Por la lucidez, desobediencia, ironía y obstinación

Renta Básica Universal, populismo 2.0

en Columnistas/Influencers4P por

Comienza el baratillo de propuestas de campaña por parte de los candidatos a la Presidencia de la República y sus partidarios. La mayoría de las propuestas se repiten cada cuatro años y consisten en fórmulas mágicas para crear empleo y, en consecuencia, erradicar la pobreza y la extrema pobreza en el país. Cuarenta años de democracia y, hasta ahora, ningún gobierno se ha atrevido a hacer las reformas necesarias que creen las condiciones adecuadas para generar empleo, aunque todos han prometido que, una vez llegados al poder, lo harían.

Sin embargo, ahora tenemos una propuesta estrella surgida de las entrañas del correísmo. Crear una renta básica universal para los ecuatorianos que consistiría en la entrega de cuatrocientos dólares mensuales para que todos puedan cubrir sus necesidades básicas. Lógicamente, como todo lo que proviene del correísmo, la propuesta no tiene nada de original. Es una medida que existe en varios países europeos y que incluso ha sido recomendada por la subsecretaria general de las Naciones Unidas, Kanni Wignaraja. El más reciente ejemplo de esta medida es el ingreso mínimo vital aprobado en España, con el voto favorable de todos los partidos, excepto la derecha de VOX, y que consiste en la entrega de una cifra que oscila entre los 500 y 1.200 dólares mensuales a personas que se encuentren en situación de pobreza extrema.

En principio, mucha gente podría pensar que la propuesta del correísmo, que se ha traducido en un proyecto de ley presentado a la Asamblea Nacional y que ha sido secundada por algunos economistas, tiene sentido en un contexto en el que, debido a la pandemia del COVID-19, la pobreza y la pobreza extrema se han incrementado de forma importante en el país. Sin embargo, la pregunta que deberíamos hacernos es ¿cómo se va a financiar esa renta básica universal? Y es justo ahí donde se encienden todas las alarmas.

En primer lugar, Ecuador no tiene moneda propia, por lo tanto, no puede imprimir billetes para pagar la renta básica universal que proponen los correístas y respalda el candidato Arauz. Aun cuando Ecuador tuviera moneda propia, la impresión de billetes para financiar la renta básica universal nos llevaría a una espiral inflacionaria que pulverizaría el poder adquisitivo de los ecuatorianos y la renta básica universal, al cabo de unos meses, no alcanzaría ni para comprar un kilo de arroz. Basta ver el ejemplo de Venezuela y Argentina para saber que la impresión de billetes sin control es devastadora para la economía. Conscientes de ello, los correístas proponen una fórmula mágica: la renta básica universal se pagaría con dinero electrónico. Sí, ese maravilloso invento que quiso implementar Correa y que muy pocos ecuatorianos utilizaron, a pesar de los incentivos tributarios que traía aparejados, ya que la mayoría prefiere ver dólares en su cuenta bancaria o en su bolsillo que dinero electrónico sin respaldo en un teléfono celular.

El proyecto de ley que crearía la renta básica universal señala que el dinero electrónico con el que se pagaría dicha renta se financiaría de la utilización de “los instrumentos financieros y mecanismos monetarios previstos en el Código Orgánico Monetario y Financiero, con el aval y apoyo del ente rector de las finanzas públicas”. Actualmente el Banco Central del Ecuador apenas cuenta con las reservas necesarias para cubrir el encaje bancario privado, por lo que no cuenta con los dólares necesarios para respaldar el dinero electrónico que serviría para pagar la renta básica universal. Este mecanismo supone en la práctica la creación de una moneda paralela sin respaldo y, por lo tanto, un grave riesgo para la dolarización.

Arauz insiste en que en su gobierno se “fortalecerá” la dolarización y lo repite como un mantra. Conoce perfectamente que la dolarización es más popular que cualquier partido político, movimiento o candidato. No obstante, la propuesta de renta básica universal presentada por sus partidarios, y respaldada por él, va en el camino opuesto al “fortalecimiento” de la dolarización y abre la puerta a que en un futuro no muy lejano Ecuador cree una nueva moneda.

La renta básica universal es una propuesta que tiene sentido y merece ser discutida cuando pueda financiarse con los ingresos permanentes del Estado, sin incrementar los impuestos en perjuicio de contribuyentes que ya no pueden aportar más. Proponer una renta básica universal en estos momentos y circunstancias, para arañar votos de gente desesperada, es parte de ese nuevo populismo, el populismo 2.0 que ya aparece en esta campaña.

Ricardo Flores es abogado. 

 

12 Comments

  1. Panas, es triste ver que aun hay personas que creen en estos mamelucos porque al ser pana de Correa, no podemos esperar nada bueno de su gobierno, piensen bien su voto por favor!!

  2. Excelente análisis, sin duda estamos en riesgo que Arauz quiera intervenir en el gobierno a través de medidas populista que llevarán al fracaso económico!

  3. La desdolarización solamente nos traerá miseria al país, las propuestas que proponen los mudos correistas no son buenas, debemos de pensar que realmente nos va a dejar algo bueno en el país, lo que nos hará progresar, el trabajo de estos mudos no lo es.

