Por la lucidez, desobediencia, ironía y obstinación

La vida en tiempos del coronavirus

en Conexiones4P/Elenfoque por

Coronavirus: es la nueva peste del siglo XXI. Todavía no es una pandemia real pero su nivel de expansión puede ser tan rápido y devastador que ha merecido ser calificada como tal. Y nadie pronuncia la palabra pandemia sin aludir, en silencio y en un verdadero trance de pánico, a la estela de fantasmas que arrastra: virus, infección, contagio, cuarentena, muerte…

El mundo -esta vez realmente globalizado y sin remedio- entró en un estado catatónico: hay parálisis, suspenso, angustia, taquicardia, huecos negros en la conciencia y el pensamiento. Hay miedo. Hay pánico en algunas zonas del mundo, como Italia. Y el miedo puede ser muy irracional.

De un golpe, ese mundo -tan distante, tan virtual- se volvió vitalmente físico. Un lugar ajeno y temible; el escenario en tiempo real de un libreto de ciencia ficción. Pero esto es real. Hay contagiados; hay muertos. Hay zonas aisladas. Hay industrias, como la aviación, que podrían perder casi cuatro veces el presupuesto anual del Ecuador. Hay protocolos de comportamiento y manuales de uso. Hay horarios que cambian. Colegios y universidades que cierran. Hay déficit de mascarillas, de alcohol, de gel desinfectante. Hay colas en los supermercados…

Las cifras de muertos son inquietantes, pero no aterradoras. No importa: esta vez ningún gobierno está dispuesto a dejar que el contagio se extienda hasta desbordar su capacidad sanitaria. Hay globalización de miedos, pero también de conductas: la prevención cuenta más que la producción; las vidas más que el crecimiento.

No obstante, los amigos, los vecinos se volvieron extraños. No hay cómo dar la mano. No hay cómo abrazar. La paranoia, a mayor o menor nivel, es una de las enfermedades mejor compartidas del momento. El mundo de hacinamientos tolerados y deseados; ese mundo de bares y conciertos, de concentraciones cuerpo a cuerpo, se torna ajeno. Amenazante.

La vida reclama hoy aislamiento. Distanciamiento. Desaparición de gestos que hasta ahora significaban cercanía, afecto, amistad, solidaridad. La colectividad es hoy un repertorio de individuos encerrados entre cuatro paredes. Todas esas barreras se han ido instalando sin ruido alguno. Entre las personas. Entre regiones de un mismo país. Entre países. Entre continentes.

El otro, los otros, son ahora sospechosos de portar un virus que puede ser mortífero. Se puede decir, de hecho se dice sin miedo a ser catalogado de racista o de xenófobo, que el otro es un indeseable. Se puede acuartelar poblaciones y hay poblaciones acuarteladas. Se puede restringir el libre flujo y está restringido. Se puede someter a personas -y con total discreción de la autoridad- a cuarentena. Se puede prohibir el ingreso de quien sea; en el país que sea. El coronavirus ha levantado las barreras con las que sueñan los extremistas de vieja ralea. El mundo, tan globalizado y globalizado en el susto, es hoy un espacio confinado. La aldea de otros tiempos librada a meras pulsiones de sobrevivencia.

Se llegó a la globalización para volver a la aldea de tiempos inmemoriales. La realidad digital desmaterializó tanto el mundo que un virus, con categoría microscópica, apareció y colocó una brutal antena a tierra. La supremacía de la tecnología y de la ciencia vuelve a pagar tributo, como en esas pestes que han significado 200 millones de muertos en la historia, a lo desconocido. El mundo físico, ese en el cual muchos ya no creen vivir, no solo es un lugar real, ajeno y temible: es impredecible. Es incontrolable.

El coronavirus está imponiendo al mundo, con una capacidad de convicción inigualable, un ejercicio -tan humano y tan esquivo- sobre la finitud. Sobre la fragilidad de la existencia que inspira esas reflexiones -a veces sosegadas, a veces tenebrosas- sobre la muerte.

El coronavirus es nuestra peste.

Foto: Pentagon

23 Comments

  1. Me comentaba por telefono hoy una persona algo que me parecio interesante y que yo desconocia. Que hace un tiempo, no especifico, hubo dos hospitales rodantes, (no se la palabra exacta), donde incluso se podian realizar cirugias. Si como se esta dando la situacion con el corona virus, creo que vendrian de perlas a las autoridades de salud, contar con mas hospitales para atender a los afectados. Sabra alguien que mismo paso con esos hospitales?

