Por la lucidez, desobediencia, ironía y obstinación

De Frente con el Presidente: ¿o de espaldas?

en Conexiones4P/Elenfoque por

A seis meses de su salida, el presidente Lenín Moreno decidió comunicarse con el país. Su programa radial De Frente con el Presidente se estrenó el lunes 16 de sin mucha alharaca, con la compañía y conducción de Caridad Vela, Secretaria de Comunicación. “Queremos que sepan lo que hacemos” dice una entusiasmada voz off en la introducción del programa que contrasta con su contenido aletargado y forzadamente ensayado. En el programa, explicó Vela, estarán invitados siempre periodistas “afines a distintas líneas políticas”. Una semana después volvió a hablar de periodistas “críticos pero no polarizados”. Pero los puentes se han tendido demasiado tarde y ahora la conversación parece forzada. Tras años de evadir las miradas y la interpelación periodística, se nota que el presidente quiere irse de a buenas, aunque -contrario al título de su show- sigue dando la espalda al país.

Ha habido dos programas con un mismo (y predecible) mensaje: el gobierno tiene más buenas que malas noticias, pero estas “se han quedado en el aire”. En la primera sesión, Moreno estuvo acompañado por Iván Ontaneda, ministro de Producción, Comercio Exterior, Inversiones y Pesca, quien insistió en un supuesto giro “pragmático” del gobierno. Ontaneda tomó más iniciativa en la conversación. El presidente, en cambio, parecía estar ahí muy a pesar suyo, respondiendo con la voz apagada y la mirada resignada. Para lo técnico entraba el ministro y Moreno intervenía para respuestas más políticas. Cuando el periodista Eduardo Mendoza preguntó: “¿Cuál es el mayor logro del gobierno en el tema de comercio exterior? Moreno respondió: “Recuperar la confianza”. Luego le pasó la pelota a su ministro. Tanto Vela como Ontaneda parecían sostener al presidente de una caída. El encuentro de frente era con ellos.

De Frente con el presidente es un programa que se nota guionizado. Al cerrar el primero, Caridad Vela dio un resumen con los logros del gobierno en comercio exterior. Luego tuvo un desliz freudiano: comentó que a los datos positivos oficiales había que agregarle las conclusiones a las que los periodistas habían llegado “saliéndose del guión”. “Somos periodistas”, respondió entre risas Eduardo Mendoza, a pesar de que era difícil determinar cuáles exactamente fueron esos abruptos. Las preguntas eran generalmente suaves y contextualizadas con comentarios positivos sobre la gestión del presidente. “Usted ha luchado contra la corrupción denodadamente”, le dijo Luisa Delgadillo —los adverbios también eran reveladores— antes de preguntarle: “¿Cuánto falta?” Eran preguntas que parecían más las de profesores que piden a un estudiante en plena presentación que concrete sus respuestas que de periodistas interpelando a la autoridad.

En el segundo programa cambió el set a Carondelet. Moreno no se sacó la mascarilla, lo que amortiguaba su voz y delineaba su mirada entrecerrada y apagada. No se le entendía, pero al equipo de producción parece que eso no les importó. Esta vez también había invitados del público para hacer preguntas junto a la periodista Gisella Bayona y Miguel Rivadeneira, a quien Caridad Vela describió como “un amigo de muchos años”. El tema era el manejo de la pandemia, por lo que el presidente estuvo acompañado por Juan Carlos Zevallos, Ministro de Salud y por Jorge Wated, directivo del IESS. “Numéricamente estamos en mejor situación que otros países de la región”, dijo Caridad Vela al presentar el contexto para la conversación, sin cuestionamiento alguno de los periodistas invitados. Luego se habló de la llegada de la vacuna al país (en enero de 2021, según Moreno), de recursos y ayudas internacionales y de la integración “total” entre el IESS y el Ministerio de Salud para afiliados contagiados (Según Wated, esto ayudó a solucionar la crisis en Guayaquil durante el epicentro de la pandemia en abril). Cuando Moreno divagaba, intervenía Vela, casi interrumpiéndolo. “Gracias a lo acertado de las políticas del señor Presidente, se ha puesto a andar la situación del país en un tiempo récord”. Sus intervenciones más exageradas no fueron contestadas por sus interlocutores: “La pandemia nos deja una huella de dolor, pero también nos hizo saltar, no sé, si cinco, seis, siete años”, dijo. De los periodistas: sólo silencio. En la mesa solo se asentía con la cabeza.

