Por la lucidez, desobediencia, ironía y obstinación

El abogado de Correa compró sin plata y derrocó la Casa Coloma

en Conexiones4P/Elenfoque/Info por

Fausto Jarrín Terán es el abogado más visible y mediatizado del juicio por el caso Sobornos, en el que actúa como defensor del ex presidente Rafael Correa. Hasta las agencias internacionales de prensa le han dedicado perfiles. La española EFE, por ejemplo, ha dicho de él que «este cayambeño lleva sobre sus hombros el peso más notorio de la lucha judicial contra el sinnúmero de casos abiertos contra la máxima dirigencia de Correa, acusados de presunto ‘cohecho’ …».

Por su forma de actuar y argumentar, dentro de la Corte Nacional así como en entrevistas y redes sociales, Jarrín Terán actúa más como un ardoroso militante ultra de la causa correísta que como un penalista apegado exclusivamente a la doctrina y a la práctica penal. Hay que verlo, por ejemplo, peleando en Twitter con los críticos de Correa y retuiteando mensajes de militantes de izquierda ya sean ecuatorianos o de otros países. Por eso, su defensa más que técnica ha sido política e ideológica. Jarrín es en definitiva un militante radica

Jarrín Terán no tiene muchos antecedentes como abogado en casos muy sonoros y han sido, más bien, sus intervenciones a favor de las figuras más emblemáticas del correísmo radical las que le han dado tribuna. Fue él quien consiguió que la Comisión Interamericana de Derechos Humanos concedieran medidas cautelares a favor de Jorge Glas, Paola Pabón y Virgilio Hernández. No hace mucho promovió, además, varias denuncias en contra del gobierno de Lenín Moreno ante seis relatorías de la ONU en Ginebra.

Sin embargo, hay una faceta en la vida de este abogado que no mencionan los perfiles o las entrevistas que se le hacen en los medios: su intervención en uno de los episodios más polémicos y opacos en la historia de la destrucción del patrimonio arquitectónico de Quito. Sin ser constructor ni hotelero, ni tener ningún interés aparente en el sector inmobiliario, Fausto Jarrín Terán aparece en 2011 haciendo una de las compras inmobiliarias más bizarras que se recuerde: la de una inmensa y señorial casa patrimonial en la 12 de Octubre, en Quito, conocida como Casa Coloma que, pocos días luego de comprada por él, empezó a ser derrocada.

Pero si la compra que hizo de la mansión fue muy extraña y su casi inmediata demolición un crimen por el que nunca fue condenado ni él ni nadie más, lo más llamativo fue que Jarrín pagó por ella 850 mil dólares. Llamativo porque en el 2011 era un novel abogado de 34 años al que no se le conocía fortuna. Según una nota de agosto del 2011 de diario El Comercio, él pagó ese monto en efectivo -sí en efectivo- y el año 2010; es decir uno antes de la compra, apenas había pagado 615 dólares de Impuesto a la Renta. ¿De dónde sacó tanto dinero?

4Pelagatos conversó con Jarrín sobre su intervención en el tema de la Casa Coloma. Según su versión, en el 2011 él vio una posibilidad de inversión en esa propiedad y buscó un crédito para poder comprarla, hipotecándola previamente. Sostiene, sin embargo, que no pudo conseguir el crédito. «Estructuré una propuesta de compra. Cabe resaltar que el pago de contado establecido en la escritura de compraventa se lo iba a financiar mediante hipoteca del mismo inmueble». Sin embargo, las cosas no salieron como él pensaba, según su misma versión: «La obtención del crédito para el pago del precio efectivo de la casa no pudo concretarse, dado que el Municipio, a pesar de haber existido una resolución judicial de que el bien inmueble no era de carácter patrimonial, no acató tal resolución. Por lo tanto, al verme imposibilitado en la capacidad de efectuar el pago por la adquisición de la casa, procedí con la venta de dicho inmueble a un tercero quien a su vez asumió la obligación de pagar el precio al propietario inicial».

