Por la lucidez, desobediencia, ironía y obstinación

Yunda se apropia del logo de Quito

en Conexiones4P/Elenfoque por

Quito está estrenando logo. Y no lo hace porque necesitaba uno nuevo o porque antes no tenía uno que identificara a la ciudad. Tampoco porque la ciudad hubiese tenido una transformación tan radical que necesitaba una nueva marca y ni siquiera porque algún astuto funcionario pensó que podía ganarse una comisión encargando el diseño a una agencia de amigos: porque resulta que el trabajo fue gratuito según la Alcaldía.

No, si Quito está estrenando un logo es, entre otras razones, porque parte de la clase política entiende el ejercicio del servicio público como un asunto personal y no institucional. Que Quito esté estrenando logo desde el día en que se posesionó el nuevo alcalde Jorge Yunda, no es sino una evidencia más de que la cosa pública es entendida como un ejercicio personal, donde la institucionalidad, la historia y la memoria colectiva no existen. Algo que, por cierto, no es nuevo ni exclusivo del actual alcalde: ya Augusto Barrera impuso un logo durante su administración y Mauricio Rodas hizo exactamente lo mismo en la suya. Como si los logos tuvieran que representar a cada una de las administraciones y no a la ciudad como tal.

La personalización de la imagen de la ciudad es tan grosera, en el caso de Yunda, que parte del nuevo logo de Quito es una frase que él utilizó como eslogan de campaña: “Quito grande otra vez”.  ¿La imagen de la ciudad debe llevar a cuestas el mensaje del candidato ganador? La interrogante se hace más inquietante si se toma en cuenta, además, que únicamente el 22 % de los quiteños votaron por la propuesta de Yunda.

Pero esto es una parte del problema. Hay otra que hace de toda esta historia algo ridículo y penoso: el “Quito grande otra vez” es una evidente inspiración o más bien copia descarada del “Make America great again”, con el que Donald Trump no solo logró aglutinar a todos los grupos de la extrema derecha racista de los EEUU, sino que se ha convertido en la oración sagrada de una teología política supremacista que aspira a la reconstrucción de una nación racial y espiritualmente pura, libre de cualquier contaminación extranjera. Si incorporar a la imagen de la ciudad el eslogan político de un candidato desvirtúa y adultera el concepto de un logo de ciudad, que ese eslogan sea una burda copia de una frase de la última campaña electoral de EEUU, con toda la connotación que aquello tiene, se convierte en un pesado fardo que puede ser vergonzante para un sector de la población de Quito.  ¿Cómo es posible que la imagen de Quito deba estar asociado al eslogan de Donald Trump?

La creación del nuevo logo de la ciudad, además, no fue producto de un proceso en el que se haya incluido alguna forma de consulta o participación  de la sociedad ni tampoco de expertos en diseño o de gente que se haya dedicado a pensar la ciudad. El nuevo logo es simplemente la representación que Jorge Yunda y su equipo tienen de Quito y que fue plasmada en el departamento de publicidad del Municipio.  ¿No costó nada? En verdad no hubo un gasto directo en el pago del trabajo, lo cual es bueno para la ciudad, pero eso no significa que no haya que gastar en nueva papelería y en el cambio de imagen en vallas y lugares públicos.

Los expertos sostienen que normalmente los logos sirven para posicionar una idea o concepto de una ciudad, básicamente para estimular el turismo. En otras palabras, un logo sirve para vender una ciudad. El mejor ejemplo de esto es el de Nueva York. Esa ciudad, considerada como uno de los mejores ejemplos de un branding o posicionamiento de marca del mundo, utiliza el celebérrimo I love New York diseñado por Milton Glase donde el love se reemplaza con un corazón. Ese logo, sin embargo, se utiliza únicamente para temas turísticos y ni siquiera aparece en la página de la municipalidad de esa ciudad. Lo mismo ocurre con ciudades como Madrid, que tiene un logo para fines turísticos en el que se la palabra Madrid aparece sostenida en un abrazo mientras que la imagen oficial de su cabildo se remite al escudo heráldico de la ciudad.

Un ejemplo significativo de esta forma de diferenciar el símbolo oficial de una ciudad del que se usa para el turismo es el de Amsterdam. Esa ciudad holandesa tiene ahora un logo turístico, considerado como uno de los mejores del mundo, que básicamente es la frase I amsterdam, donde la I y la sílaba am van en rojo mientras sterdam van en negro. La idea de ese logo es transmitir la idea de que el visitante se apropie de la ciudad bajo el mensaje de Yo soy Amsterdam.  Mientras ese es la imagen para vender la ciudad al visitante, Amsterdam mantiene su escudo de armas como símbolo oficial de la ciudad.

