Por la lucidez, desobediencia, ironía y obstinación

¿Las Fuerzas Armadas salen bien o mal paradas?

en Conexiones4P/Elenfoque por

Mauricio Campuzano, comandante de la Fuerza Aérea Ecuatoriana, dijo muy poco. O dijo mucho durante la ceremonia por los 99 años de creación de la FAE. ¿Qué dijo en lo relacionado con la actuación de las Fuerzas Armadas durante el reciente conflicto en el país? Dos cosas. Una: que los militares hicieron lo que les permite la ley vigente. Dos: que las Fuerzas Armadas estuvieron involucradas en tareas, frente a turbas enardecidas, sin respaldo de un marco legal y que los soldados salieron sin su armamento de dotación y bajo un confuso precepto de uso progresivo de la fuerza.

El Comandante de la FAE retomó, en suma, argumentos expresados en medios y en la Asamblea Nacional por el ministro de Defensa, Osvaldo Jarrín. Lo mismo han dicho ex militares como el general Ernesto González. En Radio Democracia, el exjefe del Comando Conjunto, aludió, igualmente a la falta de recursos y al efecto disuasivo que causa entre los militares eventualmente tener que responder ante la Justicia por cumplir con su deber. En este punto los militares no hablan de memoria: algunos de ellos enfrentan juicios desde hace años.

Ministro, militares y militares en servicio pasivo coinciden, entonces. Ellos han tratado de explicar la actuación de Fuerzas Armadas durante el conflicto, ampliamente criticada en redes sociales. La razón que más evocan es la ausencia de un marco jurídico en el cual operar: rol de Fuerzas Armadas en momentos de conmoción interna, definición de Fuerza Pública (¿FF. AA. coordina con la Policía, es auxiliar, lidera?), mecanismos legales para operar en estados de excepción y, en forma general, su papel en la seguridad interna del país. Se entiende que de estas definiciones dependen las estrategias, el armamento, los mecanismos de coordinación y, por supuesto, los planes operativos.

Militares en servicio activo y pasivo también aducen no contar con los recursos logísticos adecuados para intervenir en conflictos como el vivido por el país. Si  se les cree, solo disponen de sus armas convencionales que, esta vez, dejaron en los cuarteles. El Comandante de la FAE también agregó “un confuso precepto de uso progresivo de la fuerza”.

En claro: los líderes de FF.AA., el ministro Jarrín en el campo político, o de rama, como Mauricio Campuzano, no dan mayores explicaciones: justifican una actitud que, para la ciudadanía, se tradujo -así es percibida- en desprotección. Esa posición del Ministro y del Comandante de la FAE ratifican, por si hiciera falta, que el servicio de inteligencia militar también falló. Es verdad que el marco jurídico no lo hubieran podido improvisar y el general Jarrín ha subrayado que el proyecto de Ley de Defensa que envió el gobierno, no ha sido tratado por la Asamblea Nacional. No obstante, disuena que el Comandante de la FAE diga que los soldados salieron a la calle bajo un “confuso precepto de uso de la fuerza”. ¿No es su tarea precisar esos preceptos con el Ejecutivo (el Presidente y el ministro de Defensa) y con el Comando Conjunto, del cual hace parte?

El debate sobre el marco jurídico y la falta de recursos logísticos, se hace al margen de otro interrogante que concierne la capacidad de intervención de las Fuerzas Armadas: el uso de mecanismos disuasivos, probados como efectivos, y que no sean letales. Es decir, no puede evaluar su tarea únicamente a la luz de una disyuntiva imposible en su caso, como dijo el ministro Jarrín en la Asamblea, de disparar o no sobre los manifestantes. No se sabe de ningún tipo de acción ya sea para frenar el flujo de manifestantes o para inmovilizar su transporte. Y se sabe que usaron sus gases lacrimógenos en momentos muy particulares: repeler, por ejemplo, el intento de ingresar a la base militar La Balbina. No hubo estrategia alguna paralela para neutralizar a los manifestantes o cortocircuitar sus acciones. Entonces, ¿se debe entender -cuando el Comandante de la FAE dice que las Fuerzas Armadas hicieron lo que les permite la ley vigente- que su disyuntiva es disparar o no hacer prácticamente nada?