Así lucía la casa al poco tiempo de haber sido construida en 1940.

La explicación de Jarrín es tan enredada y confusa como la reciente historia de la Casa. ¿Cómo la vendió si no consiguió el préstamo para comprarla? Según su relato, el crédito no pudo concretarse para comprar la casa pero, en cambio, sí la vendió a un tercero que, según revela, es la empresa Emajuca S.A. Ella pagó la casa a los anteriores dueños; es decir, la empresa Herdoíza Guerrero. Esta versión solo agrega opacidad al desenlace que tuvo la historia de la casa que ahora luce prácticamente destruida en uno de los sectores más caros de Quito. En una de las notas de prensa de aquel entonces, Galo Guañuña, uno de los obreros encargados de la demolición dijo tras la intervención del Municipio que “nosotros fuimos contratados por el señor Fausto Jarrín, de ahí no sabemos nada más”.

La mansión era un inmueble que fue construido en 1940 como vivienda de su primer propietario, Enrique Coloma Silva (hermano del pintor Alberto Coloma Silva). En los años 90, cuando Coloma Silva había fallecido, sus herederos la vendieron con la condición de que no la destruyera a un inversionista italiano que la transformó en hotel respetando su identidad arquitectónica. Cuando dejó de ser rentable como hotel, la empresa constructora Herdoíza Guerrero compró la casa al italiano. Una de las primeras cosas que hizo Herdoíza Guerrero, fue tratar de sacar al inmueble de la lista patrimonial, seguramente para poder construir en un terreno de gran valor por su excelente ubicación. El 27 de enero del 2010, los nuevos dueños de la casona presentaron una acción de protección alegando no haber sido notificados de que el inmueble era patrimonial, pero perdieron en esa instancia. En la Sala de lo Provincial, sin embargo, ganaron otra acción de protección interpuesta por Marcelo Herdoíza Guerrero que dejó sin efecto la primera y que es la que invoca Jarrín Terán como argumento para invertir en el inmueble como posibilidad de hacer un desarrollo arquitectónico en el lugar.

El derrocamiento fue un evidente y claro atentado al patrimonio arquitectónico de Quito, aunque Jarrín y los actuales dueños digan que ese bien no estaba en la lista de bienes patrimoniales y que la Corte Provincial de Pichincha les dio la razón en el 2010. No solo que la casa es a todas luces es uno de los más claros íconos de la arquitectura de los años 40 de la ciudad y del país, sino que en 1984 ya había sido incluida en la lista de los bienes protegidos en la declaratoria de Quito como Patrimonio Cultural del Estado. En esa lista, incluso, constaba el plano de la casa. En julio de 1998 el Municipio de Quito aprobó el Inventario Selectivo de Edificaciones Protegidas del Distrito Metropolitano en el que claramente consta “el inmueble ubicado en la Avenida 12 de Octubre 2263 y Coruña (N26-15)”. 4P. tuvo acceso a la carta que Enrique Coloma Donoso, hijo del dueño original, envió al entonces alcalde Augusto Barrera en el que se revelan detalles muy particulares de la historia de la casona y que se incluye en esta nota.

Carta del hijo de Coloma Silva a Augusto Barrera en 2011

El derrocamiento era tan evidentemente atentatorio a las normas municipales que fue hecho en horas de la madrugada, como para que nadie se enterara. Ocurrió el 13 de de agosto de 2011 cuando Jarrín Terán ya aparecía como dueño de la casa. Por gestión de varios concejales y la presión de un sector de la opinión pública se logró detener el derrocamiento ese mismo día.  Poco después, según una nota de diario La Hora, el abogado de Jarrín Terán, José García Cevallos, salió en su defensa y dijo que se decidió derrocar la casa amparándose en la sentencia de la Corte Provincial. Sin embargo, reconoció que «el único error que tuvo el nuevo dueño fue no haber solicitado un permiso de derrocamiento».