El Presidente no está de frente. Desde el inicio de su gobierno, había dicho que eliminaría las sabatinas de Correa, ya que ese no era su estilo. Y tenía razón en dar la espalda a la lógica espectacular, abusiva y manipuladora del gobierno anterior. Pero se disparó en el pie al descuidar otros canales de comunicación con la ciudadanía, que no tienen porqué ser igual de ampulosos y grandilocuentes. Moreno muestra que en realidad le teme a la interpelación frontal. Su intento hoy por eso luce desgastado, desorientado y muy fuera de tiempo. A Moreno es difícil entenderlo, y no es por la mascarilla.

Foto: Presidencia de la República.

22 Comments

  1. Indiscutiblemente ha sido una de las peores representaciones que ha tenido nuestro pais, ahora si quiere dar la cara a algo que como bien lo dice el texto se trata de un programa guionizado en donde sabe que responder de acuerdo a lo que haya pedido antes de ser entrevistado. Un hombre con poco o nada del sentido del análisis y sobre todo una persona que durante su tiempo de gobierno lo que menos ha echo ha sido dar la cara a cada uno de los ecuatorianos que nos hemos preguntado acerca de su gestión, que casi o nada se ha visto realizado.

  2. Se puede notar que el que va asumir la presidencia debe tener conocimiento sobre lo que va a ejercer, pues caso contrario pasa lo mismo que está pasando este momento con el presidente que cuando se pregunta sobre algo responde todo lo contrario, el pueblo necesita información con veracidad no con argumentos arreglados o frases que pretendan hacer cambiar el pensamiento sobre el gobierno. Deberíamos para las próximas elecciones indagar un poco más sobre a que representante queremos para el país y que no se repita la historia de nuevo.

  3. Definitivamente esto nos demuestra que el pais nunca fue gobernado por el licenciado Lenin Moreno, desde el inicio de su mandato a derrogado sus responsabilidades a sus (compinches)
    en donde nos han maquillado las cifras de infectados y fallecidos en esta pandemia.
    Pero tambien nos enseña que es una persona que no tiene nada de conocimiento en el manejo de un pais, el simple hecho de que sus ministros le ayuden a contestar preguntas que son importantes para el pais y la economia del mismo.

  4. Lenin Moreno, el presidente fantasma.
    desde inicios de su mandato, Moreno erradico por completo las sabatinas, una de las razones mas importantes que yo creo en particular es su miedo y su falta de liderazgo e información para transmitir a los ciudadanos ideas concretas y lógicas.
    en la actualidad Moreno mediante estos canales poco frecuentes quiere dar a conocer su «trabajo» pero a pesar de ser programas preparados vuelve a caer en la ignorancia.
    Moreno solo quiere irse.

  5. Es ironico totalmente que durante todo su periodo no hizo nada y ahora si quiera comunicarse con el pais , su mandato fue mas tropiezos y escandalos que aciertos y obras que necesitaba el Ecuador por eso me parece que es como una burla lo que hace ahora hasta el presiente de la nacion.

  6. Casi al terminar su candidatura el presidente quiere a través de medios de comunicación llegar a los ciudadanos, pero ya es muy tarde. Cuando los efectos del coronavirus empezaron a tocar fuerte al sistema de salud del país el presidente no no hizo válido su cargo para afrontarlo con soluciones, por el contrario, muy poco o nada se supo de él dejando al país en manos de toda la mafia por la que está gobernada el país.

  7. Que irónico que el presidente a pocos meses de terminar su mandato quiera recién dar información válida a la ciudadanía sobre su desempeño al mandato, años y años de insistencia sobre actividades y necesidad de dar frente a las problemáticas del país lo que busca es como lo menciona el autor “irse de buenas con la gente” o limpiar su imagen que claramente sabemos cómo se encuentra frente a los ojos de los ecuatorianos, pese a lo mismo es notorio que pocos o nadie ya creen en él y así busque la salida desesperadamente no la va a encontrar y terminara yéndose como uno de los peores presidentes que ha tenido el país.
    Muestra de la falta de su preparación inclusive para dar información a la ciudadanías sobre sus gestiones a lo largo de su mandato es que el siempre lleva invitados y ellos responden por él, seguirá siendo una imagen tras un verdadero accionista de los hechos.