  2. Leo en este momento en la prensa nacional que hay un grupo de «brillantes» que se creen invencibles y a los que diriase se han convencido que esta epidemia del coronavirus no les llegara, por ende las instrucciones y demas del gobierno central en afan de proteger a toda la nacion, no es para ellos. Fiestas, jaranas, bebezonas, en casas, y los otritos empinando el codo en sus vehiculos, a minutos de que empieze el toque de queda. Que les apliquen la ley como merecen. No captan que los derechos de uno terminan donde empiezan los de la siguiente persona. Sigue subiendo, segun se lee en la prensa, el numero de afectados directamente por este virus; o estas gentes no saben leer, o no nacieron con una pizca de entendederas, o francamente tienen tamo por seso!!!!!!!!!!! No deseo mal a nadie, pero me pregunto que haran como reaccionaran si por su irresponsabilidad, en algun momento sean ellos o su familia y amistades y compinches de farra, quienes fueran infectados por este virus? en ese momento les vendria como anillo al dedo «tarde vienen los tempranos»

    Gracias 4 Pelagatos por toda la informacion que nos brindan.

  3. La mentira del gobierno acerca del cerco montado sobre la paciente cero y sus más allegados resultó ser una farsa total según la denuncia hecha pública por parte de un familiar…la peor epidemia, virus que nos pudo heredar el correismo fue Moreno y un gobierno inepto ….a quien el señor Hernández lo pasó a la historia con alfombra roja

    • Haber recuperado las libertades y haber evitado que este país siga la ruta de Venezuela: por eso será reconocido Lenín Moreno. Y mantengo esa posición. Por el resto, ninguna lección a recibir de correístas cómplices del autoritarismo y la corrupción: bastante hemos criticado en 4P. las políticas de este gobierno.

  4. CON TANTOS VIAJES POLÍTICOS Y DOCTRINARIOS EL PRÓXIMO… «CORONAVIRADO»… SERÁ EL MISMÍSIMO SÁTRAPA DEL CORREA….. OJALÁ…??????

  5. Considero que hube, tuve y estuve nunca funcionaron menos ahora dada la grave situacion que vive no solo Ecuador sino el mundo entero.
    Pareceria que los «temas», en realidad normas de buenos modales de las mamitas de antes, vuelven a ser indispensables, para recordarnos a los que practicamos los mismos, y para enseñar a quienes desconocen. (no te toques la cara, no te toques la nariz, no te toques los ojos, no te toques la boca, tampoco el cabello.  Lavate las manos apenas entres del colegio o de tu trabajo, lavate las manos antes de comer, y despues tambien, es falta de educacion comer en la calle……… y hablando de esto se ve a los vendedores de comidas en las veredas y demas, y el riesgo para ellos y para quienes compran, alguien penso o esta tomando medidas urgentes??????, que es su medio de vida, triste pero el bien comun implica sacrificios de todos.  
    Pensemos que este condenado virus es el enemigo al que todos – entonces unidos debemos darle guerra sin cuartel haciendo nuestra parte, sin panico, con prudencia, estando atentos a la informacion que brindan los medios oficiales, evitando dar creencia a noticias falsas que se riegan como polvora en los medios digitales.  Pensemos en los demas, no acaparemos todo en los supermercados, tiendas, etc., si podemos y conocemos gente que tiene menos, ayudemos, es bueno de vez en cuando ponernos en el lugar de los demas……..Como no es posible visitar a personas mayores en hospitales y demas, pienso que si es posible llamarles directamente o pedir en recepcion del ancianato, hospiital o lo que fuere, que saluden de nuestra parte a nuestra amistad, familiar, etc., asi no se sentiran que los hemos olvidado.
    Ecuador, como todas las naciones, ha vivido horas dificiles por no decir horas negras, y unidos y con la bendicion de Dios ha salido, entonces con fe y haciendo lo que nos corresponde, siguiendo las instrucciones que da el ministerio de salud, saldremos adelante, y la pesadilla dantesca de la hora, algun rato sera un feo recuerdo, del que con inteligencia habremos sacado lecciones para prepararnos para situaciones que, el mundo siendo mundo, sabemos vendran.  Hagamos por los niños, jovenes, adultos y personas mayores, sin humos de clases, titulos, dinero  y demas, porque este virus no ve nada de esto.  Ecuador sera un pais pequeno en superficie pero grande en su gente y sus valores.

  6. Coronavirus es provocado por nosotros mismo los seres humanos por ser soberbio político, económico, científico y lo permisivos que somos es un jalón de oreja a todos los países.
    Esperemos mundo aprenda la lección de volver a ser humano y temor a Dios ya que nosotros somos vulnerables
    Pedir a Dios proteja de lo que ocurra con este virus
    Debemos hacer lo que informe gobierno no tomarlo a la ligera y no decir a mi no me va pasar nada y hago lo contrario dice autoridades
    Los científicos dicen que la vacuna estará en mayo o junio 2020. Dios quiera sea efectivo la vacuna en mayo o junio sino este virus puede durar fácilmente los primeros meses 2021
    Srs políticos, ecuatorianos es muy probable tengamos apoyar al gobierno en lo económico y salud porque el petroleo seguirá bajando esto va mínimo 5 meses a 1 años ( 2021 )