En septiembre del 2011 el Municipio presentó una acción extraordinaria de Protección ante la Corte Constitucional en contra de la sentencia de la Corte Provincial. En julio de 2016 la Corte Constitucional (conocida como la Corte Cervecera), que en ese entonces tenía entre sus jueces a Pamela Martínez y estaba entregada por entero al gobierno de Rafael Correa, negó la acción de protección y dio la razón a los dueños del terreno. Incluso ordenó que se sacara la casa de todas las listas de bienes patrimoniales y protegidos. El Municipio, sin embargo, no ha acatado esa resolución aduciendo que la casa es patrimonial de acuerdo a documentos y declaratorias distintas a las que fueron materia de la sentencia. Para entonces, Emajuca S.A., cuyo representante legal es Carlos Emanuel Juez, aparecía como dueña de la propiedad.

La participación de Jarrín Terán en el tema nunca fue clara como tampoco lo fue todo lo que ocurrió alrededor del derrocamiento, según admitieron funcionarios del Municipio actual que conversaron con 4P.  No existe en el Municipio, curiosamente, documentos que registren el traspaso de la propiedad de manos de Jarrín Terán a Emajuca S.A y, lo que es más grave, no hay una explicación coherente ni verosímil sobre los motivos por los que el propio Municipio no insistió en acciones legales para sancionar a quienes estuvieron tras la compra y derrocamiento, a pesar de que se iniciaron tres procesos.

También es particularmente confusa la participación de los abogados en el tema. Resulta que firma, como abogado de Emajuca en los temas de la Casa Coloma, José García Cevallos: él fue socio de Fausto Jarrín hasta el 2005 y en la nota de La Hora del 2011 aparece como su abogado, aunque Jarrín dijo a 4P. no conocerlo.  Funcionarios del equipo jurídico del Municipio dijeron a 4P que José García Cevallos fue abogado en este caso de Herdoíza Guerrero, luego de Fausto Jarrín y finalmente de Emajuca S.A. Es decir, todos los involucrados en el tema habrían tenido una misma defensa en el caso.

El perfil de político y militante del correísmo que tiene Fausto Jarrín Terán no es cosa menor: no oculta su empatía con el comunismo y en su cuenta de Twitter tiene fijado una frase de Lenin, el bolchevique. Pues bien: este abogado está involucrado en una operación comercial tan grande como opaca en la que, sin plata, al parecer prestó su nombre para que se cometiera un burdo atentado contra el patrimonio de la Capital.

Fotos: Ecuavisa y familia Coloma

36 Comments

  1. Es un gran negocio doloso común entre las constructoras: compran casas patrimoniadas a precio de patrimoniadas (es decir, a precio de hueso), y utilizan sus influencias en el municipio para hacerlas sacar del patrimonio. Multiplican así, con un trámite, varias veces su valor (y su anterior dueño, por lo general un particular, resulta esquilmado en el proceso).

    Ejemplos abundan. Hace poco revisaron el patrimonio de La Floresta. Entre los inmuebles que estaban siendo sacados del patrimonio estaban el ex Pobre Diablo (recién adquirido por Uribe & Shwarzkopf) y la casa donde funciona el restaurante La Gloria (propiedad de Herdoíza Crespo). También estaban siendo retiradas las dos casas propiedad de la embajada de España en la Zalazar, que si no son patrimoniables, ninguna otra debería serlo. Según dicen, estarían siendo negociadas por una importante cadena de hoteles.

    Si no hubiera sido por la vigilancia de los vecinos y que por excepción hay alguien honesto frente a la comisión de Áreas Históricas del conceojo, ya estarían despatrimoniadas. En el nuevo inventario estos inmuebles aparecen como «en revisión», por lo que después de dos años se reevaluarán. Así trabajan estas empresas. Con paciencia. Algún rato se abre la ventana de la corrupción o la desidia municipales o del cansancio o descuido de los vecinos.

