático ecuatoriano que operaba en diciembre del 2017 bajo la dirección de la entonces canciller María Fernanda Espinosa, tiene un agregado que lo hace más grave. Assange colaboró con el Kremlin para perjudicar a la candidatura demócrata de Hillary Clinton y beneficiar a la de Donald Trump, segun las investigaciones que ha hecho el fiscal especial para el caso, Robert Mueller, en los EEUU. Es decir que si se llegara probar que hubo un contubernio entre Ecuador y Rusia para ayudar a Assange se configuraría una cooperación entre estos dos países para intervenir en asuntos políticos domésticos de los EEUU, una acción que la justicia estadounidense parece resuelta a investigar hasta las últimas consecuencias.

De acuerdo a una columna publicada en el Washington Post,  el 27 de septiembre del 2018, Wikileaks ayudó abiertamente a Trump y Rusia en su afán por perjudicar a los demócratas. En julio del 2016, dice la nota, justo antes de la Convención Demócrata, esa organización fundada y dirigida por Assange filtró correos electrónicos que mostraban que el partido había favorecido a Clinton sobre Bernie Sanders, otro aspirante a ser candidato demócrata a la presidencia de los EEUU. Y sobre todo, agrega la nota del Post, en octubre del 2016.

Ese momento, cuando todo indicaba que la candidatura de Trump estaba liquidada por los escándalos de abuso sexual, vino la salvación desde los cuarteles de Assange. Apenas habían pasado 29 minutos luego de que el electorado estadounidense había escuchado horrorizado al ahora presidente Trump de que «cuando se es famoso se puede puede agarrar (a las mujeres) por la vagina», Wikileaks  publicó correos electrónicos hackeados del computador de John Podesta, director de campaña de Hillary Clinton. Poco después de eso, Trumpo dijo «yo amo a Wikileaks» en un acto de campaña.

El asunto es particularmente grave: un operativo en el que el Ecuador entrega de forma irregular la nacionalidad a un extranjero que estaba colaborando con un país para afectar la democracia de otro es lo más parecido al episodio de la venta de la bandera, cuando en 1884 el gobierno ecuatoriano de ese entonces entregó la bandera ecuatoriana para que un barco de guerra japonés pueda ser vendido a Chile que se hallaba en guerra con el Perú.

Pero ¿quién fue responsable del affaire Assange? Por lo pronto, el presidente Lenín Moreno ha tratado de lavarse las manos en el tema y de cargar todo el peso en su ex canciller, María Fernanda Espinosa. En una entrevista que dio a CNN el miércoles 26 de septiembre, dijo desconocer los documentos que tiene Vintimilla y aseguró que había dado a Espinosa «la potestad» para que que «decida acerca de qué hacer con el caso Assange». Según Moreno, «la alternativa de ella no dio el resultado que esperábamos para solucionar el caso». Ya en mayo del 2018, Moreno había dicho que «esa fue una decisión de la señora canciller. Yo le había manifestado a la señora canciller que, con la mayor libertad, escoja la forma de solucionar el problema. Y ella escogió ese sistema. No fue el más adecuado, pero yo fui respetuoso de eso”.

Mientras Moreno ha puesto distancias con la decisión de nacionalizar y nombrar como diplomático a Assange, Espinosa, por su lado, parece que también trató de no dejar evidencias de su actuación. Según lo que la asambleísta Vintimilla ha visto en los documentos que tiene, fue un funcionario llamado José Luis Jácome, que para diciembre del 2017 era subsecretario del Ministerio de Relaciones Exteriores, quien firmó el nombramiento de Assange. ¿Quién firmó los otros documentos? La interrogante si bien podría despejarse cuando se desclasifiquen los papeles de la Cancillería deja abierta la verdadera y más importante de todas las preguntas: ¿quién ordenó ejecutar el affaire Assange?

Será muy difícil creer, si alguien lo llega a decir, que fueron mandos medios los que tuvieron toda la responsabilidad de lo actuado alrededor del affaire Assange.