    China en 2003 tuvo virus Sars que se expandió a 33 países y dejo a 10 mil muertos coronavirus esta en 110 países lleva alrededor 5000 mil muertos por lo irresponsable de los chinos de no haber buscado ayuda en el momento que debió además el presidente chino silencio al medico que aviso sobre corona virus porque el presidente chino no quería que se sepa sobre esto China no le importa el mundo pero si le importa la consecuencia puede tener si la organización mundial de la salud y las potencias mundiales lo culpa de irresponsable puede provocar salga las inversiones ( empresas ) de China y se regresen a sus países de origen sea Europa , Estados Unidos Japon etc esto para economia china será fatal porque sus economia no se recuperar sin inversión

  7. Lo que no comprendo es la miopía del gobierno, desde Moreno para abajo, como es posible que cada día salgan con la lista de nuevos países que sufren esta pandemia y piden a los pasajeros que «voluntariamente» hagan cuarentena domiciliaria por 14 días, cuando los más práctico sería CANCELAR las frecuencia de Asia y Europa por un mes.
    Ya tenemos 23 contagiados y los dos últimos fueron dos mujeres que vinieron de Europa, que esperan estos miopes? Que se dupliquen los contagiados que lleguen de países que no están en la famosa lista para tomar medidas radicales? Dios nos proteja si eso pasa, los muertos se contarán por cientos y esto no es una alarma innesearia, fantasía o balandronada, es una lastimosa realidad, sino, miren lo que está pasando en Italia.

  8. El escenario actual es VICA, V = volatilidad, I = incertidumbre, C = complejidad y A = ambiguedad. Dos valores para enfrentarlo: esperanza y optimismo, y tres habilidades claves para manejarlo: aceptación de la incertidumbre, adaptación al cambio y resiliencia.

  9. Sí, señor; como que el covid-19 nos lleva a concienciar nuestra propia fragilidad, nuestra propia finitud. Nos impone un alto a la desbocada lucha por la vida para asomarnos a un umbral de miedos y temores. Nos lleva a despojarnos -a la fuerza- de oropeles y vanidades para desnudarnos ante el omnipresente atavismo de la sobrevivencia. La serpiente que se muerde la cola. El eterno retorno.

  10. Ecuador frente a la pandemia:

    Se suspenden clases y eventos masivos: Bien y todavía a tiempo.

    Italia minimizó inicialmente el problema y está en pleno caos.
    España mintió la magnitud, postergó medidas para favorecer el acto femenino del 8M y está precipitándose al caos de manera irreversible y tiene un gobierno irresponsable que sigue ignorando la severidad del problema y ocultando información,

    USA : impide ingresos desde Europa por un mes :Bien. Diez países mas lo hacen.

    ECUADOR: somos un país en una crisis económica grave, incapacitado para afrontar una emergencia médica de gran magnitud y que sin duda llegará; por lo tanto MAS IMPORTANTE ES EVITAR QUE TRATAR DE CURAR (perdón las mayúsculas)-

    MEDIDAS : 1. cerrar las fronteras ( a lo Trump) a todos los que pueden traer el virus; con excepción de ecuatorianos que retornan pero que deben someterse a cuarentena.
    2. Apelar al civismo (si lo hay) en cuanto a cumplir con todas las medidas que las organizaciones de salud impartan. La responsabilidad social es tan importante como la gubernamental.
    3. INFORMAR: si bien hay que minimizar el pánico, NO OCULTAR información; contra el pánico la verdad. Solo así entenderemos los porqués.

    ATENCION DE SALUD:
    1. El escaso dinero del que se disponga debe ir a reforzar la capacidad hospitalaria, principalmente las UCI y la protección de trabajadores sanitarios.
    2. Comprar insumos de protección, diagnóstico y terapia.
    3. Decretar si fuera necesario la utilidad pública de zonas especiales de la sanidad privada
    4. Si el momento lo exige retrasar atenciones preprogramadas no urgentes,
    5, Mantener en actividad constante un comité de expertos en medicina preventiva y epidemiólogos.

    NO SE TRATA DE UNA SIMPLE GRIPE aunque hayan muchos casos benignos.