    Pero dada la impunidad que reina, no hace falta ni hacer el trámite. De las 5 o 6 casas patrimoniales que han sido derrocadas en La Floresta en iguales circunstancias a la casa Coloma (es decir, a la madrugada de feriados y sin los requeridos permisos), no hay una sola sanción. Ni una sola. Más bien se les premia a los criminales sacando a los inmuebles del inventario («no podemos patrimoniar un solar vacío»).

  2. Me preguntó?
    Que esta haciendo el IMP, Instituto Metropolitano de Patrimonio, el INPC, Instituto Nacional de Patrimonio Cultural rector del patrimonio Nacional, es hora de defender nuestro patrimonio y no estar escondiéndose tras de un escritorio.
    Ya debería estar la sentencia tal como estipula la ley de y ordenanzas de Patrimonio, esto es, carcel, multa y reposición del bien patrimonial

  3. La CONSTRUCTORA HERDOIZA GUERRERO S.A. cambio su razon social por la de CANEYBI CORP S.A. mediante escritura celebrada el 11 de Mayo de 2015 ante la Notaría Segunda del canton Quito, inscrita el 23 de Junio de 2015 en el Registro Mercantil.

    Su presidente es el Ing. Cesar Enrique Torres Mesías, designado por el Ing. Marcelo Daniel Herdoiza Gurrero en junta de accionistas de 14 de Septiembre de 2016.

    CANEYBI CORP S.A. o sea Herdoiza Guerrero se esta comprando toda una cuadra en la Isabela la Catolica para construir un mega edificio, asi como Schwarzkopf construye esos mega tugurios para ricos . Se le durmió el diablo al Municipio que aprobará esa construccion, sabiendo que esta prohibido en La Floresta construir mas edificios y derrocar sus casas de los 40tas., 50tas. y 60tas???

  4. Ya no se sabe que hacer, los malos cada día nos siguen ganado y en nuestra cara se burlan, todos los días denuncias y denuncias, que todos sabemos que es verdad…. pero que hacemos?? no hacemos nada, mientras ellos tienen gente que está afuera de la Fiscalía gritando a favor de Correa (este el más sinvergüenza y el más astuto para engañar y robar), pero sería bueno que así mismo las personas que exigimos justicia, asi mismo estemos afuera gritando que se aplique la ley.. y basta de burlarse del pueblo diciendo que no hay pruebas…
    Alguien que me diga que hacemos????

  5. De la misma llacta y orígenes de la graduada en corte y confección, iguales resentimientos étnicos, sociales y económicos, tirapiedras de la central, hoy devenido en defensor de mafiosos semejantes a él, rencoroso contra todo lo que signifique mérito pero con uñas afiladas para rapiñar lo que esté a su alcance, sea patrimonio de la ciudad o dignidad del país.

  6. Gracias por este articulo, nos ayuda a conocer mejor la baja estopa de estos abogaduchos comunistoides, que amor al dinero facil, que ansias de lucrar, en el lugar donde habia una hermosa casa patrimonial ahora solo existen ruinas.
    Por que no actua la justicia, que dice el municipio , cuando se acaba la sombra del correismo y sus secuelas.
    Los que nacimos en Quito vemos con impotencia como los llegados de afuera destrozan nuestro patrimonio, recordemos lo que sucedio en octubre del 2019, hordas que vandalizaron nuestra ciudad, y son estos abogados de afuera los que con leguleyadas la destruyen poco a poco.

  7. Este abogado es tan desagradable no solo por los argumentos retorcidos que emite, sino hasta por su presentación personal: no se afeita, está mal vestido, parece que no se baña, en fin, hace quedar mal a la clase profesional, pero sus honorarios sí que deben ser astronómicos para defender lo indefendible.