No todos los casos son así, sin embargo. París por ejemplo tiene un logo que se usa para temas institucionales como turísticos, pero es una imagen tan simbólica (una nave estilizada) que es imposible relacionarla con una figura o alcalde en particular.

Según el estratega en branding Arek Dvornechuck, de la firma Ebaqdesign de Nueva York, para una ciudad el logo ayuda a crear asociaciones positivas y diferenciarse de otros destinos turísticos. «El logo de una ciudad -dice- debe ser parte de una estrategia más grande que busque revivir la imagen de la ciudad y su economía». Es evidente que, en el caso del logo de Quito que ha impuesto la administración Yunda, estos conceptos no se cumplen.

Un logo o emblema de ciudad debería no solo ser una imagen que proyecte cierto elemento positivo y atractivo de la ciudad, sino que represente de alguna forma a sus habitantes. El nuevo logo de Quito, en realidad, representa el espíritu de la campaña electoral de un alcalde. Yunda usa el  logo de Quito como una extensión de la imagen de su campaña y de su paleta cromática. No solo es un abuso sino un gasto portentoso cuando se piensa en todos los cambios que esto conlleva para la ciudad en cambio de papelería, señalita, banners y otros materiales promocionales… Todo porque cada alcalde que llega hace con la ciudad y sus símbolos lo que quiere. Yunda, que ganó con el 22%, no escapa a esta constante.

Fotomontaje: 4P.

27 Comments

  1. Interesante sorpresa leer en varios medios que el nuevo alcalde se apropia del logo de Quito.

    El Comercio de Quito publica una noticia que francamente, aunque causa inmensa pena, no es posible entender menos aprobar. El titulo del reportaje es:
    «Un campamento de refugiados sin servicios, en la calle Whymper de Quito»

    El tema del articulo es el caso de refugiados colombianos que se han instalado frente al edificio donde se ubica ACNUR exigiendo los ayuden para ser reubicados a otros puntos del planeta por razones que ellos consideran justas, aunque de lo que se lee, ese organismo no tiene esa facultad, y es obvio que ellos desconocen, o quienes los dirigen es posible que sepan, y quizas olvidaron informar a dichas personas.

    Que regio seria que el alcalde Yandun, como adalid de mejores causas, se apropiara de la otrohora señoreal Luz de America, pusiera de una vez por todas fin al aspecto que dan situaciones como la descrita, por las cuales la Capital de la Republica parece tierra de nadie, donde cada cual reclama sus derechos, etc., y el aspecto de la ciudad, y los problemas que esas situaciones crean, otro caso de «que mas da, asi son las cosas», etc., Quizas si se da una vuelta el alcalde vera en varias esquinas y aceras del centro historico pequeñas estufas y tanques de gas donde sus dueños expenden comida a vista y paciencia de las autoridades de sanidad o quienes responden por ello, salud e higiene que pena, esos vendedores tienen derecho a ganarse un pan, pero tengo la certeza de que no debe ser a expensas de la salud de la ciudadania, y por cierto de la imagen de la ciudad. Turismo es una de las fuentes de ingreso para el municipio? quisiera alguien contar que interes tendran los turistas, nacionales y foraneos de pasear por la ciudad, sino llevarse una pesima impresion y buscar otros pueblos y ciudades que cuidan de su imagen y claro alli si gastar sus reales.

  2. Comparto plenamente el artículo, y es lo que pienso de los demás alcaldes electos del país. A título personal se toman una responsabilidad de construir una imagen de ciudad que no es más que el reflejo miope de una representación minoritaria que en estos temas no los legitiman. Los electos se creen con la responsabilidad de refundar las ciudades en cada periodo, sin entender el verdadero impacto de sus decisiones políticas y sobre todo administrativas.

  3. Para que Quito vuelva a ser grande otra vez, el señor Yunda, primero tendrá que renunciar
    a su ego personal y al monopolio de frecuencias. Debe trabajar con el único propósito, de servir a la ciudad con absoluta honradez y honestidad.

  4. Considero que hay que darle al Dr.
    Jorge Yunda hoy Alcalde de Quito el tiempo adecuado para que implemente y organice una buena administración y vaya resolviendo con eficiencia, efectividad y economía los cruentos problemas que afronta la primera ciudad de Ecuador.
    En lo referente al logo «Quito grande otra vez » no está mal , lo que me llama la atencion del Sr Alcalde de Quito es la picardía e intencion que demuestra en la portada, muy distinto al respeto que debe tener con la ciudad de Quito.