  8. Después de estos casi 4 años de gobierno el presidente Lenin Moreno sigue demostrando que no es más que un títere de sus ministros, ha demostrado que no puede dar un discurso por si solo sin que sus ministros tengan estarle salvando de las «metidas de pata», además intenta dar sus ultimas patadas de ahogado tratando de quedar bien con el país pero no tiene ni argumento ni obras que hagan cambiar de opinión al pueblo ecuatoriano, ha sido y será el peor presidente que ha tenido el Ecuador sin duda alguna.

  9. El gobierno en el que vivimos los ecuatorianos, no es nada más que una mafia del Presidente Moreno y sus aliados, y seguimos esperanzados en algo que no va a pasar en cambiar la economía ya que este gobierno no hizo nada más que sustraer los bienes del pueblo, el que no se le entienda cuando habla en dichas entrevistas solo para seguir evitando preguntas que no puede contestar, que no puede defenderse ante lo que hace.

  10. Lo único que hace Lenin Moreno es ocultar la verdad, mostrar solo las partes buenas de su política, dejando de lado todas las cosas malas que ocultó en su candidatura, como es el caso del Paro Nacional que fue a causa de la subida de precios, lo único que se podría decir es que no se tapa el sol con un dedo y pronto saldrá todo a la luz, así como con los antiguos presidentes que obtuvo el Ecuador.

    • Desde el inicio del Gobierno de Lenin Moreno a sido muy pocas veces la pronunciación del presidente ante el pueblo ecuatoriano. Un presidente que no tiene la facilidad de hablar y rendir cuentas del país de lo que ha hecho frente a la ciudadanía. Y cuando habla casi no se logra entender correctamente lo que dice, no concreta respuestas exactas en las entrevistas y no tiene el conocimiento necesario en el aspecto técnico para hablar sobre ciertos puntos tácticos. Ha realizado muy pocas cosas en el país y durante todo su periodo no logro realizar mayores logros con el Ecuador.

  11. Creo que el texto es bastante claro, cuando se habla de nuestro presidente se refiere al intelecto de Lenin Moreno, ya sea desde cierto ángulo o en cierto sentido, también está manipulando los medios. En una etapa inicial, el presidente simplemente anota las preguntas que lo benefician, y aun así no puede responder de manera clara y concisa, siempre deja espacio para las respuestas y hasta un niño se da cuenta de lo absurdo que se ha vuelto esto.

    Es difícil entender al presidente Moreno. Cuando le hacen preguntas irrelevantes y las evitan, no se siente frustrado. Si nos responde, sería bueno: ¿quién asignó el hospital o se cayó del cielo? Por otro lado, me acabo de enterar que uno de sus ministros fue seriamente cuestionado en su millonario contrato con una empresa privada, Lenin me decepcionó porque creo que al inicio de su mandato, su gobierno sería cero. corrupción.

  12. En primer lugar, me parece algo ridículo que un presidente que dice gobernar bien al país no pueda expresarse de la mejor manera y para poder hablar de algún tema en específico deba tener un “texto” donde vaya leyendo lo que le dieron escribiendo mas no lo que el en realidad pensaba, aunque siendo sinceros cada vez que habla Moreno lo único que diese son cosas sin sentido, eso demuestra que nunca tuvo el don de liderar a un pueblo ya que ni sabe lo que pasa con el Ecuador. Y en segundo lugar me parece algo antiético que hasta los periodistas se tengan que vender para que el presidente “quede bien” ante los ojos del pueblo diciendo que ha “luchado contra la corrupción” cuando todos nos damos cuenta que en el país lo que más existe es la corrupción por parte del gobierno y que si es que no entra al gobierno una persona que enverad sepa como lidiar con el pueblo nunca terminara la corrupción en el país.

  13. Moreno se ve nervioso. Afuera de Carondelet sus ex-compañeros de militancia lo estarán esperando con mucha ansia de entrevistarlo; entrevistas a acompañar con café e INAcakes de yapa? No lo sabemos aún.