    • Nadie le quita a este abogado la cara de corrupto, muchas veces asoma en la tv con ojos rojos tipico de quienes tienen vicios oscuros

  8. MÁS BIEN A MUCHOS LES INTERESA SOLAMENTE LA POLÍTICA, SOBRE EL PATRIMONIO ARQUITECTÓNICO DE QUITO, Y LO QUE ES MÁS LA PROTECCIÓN Y PUESTA EN VALOR DE LA CULTURA DE NUESTRO ECUADOR. PASA Y SEGUIRÁ PASANDO DADO QUE LA LEY ORGÁNICA DE CULTURA Y SU REGLAMENTO, TIENE AÚN MUCHOS VACÍOS JURÍDICOS, LAS COMPETENCIAS EN MATERIA DE PATRIMONIO PASARON A LOS MUNICIPIOS, Y EL SUPUESTO ENTE RECTOR, MINISTERIO DE CULTURA E EL INPC VEN LAS COSAS CAER Y SIGUEN CON LOS BRAZOS CAÍDOS. LÁSTIMA POR EL PATRIMONIO DEL PAÍS.

  9. De este “abogado revolucionario Jarrin”, de Tuarez, del analfabeto Vargas segundo bueno para nada y del capo de la mafia Rafa Correa NO se puede esperar nada más que estupideces !

  10. Sin comentarios, la justicia debe actuar y a nombre del pueblo poner a todos aquellos que se enriquecieron a nombre del pueblo en la carcel y si es necesario poner por una sola vez un tributo para construir una cárcel para todos estos individuos que nos convoquen, con mucho gusto estaremos prestos para hacerlo, porque los buenos somos mas.

  11. Felicitaciones , estupendo artículo que nos muestra de cuerpo entero a este abogado , supuesto defensor de causas justas , honestas y » perseguidos políticos «, que por lo señalado , no es mas que otro farsante ROBOLUCIONARIO .

  12. Sobre el contenido de este artículo caben dos reflexiones:

    1.-) Se dice que hasta el más abyecto delincuente (como correa) tiene derecho a una defensa técnica, pero aquí necesariamente debe de considerarse la ética profesional. No creo que un abogado impoluto, se preste para defender a criminales de la ralea de correa y sus secuaces, o delincuentes dedicados al abominable narcotráfico.

    Un abogado HONESTO que sí hay, no los defendería ni por todo el oro del mundo, pues de antemano toda la ciudadanía sabe que son culpables. En cambio si hay abogados que por codicia, utilizan toda clase de argucias legales para que la Justicia sea burlada.

    Es obvia la clase de abogado que es este Jarrín.

    2.-) Casos como el narrado aquí, se han cometido siempre, pero lo insólito es que un ladrón de tal calaña, haya sido luego Fiscal General después de haber despojado de su casa a aquellos extranjeros. Fácilmente se deduce que una vez que correa ha sido puesto de cuerpo entero, esa «hazaña» cometida por el alcahuete mayor, fue credencial suficiente para haberlo nombrado.

    Un delincuente no puede nombrar a un colaborador honesto, pues no encajaría en su estructura de corrupción.

    • ESTE PSEUDO ABOGADO DEL DIABLO A DESTRUIDO UN PATRIMONIO INCALCULABLE Y DEBERÍA PAGAR CON PRISIÓN. ESTE MAL CIUDADANO ES EL ABOGADO DEL LADRÓN MÁS GRANDE DEL PAÍS RATAEL CORREA COMO ES POSIBLE QUE ESTE. DONDE SACO TANTO DINERO PARA COMPRAR UNA CASA HAY QUE INVESTIGARLO BIEN A ESTE LSDTON

  13. «Dios los cría y ellos se juntan». Pero qué capacidad de ese dios pirofilacio para formar un equipo triple A que arrasa con todo lo que se interpone a su paso. Los ciudadanos comunes y corrientes miramos estupefactos ese accionar insensible. Y ese mirar no es gratis, pagamos caro. Y lo peor, que el drama continua.