  5. No es que sea conformista….pero yo no esperaba ni espero nada bueno de ese bufonesco personaje…alguien si? alguien sin esbozos de estomago agradecido o de minucioso estupido?
    Por otro lado comparto la idea…es una buena oportunidad para robar!! para facturar!!! para poder justificar rubros economicos!! Por otro lado el impresentable payaso son gracia, elegido por 20 de cada 100 quiteños (y muchos seguros ni quiteños)…ya nos ha mostrado que de manos largas, mentes psicoticas y corazones podridos sabe mucho!! Soportaran los quiteños de verdad ver a un sàtrapa de esa calaña convertir al Municipio de Quito en meretricio ??

  6. Esperar que Yunda no hiciera lo que los anteriores alcaldes han hecho, es mucho pedir. Creyéndose que lo máximo que le ha pasado a Quito, los otros se miraban el ombligo, Yunda el pupo.

  7. Nuevo alcalde, nuevo logo, esto de que cada inepto que ingresa a tomar la labor de la administración de la ciudad, lo hace con su marca personal ya se está volviendo odioso. No existe plan, no existe una ruta de acción para atender los problemas de la ciudad, no existe un político. Lo que si existe es un payaso que entra con muchas ideas sueltas, con absurdas medidas populistas para engañar algunos incautos y mucha atención mediática, es decir, el típico eterno candidato que vive en campaña y promociona sus inútiles ideas, otro incompetente al mando… Lo que Quito menos necesita.

  8. Creo que el Dr. ha gastado bastante tiempo en confeccionar un nuevo Logo para la ciudad y como el tiempo es dinero los Quiteños que no votamos por él estamos asombrados de que se empiece un nuevo periodo siguiendo las enseñanzas de alcaldes anteriores, me refiero a alcaldes de la década de las manos ardientes, que se alzaron con Logos y las necesidades de la ciudad quedaron en el olvido, vasta ver las calles, la basura, el trafico, los delincuentes, la seguridad, los robos etc.etc.etc. en esto si que la ciudad es grande otra vez.

  9. Bueno seria que se haga dueño de lo que cada habitante de esta ciudad debe por impuestos. Un punta pie en el trasero bien merecido lo tiene el anterior alcalde por vago.Desarrollar los barrios para que sean más seguros es una oportunidad que no se debe dejar pasar. Igual que cuando en campaña el Dr. Yunda visitaba los barrios de forma lúdica , que se procure la incorporación de actividades inclusivas que generen empleo. Tenemos barrios ocupados por algunas etnias que viven en abandono sistémico , salen a la luz de tiempo en tiempo, por festivales y no como una política de aceptación y reconocimiento. Reforzar y promocionar las actividades que se procuran en centros como «CASA SOMOS» tiene que volverse en una gestión inspiradora que abrace el sentido de pertenencia a esta ciudad, aunque no conste en el slogan.

  10. Lo q hace el nuevo alcalde es figuretear y figuretear. Hasta ahora no ha presentado ningún proyecto de mejoras para la ciudad y sobre la seguridad de sus ciudadanas/os. Ni siquiera q se realicen investigaciones sobre la realidad de la linda ciudad de Quito. Es hiede q se ponga a trabajar en serio.

  11. Yordi Yunda, mal comienza…huérfano de ideas, toma el atajo mediante el plagio, por no decir robo.
    Quito y cualquier otra ciudad del Ecuador para nada necesita de logos…lo que el pueblo quiere es que el lugar donde reside con sus familiares y amigos, sea un espacio en el que se pueda vivir decente y dignamente; que se minimicen el problema del tráfico y del smog; que los concejales tomen en serio su función, a fin de que se emitan ordenanzas sabias y las que existan, se cumplan fielmente. Cero robo a las arcas municipales, disminución de burocracia (pipones), agilizar trámites en ventanilla o a través de internet. Es decir, todo aquello que represente orden, respeto y justicia. Amén, obviamente, de desarrollar un plan de obras ÚTILES para que brinden a la ciudadanía mejor bienestar.
    Pero no, pues, lo que Yordi Yunda está haciendo: pretender ganar aplausos porque hace recortes de gastos menores, que los ediles no usen carros públicos, etc., lo cual en principio no está mal…pero Yordi Yunda debe tener presente que solo tiene 4 años para cumplir su plan y que cada día que pasa sin iniciar nada importante, es día perdido.
    Me da la impresión de que este alcalde llegó a su máximo nivel, en el cual podría pasarse los 4 años dedicados a cuestiones sin importancia, apartando aquellas que realmente necesitan su atención, esfuerzo y trabajo denodado.
    A este comportamiento, propio de ineptos e incapaces, se denomina PRINCIPIO DE PETER; en pocas palabras, Yordi Yunda pudo haber sido un exitoso empresario de las radios (pero ni tanto, porque concentró frecuencias por la zurda), pero como alcalde, puede fracasar.