Todas las respuestas en este caso, como en los otros escenarios del conflicto, pueden pecar de falta de perspectiva. La evaluación de la estrategia seguida (porque hubo una), tiene que ser cotejada no solo con las acciones o las omisiones durante esos 12 días que sumieron al país en un ambiente de violencia y caos. Hay que analizarlas, igualmente, a la luz del rol histórico que han jugado las FF.AA., su perspicacia para moverse en estas situaciones preservando siempre los intereses de la institución y la capacidad de dirimencia que, aunque no muestren las armas, todos los actores les reconocen.

Puertas afuera, la imagen de FF AA salió lastimada, la fisura con la Policía pudo haberse ampliado y se creó una tensión con la sociedad civil que no existía. Puertas adentro, FF.AA. puede estar satisfecha de no haber usado las armas; no mostró, sin embargo, mecanismos para disuadir y repeler a los violentos y expuso a los soldados a ser vejados y humillados. No solo falta una Ley de Defensa sino estrategias para prever este tipo de eventos, contrarrestar a los violentos y coordinar con la Policía para proteger las instituciones democráticas, a los ciudadanos y sus bienes y los bienes públicos.

Foto: diario El Universo.

29 Comments

  1. Vale comparar con la imagen que ha quedado de la Policía después de estos días: seguramente mucha gente está satisfecha con esa institución porque los policías dieron harto garrote, patadas, gases y motos al que era y al que no era, es decir aplicaron el uso progresivo de la fuerza; por eso fueron invitados a Carondelet para agradecerles; sin embargo de que en sus narices se tomaron dos veces la Contraloría. En realidad muchos extrañan en el fondo al líder autoritario, a Correa, el que pone orden, el que no hubiera dejado que pasen vergüenzas los uniformados; uno que no les hubiera dejado ni pasar a los indígenas desde el páramo y les habría dado palo y luego cárcel.

    • ¡Ajá! ¡Cómo le extrañan! Especialmente líderes indígenas que fueron humillados, embadurnados con hollín para que así aparezcan ante las cámaras, entre ellos el Salvador y el Yacu Montes Pérez y su novia, que ahora lo vemos defendiendo a conspicua correísta Sra. Pabón. No se entiende, ¿verdad? Y peor aún al saber que la fuerza de choque de Correa fue indígena. Parece que el destino del pueblo indefenso es recibir garrote en todo tiempo y ahora de quienes (¿correístas con indígenas infiltrados?) quieren que regrese el Avispón verde-moco. La policía está para repeler el ataque de pandilleros, ¿o no?

    • Estimado Señor José Hernández, también hay que tomar en cuenta un aspecto muy importante en el accionar de las Fuerzas Armadas Ecuatorianas, que su sistema de inteligencia militar, en la época del correato, fue desmantelado y casi reducido a su mínima expresión, como parte de un plan maquiavélico, del cual estamos cosechando sus frutos.

  2. Me parecen claras las declaraciones. El uso progresivo de la fuerza no es algo q se improvisa sino q se planifica y practica. Debe haber medios para repeler a manifestantes, el no tenerlos es algo q debe contestar quienes no asignan recursos para ello. Creo q la estrategia fue clara: el respeto al ciudadano, aun cuando hayan sido vejadas las personas. Las FFAA nunca buscan popularidad, esperan q su pueblo entienda su labor. Si es q el no usar armas letales, q es lo q poseen, contra los manifestantes les cuesta popularidad pues bienvenida sea. Doleria y seria mas difícil de recuperarse de algunos fallecidos. No olvide Sr Hernandez del puente aéreo q la FAE hizo a Cuenca por ejemplo. Ojala usted tuviera tiempo y hablara sobre ello.