18 Comments

  1. La mamerta de MF Espinosa deberia ser procesada por traición a la Patria.
    Ha tomado nuesra sagrada bandera. Ha hecho lo que le ha dado la gana, atropellando la leyes y reglamentos y sobre todo la dignidad del Ecuador. Ha puesto el nombre del Ecuador al servicio del delincuente y violador llamado Assange. Espinosa, practicó las mas abyecta perversión diplomática.

  2. Señor Pallares, el episodio de la venta de la bandera no es como usted lo describe. Fue Chile el país que vendió un barco de guerra a Japón y se valió de la bandera ecuatoriana para disimular el negocio del que estaba impedido pues se había declarado neutral en la guerra de Japón con China.

  3. tanto ha ido el cántaro al agua que al fin se rompe, en este caso julian Assange seguirá en la embajada del Ecuador en Londres, es impredecible su tiempo de permanencia puesto que la justicia londinense debe estar atenta la cualquier maniobra que se le quiera beneficiar a Julián Assange y no permitirá su salida y si fuera el caso esto traería graves consecuencias entre paises poderosos.
    Es lamentable que el país este inmiscuido en este asunto de hackeos internacionales por Wikileaks dirigido por Julian Assange en temas delicados que comprometen las democracias .

  4. Correa y Moreno son cortados con la misma tijera. No saben nada, desconocen lo que hacen sus ministros, ignoran los documentos existentes… En resumen, para ser generosos, son unos completos negligentes. O bien, unos cínicos empedernidos cuya principal característica es su mitomanía.

  5. (es Ina). No, no dije que se compararan con Assange, que tienen en común jugársela dije. A diferente nivel de riesgo, pero jugársela en fin. Y me parece que ese valor que eso tiene se deja de lado, así como su conexión actual con Rusia. El énfasis de los artículos parece estar meramente en denunciar (con razón) a la trama política para salvarlo. Yo creo es importante también discutir el por qué. Por cierto, como dice Usted, parece evidente el que haya hecho equipo con Rusia. En su opinión: qué opciones le quedaban?

  6. Nuevamente se confirma que para los correistas no existe el amor y respeto para la patria.
    En su horizonte solo hay intereses personales y partidistas.
    Espín lo acaba de ratificar con su visita «humanitaria» a la cárcel.

  7. Estimado Martín Pallares, yo sigo con interés los sucesos del caso Assange a manos de su periodismo investigativo. Por más que, en verdad, los intentos de sacar a Julian Assange de la Embajada impliquen un manejo arbitrario de normativa jurídica para favorecerlo, siempre tengo un sentimiento ambiguo respecto de este caso (no así respecto de los casos que mencionan arriba como Balda o Gavela). Julian Assange tiene en común con ustedes que se jugó la cabeza por hacer revelaciones de importancia desafiando el poder. Ya sé, su actuación no se puede resumir en una simple oracion; pero siempre recuerdo que ha habido un servicio a la verdad allí, aunque después hubo errores y distorsiones y hasta los casos de delitos sexuales. Pero queda ese servicio a la verdad que sacudió el poder y parece lógico que el interés de hacer justicia en su caso no es tal (o es una parte), sino un ajuste de cuentas por ls revelaciones de Wikileaks. Y esto de alguna manera siento que no se toma en cuenta. Cordiales saludos,

    • Hola Ina,
      Gracias pero 4P.ni de lejos pretendería compararse con Assange. No obstante, él solo ha investigado en una sola dirección. Y en los hechos, ha hecho equipo con Putin contra los países de democracias liberales. Cordial saludo.

      • (es Ina). No, no dije que se compararan con Assange, que tienen en común jugársela dije. A diferente nivel de riesgo, pero jugársela en fin. Y me parece que ese valor que eso tiene se deja de lado, así como su conexión actual con Rusia. El énfasis de los artículos parece estar meramente en denunciar (con razón) a la trama política para salvarlo. Yo creo es importante también discutir el por qué. Por cierto, como dice Usted, parece evidente el que haya hecho equipo con Rusia. En su opinión: qué opciones le quedaban?