  12. En el Himno de la ciudad de Quito, dice en su primera y segunda estrofas: “En las faldas inmensas del monte, tu grandeza buscó un pedestal, para henchir tu ambición de horizonte, y colmar tu ansiedad de ideal.
    Oh ciudad española en el Ande, oh ciudad que el incario soñó; porque te hizo Atahualpa eres grande y también porque España te amo”. (Fray Bernardino Echeverría y Fray Agustín de Azkúnaga crearon la letra y música del Himno a Quito en julio de 1944). Sr Yunda, Quito tiene grandeza por su historia, por el trabajo de muchos próceres quiteños, y sus actos heroicos, historia que se desdice cuando usted coloca letreros de su campaña con slogans que no calzan con la historia. Usted es el primero que debe limpiar la ciudad eliminando esos letreros de mal gusto que no consideran la historia y que irrespetan a la ciudad, regale a los Latín King para que ellos den un mejor uso. Y le sugiero que se tome tiempo para realizar procesos participativos con los pobladores para que sus actuaciones sean aplaudidas. Personalmente, le sugeriría que si corta la hierba de los parques y escenarios deportivos le vamos a agradecer y no pierda el tiempo en continuar con su campaña política.

  13. Con esto descubro que el Señor Pallares ha sido progre. Decir que Trump reunió a los votantes supremacistas, es no decir toda la verdad. No me gusta Trump pero la gente que votó por el, es gente de los pueblos y ciudades de America que se cansaron del discurso progresista de la izquierda (demócrata Americanos).

  14. Yunda esta buscando no solo congraciarse con Quito sino con el Ecuador y no seria de extrañarse que piense en la Presidencia mas adelante. Sin embargo es lamentable que aun no sea investigado por el tema de las frecuencias, otro sociolisto del siglo XXI que esta aprovechándose de la situación conflictiva que vive el país

  15. COMIENZA MAL SU ADMINISTRACION EL SEÑOR YUNDA, ADEMÀS SE ENFOCA EN ESTOS MOMENTOS EN POSICIONAR EN DIFERENTES PUESTOS CON UN CONCURSO PUBLICO SOLO PARA NOMBRAR A MUJERES, YA QUE DICE QUE ELLAS PUEDEN DARLE BUENOS RESULTADOS, DESDE YA ESO SE LLAMA DISCRIMINACIÒN DE GENERO, OSEA POR SER HOMBRE NO VA A SER UN BUEN TRABAJO. LOS CONCURSOS DEBERIAN SER EQUITATIVOS TANTO PARA HOMBRES COMO PARA MUJERES. ESTO ES SOLO UNA PROPUESTA POPULISTA. DESDE YA LE BAJO EL PULGAR A ESTE SEÑOR YUNDA

  16. Sería interesante si hacen una investigación y comentarios sobre el nuevo logo de ESPOL. Es algo que es tendencia ahorita, y ese NO fue gratis.

  17. Mejor un slogan a la usanza de Trump y no uno de Venezuela. Qué mismo?. Los sesgos en los análisis proponen dedicatorias absurdas. Ni Barrera ni Rodas fueron observados por este tema,más como un hecho histórico ahora. Suficiente y mucho más decidor sería»Quito una ciudad para trabajar «, es decir, una ciudad incluyente y sin delincuencia.

  18. Poco representativo de Quito. El «alcalde» no tiene idea del trabajo a desempeñar por eso ha llamado a otros para que le den haciendo.

  19. Desde que se señor Yunda sabe que fue elegido alcalde, no se cansa de dar golpes mediáticos como lo hizo su ex jefe, y como bien aprovechador del corte populista hace anuncios a diario de cosas que no las podrá cumplir, que pena por quito y por las personas que aceptaron de buen agrado colaborar con quito, pronto se desilucionaran del alcakde y saldrán corriendo. Que pena por esos señores que no a eptarob colaborar con personas más serias. Ya ven el señor, alcakde llega a trabajar con su perrito, con el debido respeto al señor alcalde y su can

  20. Yunda apela a ese logo porque siente nostalgia del Imperio Inca. Entiendo que quiere armar un nuevo imperio, bueno el de los medios ya lo tiene, ahora va por el politico donde Quito aparece en el centro de su vision ancestral.

  21. Me pregunto si ser Alcalde de Quito exonera a Yunda de ser investigado por monopolio de frecuencias, tengo entendido que este señor ganó gracias a los conciertos que realizó gratuitamente , llevando artístas populares a los que ni siquiera pagó so pena de que si no se presentan no sonarán sus canciones en sus infinitas radios, por favor investiguen a este magnate que dice que hay que ser austero y como símbolo de austeridad llegó en un auto Hummer uno de los de su colección, se viene el Evo Morales de Ecuador? Dios proteja a Quito y Pichincha que hoy están en manos de dos correístas rabiosos.

Deja un comentario

Your email address will not be published.

*

Las últimas de

×
Ir Arriba