  3. Parece que nadie tiene idea del funesto resultado fruto de un maquiavélico plan concebido en las reuniones del lúgubre foro de Sao Paulo, o sea no se han informado que parte de los pronunciamientos del funesto plan es precisamente la ANULACIÓN de las fuerzas armadas convencionales como tales, o sea provocar división y resentimiento internamente entre oficiales y tropa, o sea desmantelamiento de la INTELIGENCIA MILITAR para evitar ser descubiertos en sus malévolos planes, o sea reducir al máximo posible su capacidad militar bélica (porque ya no hay guerra con el Perú), o sea desmantelar la base militar de los USA que grandemente contribuyó a evitar el libre tránsito de narcotraficantes a través del territorio ecuatoriano, o sea evitar que las fuerzas armadas tengan capacidad militar bélica y de inteligencia para rechazar y evitar la invasión de GUERRILLEROS de las fatídicas farc dentro nuestro territorio, o sea que etc, etc, etc.

    No es justo ni necesario emitir ningún tipo de opinión y/o crítica negativa contra las famélicas fuerzas armadas del Ecuador, sabemos muy bien como el sicópata del ático y toda su nauseabunda gavilla sistemáticamente fueron anulando la gran capacidad de reacción y acción que antaño las FFAA tuvieron y por muchos años (principalmente durante la presidencia del Ing. Febres Cordero quien pese a quien le pese supo y consiguió neutralizar a los mamarrachos izquierdosos insurgentes evitando así que este país caiga en las garras de seudo guerrilleros-terroristas liderados por castro y guevara.

    En estos momentos es cuando MAYOR APOYO y soporte todos los ecuatorianos de bien, honestos, trabajadores y patriotas debemos brindar para exigir al ilegítimo izquierdista ex-mir que urgentemente re-organice completamente al ejército nacional y al mismo tiempo modifique las ambiguas «leyes» constitucionales que hacen posible que todos los malandros, criminales, sicópatas, ladrones, políticos corruCtos, borregos vagos oportunistas y en general toda esa gentuza izquierdosa reclamen sus «derechos humanos» cuando no queda más que aplicar mano firme y dura precisamente para que todos los nauseabundos malandros mencionados aprendan también a RESPETAR NUESTROS DERECHOS HUMANOS.

    PRESO correa PRESO!!!

  4. A ver, a ver un momentico por favor porque parece que nadie tiene idea del funesto resultado fruto de un maquiavélico plan concebido en las reuniones del lúgubre foro de Sao Paulo, o sea no se han informado que parte de los pronunciamientos del funesto plan es precisamente la ANULACIÓN de las fuerzas armadas convencionales como tales, o sea provocar división y resentimiento internamente entre oficiales y tropa, o sea desmantelamiento de la INTELIGENCIA MILITAR para evitar ser descubiertos en sus malévolos planes, o sea reducir al máximo posible su capacidad militar bélica (porque ya no hay guerra con el Perú), o sea desmantelar la base militar de los USA que grandemente contribuyó a evitar el libre tránsito de todo tipo de transporte cargado de estupefacientes, o sea evitar que las fuerzas armadas tengan capacidad militar bélica y de inteligencia para rechazar y evitar la invasión de GUERRILLEROS de las fatídicas farc dentro nuestro territorio, o sea que etc, etc, etc.

    En resumen don José Hernández no me parece ni justo ni necesario emitir ningún tipo de opinión y/o crítica negativa contra las famélicas fuerzas armadas del Ecuador, sabemos muy bien como el sicópata del ático y toda su nauseabunda gavilla sistemáticamente fueron anulando la gran capacidad de reacción y acción que antaño las FFAA tuvieron y por muchos años (principalmente durante la presidencia del Ing. Febres Cordero quien pese a quien le pese supo y consiguió neutralizar a los mamarrachos izquierdosos insurgentes evitando así que este país caiga en las garras de seudo guerrilleros-terroristas liderados por los castro y ese criminal conocido como «che»).

    En estos momentos es cuando MAYOR APOYO y soporte todos los ecuatorianos de bien, honestos, trabajadores y patriotas debemos brindar para exigir al ilegítimo izquierdista ex-mir que urgentemente re-organice completamente al ejército nacional y al mismo tiempo modifique las ambiguas «leyes» constitucionales que hacen posible que todos los malandros, criminales, sicópatas, ladrones, políticos corruCtos, borregos vagos oportunistas y en general toda esa gentuza izquierdosa reclamen sus «derechos humanos», no queda más que aplicar mano firme y dura precisamente para que todos los nauseabundos malandros mencionados aprendan también a RESPETAR NUESTROS DERECHOS HUMANOS.