    • Bien Fernando
      Atinado, mesurado y entendiendo que las medidas deben ser adaptadas a nuestro pobre país
      Lo otro , pone su cuota de solidaridad con los compatriotas que están regresando y que otros de un plumazo pretenden dejarles afuera sin pensar los enormes dolores que acarrearía a gente pobre—la que no tiene departamentos en Miami o Europa—el verse varado y sin dinero en sitios lejanos
      La cuarentena domicil es posible, existe una enorme masa burocrática en el estado que por medios tecnológicos puede hacer un control al centímetro de aquellos en cuarentena.
      Más temor nos deber dar las reuniones de Fe que se valen de la buena voluntad de la gente x la congrega para hacerla dar golpes de pecho

  11. Imagine el escenario: en cuarentena, aislados y que su servicio de internet o televisión por cable de su proveedor tenga falla por igual tiempo …. más caos? O la oportunidad de al menos dialogo directo y reflexión masiva.Por cierto muy buen artículo señor Hernández

    • Muy buen articulo y lo que si hay que criticar es la pobre reaccion de las autoridades sobre el problema:
      1. Los protocolos no se cumplen a cabalidad y sino miren la falta de control en los vuelos hacia Galapagos.
      2. Cambian los protocolos de un momento a otro.
      3. Restricciones absurdas como eso de que a las personas en transito por aeropuertos de España, Francia, etc. a su llegada a Ecuador se les obligue a entrar en cuarentena esten o no enfermos. Es una tamaña idiotes. Seria mejor si antes de salir de su pais de origen piden un certificado medico y esto lo presentan a su llegada al Ecuador. Asi evitariamos perdida de flujo turistico al Ecuador y que es tan necesario para el Ecuador.

  12. Excelente artículo que nos invita a la reflexión; a reconocer nuestra levedad que, a pesar de los avances de la ciencia y tecnología que ha llevado a la vanidad humana a creerse Dios, (el Homo Deus), una microscópica molécula de ARN es capaz de aniquilar a la especie. Sin embargo, hay que procurar conservar la calma; me parece una exageración el vaciar los supermercados con el acaparamiento de productos. Como que de ciertas personas se está apoderando una psicosis que será tan perjudicial como el virus. Es suficiente con que se tomen las medidas preventivas que nos han indicado. (Calma, calma, que no panda el cúnico).

  13. Poner las barbas en remojo
    Así decían nuestros abuelos cuando alguna enfermedad caía en nuestro mundo cercano o alejado a la vez. Si se cernía algún malestar ciudadano por culpa de los malos gobiernos en nuestro país, lo mismo se decía. Y si alguna maldad o tragedia se aparecía de improviso, también nos ponía en alerta y nuestra adrenalina subía incontenible desde nuestro interior. Ahora los ciudadanos pobres o adinerados también se han puesto en guardia para dar combate al coronavirus que da paso al Covid 19. Las autoridades de salud y de gobierno imponen las reglas ante la emergencia y debemos respetarlas o cumplirlas para que el virus no se expanda y cobre más víctimas. Solo Dios con su poder infinito protegerá a la humanidad. El Periodismo tendrá que especializarse en lo científico y acompañar, codo a codo a los médicos, investigadores y científicos para informar a la colectividad con seriedad y rectitud sobre el avance de la enfermedad, en la esperanza de que se encuentre la vacuna que contrarreste la pandemia. Nunca nadie será más valioso que los que día a día deben informar a la población, en diferentes idiomas, la secuencia indetenible de la terrible enfermedad con el fin de que no cause mayores estragos. No solo debemos lavarnos las manos cuantas veces sea necesario, también debemos lavarnos el alma para no causar males como los que causan los gobiernos, por acción u omisión, y que originan grandes tragedias sin disparar un solo tiro.
    Francisco Medina Manrique
    Periodista – Guayaquil

  14. Esta vez la culpa no es Correa. No creo que el ex desde Belgica, con su super celular, haya originado esta casi pandemia, para desestabilizar a Moreno, a Sonenholzner, a la prensa.
    A propósito, cuando dijo Sonenholzner que viajaba a China, a traer recursos, sin que le importe contagiarse, cuando viaja?.
    En fin … la cuestión es: quien o quienes, como, cuando y para que, crearon y expandieron este virus. Sería interesante que algún/os periodista/s comedido/s, intente al menos, realizar alguna investigación al respecto, seguro encontrará sorpresas sorprendentes, si es que le dejan.

  15. Sí…todas las noticias y acontecimientos que hemos escuchado y mirado últimamente sobre la peste que inunda al mundo, tienen un matiz de dolor y miedo, parece tan reciente que vivimos y tan eminente el cataclismo…Es una reflexion que los seres humanos no queremos procesar; porque al fin y al cabo, existe siempre, en lo recóndito de nuestro espíritu un hálito de esperanza y de fe en lo sobrehumano y divino y ..justo allí…nos damos cuenta de una realidad que se torna ficticia como un escenario patético de una humanidad perdida en el laberinto de su propia ambición. No es el momento, ni deseable una apología del holocausto, lo que si es importante, luego de la reflexión..es llevar un mensaje de fortaleza a todos los hombres y mujeres del mundo para enfrentar la crisis..porque aún creemos que no partirá todavía el último tren de la existencia. Saludos.

Deja un comentario

Your email address will not be published.

*

Las últimas de

×
Ir Arriba