    • …Y cuando haya juicio, si es que llega, descubriremos que no quedó piedra sobre piedra. ¿Hasta cuándo tanto atropello a esta pobre patria?

  14. OTRO choro, sapo, delincuente asqueroso, cínico, sinvergüenza, mentiroso, corruCto, etc, etc… mejor dicho la perfecta hoja de vida que TODOS los criminales mal encarados dominados por el sicópata del ático requieren para ser parte de esa nauseabunda gavilla. Ya basta carajo!

    PRESO correa PRESO!!!

  15. Todo un capo; cuando uno mira películas de mafiosos, hay varios actores que la hacen de gansters y curiosamente, uno que otro se parece a Jarrin en gestos y físico. Ahora se comprende mejor el porque mameluco lo escogió como abogado, son tal para cuál; uña y mugre, sólo falta saber cuál es la uña larga y cuál la putrefacta mugre.

  16. Nada más adecuado para entender el nacimiento, crecimiento y consolidación del correato- que sigue vivito y coleando en el país- que utilizar una frase que le calza como anillo al dedo: del mismo cuero de la corrupción salen las correas.
    A Correa le tomó toda una década crear la más grande organización delincuencial que registra la historia republicana. Es su cabeza visible. Desde el poder construyó una red mafiosa para asaltar los fondos públicos . Secuestró el Estado para ponerlo al servicio de su imponente máquina de corrupción e impunidad. Los empleados, funcionarios e integrantes del aparato burocrático- no olvidar que llevó a nivel elefantiásico a la plantilla de servidores públicos – eran obligados a cumplir, por miedo o complicidad , con el pacto de omertá.
    Ese abogado de Correa es uno de los tantos productos nacidos del cuero de la corrupción del correato. Tan parecido a ciertos fiscales, que después de haberse enriquecido bajo la protección del CORLEONE andino, hoy están instalados en Quito sirviendo al nuevo amo cuántico hasta que vuelva el duro de la mafia. Es que todos estos esbirros se han curtido en el viejo y beneficioso oficio de la corrupción. Ahora ocultan sus miserias morales, atracos y delitos con mansiones, negocios de bienes raíces, grandes chequeras, el alzheimer del pueblo y la complicidad del papanatismo mediático.

  17. Fausto Jarrín Terán, representante de la mafia correista, necesita de jueces probos que se pongan al frente y lo juzguen y le hagan contruir una casa igual a la patrimonial que este destruyó arrogándose las ínfulas de propietario. Si vemos su figura seguro que no tiene donde caerse muerto, y como pudo darse de propietario, estos absurdos del correismo hay por cargas, y luego son monumentos a la tontería, al robo y el absurdo, La Yachai, el aromo, coca codo cinclair y sus fisuras incluidas son muestras de la sinrazón y de los dineros robados, las escuelas del milenio que solo son maquetas que hoy por hoy son sitios abandonados, que más se puede esperar de este correista cero masa gris, que lo tomen preso y lo hagan devolver todo el costo real + el costo patrimonial + el costo de oportunidad+ costo o lucro cesante del bien y le metan 100 años a la cárcel a que no continúen haciendo el mal en la sociedad.

  18. Lastima… Seguramente a Barrera y a Albán en su momento los mandaron a callar y a enfriar las cosas… Tenían q hacerlo como lana del ovillo…. Luego Rodas ya sabemos lo que fué… Mejor no recordarlo. De aquí solo queda pensar q Lorohomero y su administración demuestren desmarque al menos parcial de la mafia y haga algo por recuperar el patrimonio, !dónde han quedado las esperanzas!. Por cierto habrá q estar pendientes cuantos negociados ya se están cocinando en el anunciado crecimiento vertical del centro histórico….