    PRESO correa PRESO!!!

  5. Mis expectativas nunca fueron buenas. La famosa escolta presidencial solo sirve para en el mejor de los casos decirle al Presidente «no podemos garantizar su seguridad» y en el peor se lo lleva preso.
    A Correa casi lo dejan matar, ¿no hubo un carro blindado de los que usan en los desfiles para embarcarlo por la puerta de atrás ? se hubieran ahorrado algunas vidas absurdamente perdidas.
    Han oído del TAZER, es un arma inhabilitante sin ser letal, si le disparan a la primera fila de activistas, seguido de una ráfaga de bala al aire, el resto saldrá a la carrera, y a los asaltantes de comercios, una paliza en el sitio nadie la protestará.
    Al momento el país espera que los dirigentes sean puestos en la cárcel o se refugien en México, Cuba o Venezuela. Estos últimos ya son un buen castigo. No es justo que se persiga a la Rivadeneira por HABLAR pendejadas y se las soportemos a Vargas por HACER pendejadas

  6. Discrepo totalmente con los que reclaman furiosos que las fuerzas armadas no hayan matado a unos cuantos terroristas, creo que si así hubiese sucedido, no habrían uno dos muertos, talvez cientos; pienso que tanto nuestros soldados y policías hicieron lo correcto, para hombres de honor se necesita ser muy controlado y valiente para soportar estoicamente tanta humillación.
    No soy militar ni policía, pero siento que los terroristas, van a salir muy mal parados ya empiezan a victimizarse, lo que debemos exigir es que estos sean juzgados con el máximo rigor de la ley. No somos como ellos ¡matones.

  7. El comentario de Estuardo se denomina estrategia de inmovilización al enemigo, si él es exmilitar aprendió muy bien, pero si no, es una persona con sentido común, que es el menos común de los sentidos, lo felicito.

    • Muy sensatos los comentarios. Ahora exijamos va la Asamblea q cumpla su papel y apruebe las leyes q permiten la actuación en estos casos. Ese es nuestro deber cívico antes q pedir q las FFAA incumplan la ley.

  8. Pobre hombre este «comandante» que falta de criterio y sentido común. Si no tenían que disparar a matar a nadie, simplemente tener hombría de bien y actitud para hacer respetar el derecho de la mayoría de ecuatorianos que son quienes pagan su arduo y sacrificado «trabajo». Será que para administrar el presupuesto que manejan y el que tuvieron a través del cuerpo de ingenieros en tiempo del delincuente también tendría esos problemas para entender su verdadera responsabilidad la cual es proteger a la patria de enemigos y peligros tanto internos como externos. Por favor señor y señores comandantes para la próxima un poquito más de inteligencia y de responsabilidad en su accionar.

  9. Orgulloso de tener unas fuerzas armadas que saben respetar y defender a su gente, basta con eso y por algo se ordenó a los soldados a no usar el uso progresivo de la fuerza sino ya estuvieran en estos momentos siendo juzgados, gracias a Dios y que nos libren de personas q solo hacen es causar solamente caos y no aportan nada

  10. Efectivamente, la sensación de encontrarnos desprotegidos fue desesperante en esta ocasión. Y más aún cuando se vio que los dirigentes indígenas ridiculizaban a los representantes del orden, policía y militares, frente a la turba enardecida. (Aquí hay que destacar la valentía de un civil, el periodista Paredes, que no sucumbió ante las amenazas). En verdad, puede ser la falta de un marco legal para operar, mayor protección de derechos humanos tiene el delincuente que el ciudadano indefenso, como también la falta de recursos logísticos y además están impedidos de usarlos siquiera para disuadir al maleante. Acabo de ver en noticias que tres policías, al tratar de detener a un delincuente, son macheteados; hace poco tiempo observamos como un tipo asesina a su esposa delante de un cerco policial. Se ve en películas que, en EE.UU., la policía tiene procedimientos decididos para desarmar al delincuente; la orden y si no obedece, chao; no esperan a que el pillo dispare primero para que el muerto reclame después. Protegen la vida del ciudadano. Se vio también que los nuestros no tienen servicio de inteligencia por lo que no supieron anticiparse a la jugada. Ej. el doble asalto a la Contraloría. Un ministro Supermán del gobierno anterior, apenas la marcha de los indígenas con dirección a la Capital trasponía el límite de Cotopaxi, les cayó desde el cielo y hasta los retó a una manito de trompones. La protesta se acabó. Y esa Asamblea también ya es hora que piense en el país; caso contrario, vamos a desaparecer.