  4. Esas estrategias de la desdolarización y todo eso, solo nos demuestran que esos correístas no tienen ni la mínima idea de como sacar adelante a un país. Solo nos llevarán a la ruina como anteriormente lo hicieron. ¡No lo permitamos!

  5. No necesitamos una desdolarización, este tipo de propuestas sólo nos llevarán a la pobreza extrema, pues no tenemos una moneda nacional y el país no está en condiciones de dar 400 dólares de renta básica universal.

  6. También hay que buscar el lado positivo de la idea y por qué si pudiera servir para mejorar la sociedad, no solo los obstáculos. En Brazil pagar para que los padres envíen a los hijos a la escuela resulto en un estímulo económico inesperado para los fabricantes de lavadoras y secadoras, que es lo que la gente más pobre hizo con ese dinero. Acordémonos que la historia de la civilización ha sido siempre la búsqueda de mejoramiento en grupo. No por esto significa que hay que quitarle al que más produce para darle al que menos, sino buscar factores que ayuden a todos. Podemos controlar los inputs pero no los outputs

  7. Si nos ponemos analizar las cosas desde tiempo atrás nos vamos a dar cuenta que ningún Gobierno ha cumplido sus promesas solo nos han ofrecido cosas para que la gente de su voto debemos ser realista y pensar en que de dónde van a venir esos 400 dólares de los mismo impuestos que pagamos, porque los candidatos no dicen cosas reales y en vez de ofrecer un dinero deberían ponerse como objetivo principal ayudar al País a ser mas emprendedor para que pueda generar mas trabajo y con esto poder erradicar la pobreza que como nos damos cuenta cada día es peor e incluso por esto ha incrementado el nivel de delincuencia.

  8. Estoy tratando de explicarle a todo aquel que quiera escuchar, que los impuestos, es posible eludirlos (eludir no es igual a evadir) legalmente con los espacios que dejan las mismas leyes, Pero la DEVALUACIÓN, a esa nadie puede «sacarle el cuerpo». Esa nos alcanza absolutamente a todos. Y lo que me encuentro es con mucha gente resentida y «agradecida» y de todo nivel socioeconómico, que me parece increíble que no entiendan (en realidad no quieren) que si ésa fantasía se llega a cumplir, seremos los nuevos mendigos del continente, igual que los Venezolanos. Dios nos ampare y nos favorezca……

  9. Esta iniciativa no es nueva ni original, ya fue mencionada Tomás Moro en el siglo XVI o Thomas Paine en el siglo XVIII. Como bien se indica tambien propuesta por las NNUU y en algunos paises europeos. Entre estos paises ha sido mencionada por Pablo Iglesias de Podemos un viejo conocido de los acolitos de Rafael Correa, sera coincidencia? o simplemente a falta de ideas ahora se deican al plagio populista?.

    Idea interesante si, pero con un estudio tecnico y lo mas importante, con una fuente de financiamento real y sin que afecte al resto de la poblacion.
    Hay 2 fuentes de financiamiento que se podrian aplicar de manera inmediata:
    1. Control de la corrupcion y embargo de bienes de los corruptos.
    2. Reduccion de dueldos en la burocracia dorada: presidente, vice, Ministros, secretarios y
    asambleistas.

    A ver si alguno de los candidatos ez capaz de apuntarse a esta iniciativa.

  10. Las elecciones del 2021 se debe escoger con responsabilidad al mandatario que nos gobernará por los siguientes 4 años, la ciudadanía debe analizar las propuestas que están realizando los candidatos a la presidencia la mayoría de esas propuestas son mágicas que para mi parecer son ficticias proponer erradicar la pobreza, crear fuentes de trabajo, entre otras, no tienen un respaldo atrás o un buen plan de trabajo para que se puedan hacer realidad y peor con la crisis que se está atravesando; solo quieren ganar el voto de las personas que están desesperadas que creen en esas propuestas y como lo menciona el abogado Ricardo Flores con eso empieza el nuevo populismo, el populismo 2.0.
    La propuesta del candidato Arauz para nuestro país no son factibles porque no tenemos propia moneda, estamos pasando por una crisis aguda que no se permitiría pagar 400 dólares de la renta universal y por mi lado seguir subsidiando o pagando bonos a las personas solo es darles pescando pero sin enseñarles a pescar porque hay personas jóvenes que si pueden trabajar y esforzarse por si mismos; lo que se debería en realidad es apoyar a la matriz productiva, generando nuevos empleos y capacitando a los emprendedores para que surja en nuestro país.

  11. Excelente análisis señor Ricardo Flores, ¿de dónde va a sacar Arauz los 400 dólares mensuales? para dar a los pobres, si ya las arcas están casi vacías por la corrupción inmisericorde de 14 años , acaso pretende imponer más impuestos?, el pueblo ya no da más cada vez está más empobrecido. Propuestas demagógicas en época de campaña.

Deja un comentario

Your email address will not be published.

*

Las últimas de

×
Ir Arriba