Por la lucidez, desobediencia, ironía y obstinación

Atamaint es además totalmente ineficiente

en Conexiones4P/Elenfoque por

El informe que causó espanto a Diana Atamaint, presidenta del CNE, tiene apenas tres páginas. Es una matriz elaborada por Enrique Pita, vicepresidente del CNE, y su equipo, en la cual se registran: las actividades previstas en el cronograma electoral para las elecciones 2021, la fecha de inicio, la fecha de fin, los días previstos para cumplirlas, los días de atraso y el porcentaje de avance. La conclusión es lapidaria: de las 66 actividades previstas en ese cronograma, hay atrasos monumentales en la mayoría. 41 están resaltadas en la matriz en amarillo por ser consideradas críticas.

Vea aquí el cuadro de atrasos elaborado por Enrique Pita

Lapidaria también es la carta de Pita a Atamaint que acompaña el informe: está fechada el 12 de agosto y tiene un párrafo de siete líneas, con copia a los consejeros Esthela Acero, José Cabrera y Luis Verdesoto. El vicepresidente del CNE, que compone la minoría de ese consejo con Verdesoto, dice su preocupación por los atrasos que detalla y considera urgente que “se asuman las acciones pertinentes a fin de que se corrija esta grave situación”. Y pide que los responsables de las áreas señaladas informen al pleno sobre las causas del estado actual y las medidas y acciones que tomarán para remediarlo.

Atamaint acusa recibo del informe. Apenas lo recibió, escribió a los directores electorales de las 24 provincias. En su carta, con la misma fecha (12 de agosto), dispone “que las actividades ejecutadas en la jornada laboral deben tener relación exclusiva con el cumplimiento de los hitos que conforman el calendario electoral”.

La carta de Diana Atamaint a los 24 directores

El campanazo de Enrique Pita la hizo tomar conciencia del retraso de un calendario electoral que fue aprobado el 12 de marzo pasado y cuyas directrices fueron actualizadas el 23 de julio pasado. Pero ni ella ni sus funcionarios se habían percatado de los atrasos monumentales que ha acumulado su calendario. Pita se los muestra en 16 capítulos que van desde el presupuesto y el control del gasto electoral hasta la infraestructura tecnológica y la seguridad informática. Su auditoría muestra la gestión absolutamente deficiente de Atamaint; del trío que gobierna el Consejo Nacional Electoral en su conjunto.

Trece de las actividades juzgadas como críticas tienen atrasos de alrededor de 150 días. Hay incluso una (Planificación de la Capacitación Electoral -cronograma, plan específico, matriz de riesgos-) que tiene un retardo de 213 días. La matriz, que ahora conoce Diana Atamaint, muestra que el avance promedio en la infraestructura tecnológica es apenas del 19%, de 20% en seguridad informática y de 31% en los sistemas de elecciones.

En la matriz se ve un avance promedio de 25% en “Contratar el servicio de internet y enlaces de datos entre el Centro de Datos principal con los CDA, CPE y bodegas para el proceso electoral 2021” y  “Contratar el servicio de licenciamiento de software, Shareplex(2011), toad dba(2011), licenciamiento de office)”. El avance es de cero por ciento en “Contratar e implementar el servicios de tecnología para la publicación de resultados en la Nube”. Hay ocho actividades que tienen 0% de avance. Entre ellas, la “Configuración e implementación de la infraestructura tecnológica de seguridad informática”.

Este panorama retrata sin duda la situación real de un CNE gobernado por el correísmo, el morenismo, Pachakutik y el socialcristianismo. Una politización absoluta a favor de sus intereses basada en Atamaint, Acero y Cabrera; el trío que ha convertido el CNE en una institución que recuerda los peores momentos del reparto y la desvergüenza en la mal llamada era de la partidocracia. Y una ineficiencia administrativa absoluta que refleja su adicción a nombrar en cargos de responsabilidad a personas totalmente inoperantes, algunos con pasado delictivo, ligadas al correísmo. Así todo, hasta los atrasos señalados por Enrique Pita, tiene una explicación.

Foto: Consejo Nacional Electoral. 

Este análisis se publicó ayer, 18 de agosto, en el boletín dominical de 4P. Si desea recibirlo, suscríbase por favor gratuitamente aquí: GPS4P.

5 Comments

  1. Tal parece que algunos asustados, temerosos, llenos de angustia, sabedores de que perderán en el 2021, empiezan a preparar la declaracion de fraude con la esperanza de hacer lo mismo que en Bolivia, pero nosotros también tenemos cartas que las mostraremos si así fuera necesario.

  2. De ineficiente está mujer no tiene nada. De hecho, no le interesan las formas pues lo único que tiene en mente es permitir una candidatura correísta al costo que sea. Si se atrasa, no ejecuta o cualquier cosa parecida, noble interesa

  3. La única razón por la que una persona impreparada acepte un cargo para que ella sabe no está capacitada, es obedecer a consignas que un cacique moderno le pueda imponer.

    Aparentemente, manejar una función como la electoral para los más torpes y obsecuentes, no revestía complejidades, pero ya estamos viendo bien definido el camino al fracaso de la próxima justa electoral.

    ¡¡Pobre Ecuador!!

  4. Lo único que les interesa al trío de monigotes correistas, es el dinero para las elecciones; acaba de solicitar 42 millones de dólares para los partidos políticos que están acreditados para presentar candidatos. Triste destino de este pais: les damos dinero a los «políticos» para que hagan su campaña electoral, y cuando están en el poder, se llenan los bolsillos de plata mal habida; en otras palabras: les damos dinero para que nos roben, de Ripley!!

  5. SERÁ RESPONSABILIDAD TOTAL Y ABSOLUTA DE LOS PARTIDOS POLÍTICOS MENCIONADOS EN ESTE ARTÍCULO , ASÍ COMO TAMBIÉN DE LA INOPERANTE Y POLITIZADA MAYORÍA DEL CNE , EL DESCALABRO Y POSIBLE FRAUDE , QUE YA SE AVISORA EN LAS ELECCIONES DEL 21.

Deja un comentario

Your email address will not be published.

*

Las últimas de

×
Ir Arriba