  11. El concepto de uso progresivo de la fuerza en la policia tiene logica. Sin embargo, los militares, por estrategia basica NO pueden usar el uso progresivo de la fuerza. Ellos estan entrenados para vencer matando gente. Deben poder atacar con todo y destruir toda capacidad de respuesta del enemigo. Logico, que si los enemigos saben que ellos pueden hacer eso, es la mejor forma de mantener la paz y evitar el conflicto (Si vis pacem, para bellum ). Si le dicen a un militar, tienes que responder por la gente que matas, quitas el poder disuasivo al ejercito. El ejercito es para la guerra, no para hacer de policia. Obviamente, bajo este escenario, sacar a el ejercito a la calle es la ULTIMA OPCION. Pero si lo sacas, debes asumir tu responsabilidad historica y tienes que dejarlo actuar. Si no, no lo saques.

  12. Es de suma preocupación saber que, no contamos con unas FFAA listas para defendernos internamente ni son capaces de cuidar las fronteras.Ahora se excusan que no han recibido lo uno o aquello pero eran mutis cuando un dictadorzuelo se llevo a manos llenas por diez años, todo el dinero que pudo.Que sean más sinceros y digan que la ca..ron!

  13. No tienen justificación que convenza. Supongamos que en lugar de poner un cerco físico como el que instalaron alrededor del Palacio de Gobierno, lo hubiera colocado en los lugares donde los sediciosos pernoctaban y se alimentaban. Solamente eran tres o cuatro ubicaciones que debían cercar. A la noche siguiente de las protestas violentas, todos ellos estaban entrampados por las cercas y por la vigilancia armada. No había que reducirlos, ellos por su propia cuenta iban al final de la tarde a concentrarse en esos lugares. Qué se habría obtenido. Que no salgan al día siguiente a destruir y que sean registrados uno por uno para que paguen colectivamente por los daños que ocasionaron. Tampoco se acordaron los militares que hay lugares vulnerables que podían y fueron asaltados en la zona petrolera. Y, el mayor de los descuidos: el incendio de la Contraloría y el asalto e invasión de la Asamblea.
    No era tan difícil doblegarlos, pero la lentitud y negligencia provocó graves pérdidas y una derrota política.

    • Muy acertado su comentario Sr Melo…Cabemencionar la premisa economica ,,COSTO -BENEFICIO….Cuanto nos cuestan y para que sirven….Me pregunto?

  14. Uno debe ser muy claro: en América Latina, con toda su historia sangrienta y corrupta, lo que menos necesitamos es un ejército más fuerte o importante. Todo al contrario!

    • Señores comentaristas si creen q es tan fácil doblegar una turba enardecida…o q no necesitan un ejército más fuerte o q disparar al aire es la solución… O q no estamos capacitados para defender nuestras fronteras….los invito primero a leer y empaparse bien del rol de fuerzas armadas…las leyes q rigen sobre esta institución…principalmente las q están relacionadas con una guerra y se van a dar cuenta q ni en una guerra se puede hacer las cosas tan fáciles como ustedes piensan o lo dicen…. Al caballero q dice q no estamos preparados para defender nuestra frontera le invito a leer sobre el Conflicto del 95….al estimado q dice q era fácil rodearlos en sus puntos de reunión…se ve q no sabe lo q es tener a una persona enfurecida al frente convencida de sus ideales…ya lo hubiese querido tener a mi lado para ver si no se orina a en los pantalones…al de la brillante idea de disparar al aire…investigue y entérese de cuantas víctimas han existido x balas pérdidas x disparar al aire….todo objeto q sube con una velocidad cae con la misma velocidad y x el mismo lugar si se lo hace verticalmente….cuidese de q cuando alguien ejecute su brillante idea no le caiga un proyectil en la cabeza…. Caballeros no es de hablar x hablar…cuando no se sabe de un tema lo mejor es permanecer callado o primero investigar….y si piensan q es tan sencillo ser militar…planificar y ejecutar tácticas militares….pues discúlpenme pero no saben dónde están parados

      • Señor militar Garzón, muchas personas hemos comentado lo que debería hacerse, para tratar de contener a las turbas embravecidas, en su escrito a mas de refutar airado a todos, no da ninguna idea suya a respecto de lo que debería hacerse, sería interesante leerlo.