  8. Parece que estos personajes no tuvieron ningún problema en prostituir la soberanía del Ecuador con el fin de la consecución de sus chuecas aspiraciones personales . El carguito en la ONU , el programita en Rusia Today . Que otros premios recibieron a cambio de esta indignidad ? . Moreno debe deshacerse con urgencia de estos discapacitados morales , evita el ahogarse con ellos y sobretodo cumple con el pais .

  9. El señalamiento del Dr. Chamorro es clarísimo: quién puede firmar decretos ejecutivos? Solamente el presidente de la república, y por lo tanto es obvio que el Lcdo. Moreno sabía de las barbaridades que se estaban cometiendo para favorecer al delincuente Assange. Y quienes más están detrás de toda esta podredumbre? Seguramente participaron funcionarios de la cancillería en Quito, funcionarios de la embajada en Londres y por supuesto, si ya se estaba cocinando con el gobierno ruso el nombrar a este delincuente consejero de la embajada en Rusia, también participó en estos actos ilegales el embajador y posiblemente algunos, sino todos, funcionarios de la embajada del Ecuador en Rusia. Que pena y que verguenza para nuestro país. Al menos se debería cambiar ya a todos estos funcionarios corruptos que fungen como embajadores e irrespetan al pueblo ecuatoriano que es al final quien paga sus onerosos sueldos pero sin premiarlos con otras embajadas sino que deberían ir presos de manera inmediata.

  10. Solamente la estupidez y la ignorancia de la más elemental lógica, pueden planear algo tan escabroso y peligroso para el Ecuador.
    La famosa secretaria general de la ONU, seguramente aun no se da cuenta del papelón en que se ha metido ella y al Ecuador

  11. Esto ya resulta inaudito, el Lcdo deja en manos de su canciller correista y revolucionaria una decisión tan grave como la naturalización de Assange; y no supo los tejes y manejes de Espinoza, asesorada seguramente l por el sandinista Mangas; y en todo esto en juego el buen nombre internacional del país. Increíble!!!!
    Que se sepa toda la verdad, y estos ROBOLUCIONARIOS FARSANTES que jugaron con el país paguen sus culpas con la pena que nuestras leyes lo determinan

  12. El literal f) del artículo 11 del Estatuto del Régimen Jurídico y Administrativo de la Función Ejecutiva dice: «11.- Atribuciones y deberes del Presidente de la República.- El Presidente de la República tendrá las atribuciones y deberes que le señalan la Constitución Política de la República y la Ley: f) Adoptar sus decisiones de carácter general o específico, según corresponda, mediante decretos ejecutivos y acuerdos presidenciales;»

    Como queda anotado, solamente el Presidente de la República puede expedir decretos ejecutivos. En este contexto, y ante su afirmación de que «Además un decreto ejecutivo nombrándolo consejero de la Embajada del Ecuador en Moscú así como otro con el que lo nombraron funcionario de legación diplomática ecuatoriana en Londres.», hace que la pregunta que usted pone como titular de su artículo «¿Quién nombró a Assange consejero de la Embajada en Moscú?» tenga como lógica respuesta EL PRESIDENTE DE LA REPÚBLICA.

    ¡Elemental, mi querido Watson!!

    • Muchas gracias señor Chamorro por escribir. Usted tiene razón y yo estuve equivocado. En efecto, se trata de un acuerdo ministerial y no un decreto ejecutivo el que sirvió para el nombramiento de Assange. Muchos saludos.

  13. Estos procedimientos de la sra Espinosa en el caso Asange, son de gravedad absoluta, como el mismo caso Balda o el caso Gavela. Los actores intelectuales con ideas y con dinero de los ecuatorianos hacen y deshacen sus maniobras sucias, involucrando en sus actos poco claros a subsecretario, agentes, etc etc. La asamblea deberá poner en orden no solo los papeles desclasificados, sino pedir que se juzguen estos actos vergonzosos, que los Ap cometen como si se tratara de actos patrioteros sin darse cuenta que involucran al Ecuador en estas maniobras que avergüenzan al país entero, para los pobladores honestos sabemos que , actos reñidos con la moral, la ética pública y la soberanía del país.

Deja un comentario

Your email address will not be published.

*

Las últimas de

×
Ir Arriba