  19. LOS CORREISTAS TAMBIÉN TENÍAN ABOGADOS DE SU LÍNEA EN LA CFN, LOS OJOS DE LOS ALVARADOS PUESTOS EN GRANDES HOTELES Y EN PEQUEÑOS TANTO DE BAÑOS COMO DE MONTAÑITA. INVESTIGUEN SEÑORES PERIODISTAS. FALTA QUE SALGAN A RELUCIR LOS EMBARGOS Y LAS SUBASTAS HECHAS POR LA CFN.

  20. Este abogado que aparecio de la nada debe estar pagando favores , solo es sabra de que se beneficio en la era de la mas grande bonanza economica que vivio el pais , bien es sabido que en esta epoca aparecio gente mediocre que de la noche a la mañana se hicieron ricos, como algunos abogados que sin tener en que caerse muertos compraban propiedades sin ningun control de los entes encargados del control . porque todo esta coaptado por los correistas donde solo ellos tenian derecho a enriquecerse a costa de la pobreza de la gente y esto paso a todo nivel desde la presidencia con Correa al mando hasta los gad parroquiales en donde se embolsicaron dineros del erario nacional.

  21. Considero que declarar «Patrimonio» a un bien privado porque es «agradable o viejo» para algún funcionario del municipio, provocando una especie de expropiación, es un claro ejemplo de la «izquierda repugnante» que todos odiamos con mucha razón, por lo que señores ubíquense. La declaración debe ser seguida de algún tipo de reparación, premiar al dueño de casa con este «galardón» produce tremendo daño financiero al señor de buen gusto.

  22. Esto ya no sorprende, el que existan abogados y jueces corruptos es tan natural hoy en día, lo que sorprende es que por un puñado de monedas, atenten contra el patrimonio de esta ciudad, en din, solo toca esperar que el personaje más nefasto que uvo el país, tarde o temprano tenga que pagar por todas las atrocidades cometidas

  23. Pues si, es muy impresionante la sarta de abogadillos de baja monta que defienden a delincuentes de cuello blanco, se aprovechan de sus amistades políticas y realizan inaceptables y delincuenciales negociaciones a su favor. De estos en Ecuador hay por cientos y por eso no sorprende que muchos de ellos se encuentren ahora recibiendo jugosos pagos de millones de dólares por defender a Alibaba Correa y todos sus secuaces.
    No hay manera de que las universidades preparen de mejor manera a estos alumnos de leyes para que sean personas de bien, honestos, con ética y moral intachable?

  24. Qué se puede esperar, esa es la ralea del correismo mafioso, turbio en todos los ámbitos del quehacer nacional…ya seguirán descubriéndose los delitos en los que todos éstos corruptos han participado…

  25. No dudo de las buenas intenciones del Sr. Pallares al escribir este artículo, y tampoco dudo de que algo turbio debe haber habido si un abogado de Correa andaba en el asunto, pero por otro lado, no creo que la intención del dueño original fue hacer «patrimonios» para la ciudad, sino para sus hijos, y que estos tengan que vivir de la fama de la casa.
    Si el Municipio cree que es algo que se debe presrvar, lo correcto es que la expropie págando un valor justo a los dueños.
    Aca en Guayaquil vi algo parecido, en la calle Luque entre Boyaca y Escobedo había una mansión de la misma époa de la Coloma y un buen día del reinado de Nebot desapareció y ahora hay un edificio grandote.

  26. No estoy tan sorprendido por el personaje principal del interesante artículo de investigación de Martín Pallares. Lo sorprendente, es el alcance de aquellos que están detrás de obtener y destruir un patrimonio cultural, solo por el afán de enriquecer sus propios intereses. Lo primero que se me vino a la mente, después de releer el artículo, que bien se podría utilizar como guion de una película en la categoría de narcotrafico o poderes económicos que manipulan alcaldes, jueces o personas que deshonran la profesión de abogado. Conozco jóvenes cineastas que podrían producir un largometraje, basado en hechos reales, para dar a conocer los hechos que desnudan la verdad detrás de la impunidad y la injusticia.

Deja un comentario

Your email address will not be published.

*

Las últimas de

×
Ir Arriba