    • Las FFAA no están diseñadas ni preparadas para enfrentar un conflicto interno de extrema violencia y vandalismo, ni de Ecuador, ni de ningún país de Sudamérica, sino, miren lo que está pasando en Chile, que con ejército y todo, Piñera está a punto de caer.
      Para enfrentar el caos por estos y otros conflictos en los Estados Unidos, existe la guardia nacional compuesta por militares de reserva y que están a las órdenes de los gobernadores de cada estado, que están preparados para restaurar el orden e inclusive poseen armamento de combate convencional.
      Soy de los que creen que nuestras FFAA no fallaron en los días de extrema e inusitada violencia que estalló en todo el país durante 12 días de manifestaciones que la crearon los golpistas con el jefe de la banda a la cabeza con el sólo propósito de botar a Moreno, pedir elecciones anticipadas y lanzar el binomio Vargas, Correa, sin ningún juicio a cuestas y terminar de destruir el país, Como antes pasó con Cuba, Venezuela y Nicaragua. La pregunta que debemos hacernos es: que pasaba si los militares salían armados para ayudar a la policía a restaurar el orden y por allí mataban a unos dos o tres subversivos en defensa propia?
      No solo que Moreno ya estaba afuera, sino que 30 o más militares junto con el Comando Conjunto para estas horas estaban siendo juzgados.
      En lo concerniente a la falla de los servicios de inteligencia tanto del ministerio de gobierno cuanto de las FFAA, es responsabilidad absoluta de Moreno; él debió dotar de todos los medios que disponían antes de la década robada y que los desmanteló mameluco Correa, que cuenta a su haber con una docena de muertes entre el 30s y el paro de octubre.

  15. Si las Fuerzas del orden ven que turbas de manifestantes están asaltando un cuartel militar o están incendiando una institución pública o masacrando a gente, pues hay que disparar aunque sea al aire, suficiente para disuadir a las turbas, pero si las fuerzas del orden salen desarmadas contra miles de embravecidos, no les queda mas que entregarse prisioneros, dejando en ridículo a la institución policial o ejército.

    • Que vaina ¡¡ se acaba el año 2019 y todavía se trata de amarrar al perro con longaniza.
      Al perro rabioso se lo encierra.
      El comentario de Estuardo Melo es lo mas sensato que ha leído en años.

      • Qué buen comentario…. corto y preciso. Exactamente lo que debió ocurrir… pero la historia es otra y las Fuerzas Armadas… por las razones que sean hicieron un triste papel en mi opinión… se supone que están preparadas para todo tipo de eventualidades…… lo único que quedó claro es su enorme vulnerabilidad incluso en sus cuarteles, para no hablar de respaldar el trabajo de la Policía Nacional en la tarea de neutralizar a las hordas de indígenas, políticos extremistas violentos y hasta delincuentes.

        Si hay una próxima vez… ojalá que nunca suceda … solo espero que no les tome por sorpresa y reivindiquen lo que en esta vez dejaron de hacer…… tienen un Comando Conjunto, para pedir las reformas que aseguren un marco jurídico que permita a las FFAA y a la Policía Nacional actuar en estas situaciones sin el riesgo de ser judicializados a título de garantizar derechos humanos de quien no respeta los de los demás, para exigir presupuesto para equipamiento y capacitación necesarios para afrontar con profesionalismo y neutralizar el desorden, el caos, la violencia y la delincuencia; que eviten papelones y que recuperen la confianza de la ciudadanía que en esta ocasión se sintió huérfana, indefensa y sorprendida mirando cómo grupos de militares fueron incluso retenidos y humillados por los violentos. Ojalá que esto nunca más se repita en el Ecuador.

Deja un comentario

Your email address will not be published.

*

Las últimas de

Ir Arriba