  14. A mi parecer el el texto es bastante explícito, al hablar sobre el presidente de nuestro país, este hace referencia a la cordura que tiene Lenin Moreno, ya sea de una manera u otra también esta manipulando a los medios de comunicación al igual que se hizo en el periodo anterior; el mandatario simplemente redacta las preguntas a su favor e incluso así es incapaz de contestar clara y concisamente, siempre deja cabos sueltos en su respuesta y hasta un niño se daría cuenta de lo ridículo que esto se esta tornando.

  15. Moreno en realidad no es ni fu ni fa. Ni un buen político y peor un técnico que conozca de los temas de cada uno de los ministerios del gobierno. Su llegada a la presidencia fue por que Correa lo puso allí, gracias a un evidente fraude electoral fraguado muy cuidadosamente por los entonces directivos del Concejo Nacional Electoral y quienes hoy ocupan puestos burocráticos con abultados sueldos en embajadas y otras instituciones.
    Con una paupérrima licenciatura conseguida de una manera no clara, Moreno no tiene ni siquiera la educación suficiente como para haber ocupado ese puesto y por ende el país esta como esta. Y eso se sigue reflejando en sus ridículas habladurías, eso sí como un charlatán de pueblo que vende crema de culebra para calmar los males que aquejan al ciudadano común y corriente. Y lo triste es que hay personas que parecen ser racionales y preparadas, pero que no son más que lambiscones de un individuo que simplemente nunca mereció estar en el puesto de presidente del Ecuador al que lo ha llevado a una gran debacle.
    Ojalá los votantes no se equivoquen nuevamente y terminemos con otro energúmeno como Arauz al frente del gobierno, individuo este que no es más que otro charlatán, comunista por interés, aprovechado y que hace parte del ejercito delincuencial comandado por Alibaba Correa y sus 41 ladrones (se incluye a Yunda).

  16. Este programa radial es las patadas de ahogado de un mediocre a quien Rafael Correa metió por la ventana.

    Al igual que su mentor, Lenín Moreno debería ir a la cárcel por corrupto.

  17. Si el Presidente «quiere irse de a buenas» con el público, debería dejarse de titubeos por lo menos al final de su mandato. Alguna buena acción para recordarle sería, por ej., realizar programas vía TV, como música sinfónica, literatura, etc., para elevar el nivel cultural del pueblo; agilitar en la Asamblea el trámite de leyes anticorrupción; evitar que la libertad de expresión sea sólo discurso: ahora mismo hay un caso de sentencia a un periodista en Napo por haber emitido críticas al gobernador (recién ex-), (su representante), de esa provincia. Sí tiene tiempo para hacer algo significativo. ¡Anímese!

  18. Como los pillos del mismo equipo anterior lo único que pretende este sinvergüenza es lavarse las manos de toda su negligencia y picardias que de distinta manera pero igual de sucias han continuado por quince años. Mas deuda, más burrocracia, más latrocinio y mas mentiras a través de los medios. Pero en el fondo otro inútil pillo y sinvergüenza como todos los robolucionarios. Lo primero que debería la justicia «antes que se largue» es no permitirle que se fugue hasta que por lo menos deje las cuentas de sus incompetencias por lo menos claras. Sino después igual que el resto de ladrones se declarará también «perseguido politico» oh incluso «colabora eficazmente» y abra que premiarlos disminuyendoles las penas, ejemplos sobran. Lo único real; cero inversión, cero trabajo y el muy rata a de culpar a la pandemia, cero viviendas y servicios públicos de a mierda como los que los dirigen. Dice el vulgo de tal programa PURA TROMPA Y EXPLICACIONES BARATAS. El éxito no admite explicación.

  19. El periodismo y Moreno no son amigos hace mucho, los medios que han decidido tapar realidades, ellos si.

    La culpa no es solo del gobierno en De frente con el presidente, también es de aquellos periodistas que aceptan ir, si van a tener que seguir un guión entonces no es un conversatorio, sino una novela, bueno ellos saben más de esos temas que uno.
    Los periodistas no deberian prestar su imagen para que el gobierno figure de buen comunicador, si el conversatorio no va a ser totalmente espontáneo para que ir?, no los invitaron a la grabación de una obra teatral o novela para seguir guiones, sino a conversar y entrevistar, solo ahi podemos ver la clase de periodistas que son quienes asisten.

    Mi total admiración a quienes hacen la revista 4Pelagatos, siempre frontales, estoy segura de que periodistas, columnistas y entre otros quienes conforman su gran equipo, jamás podrian prestarse para esta clase de juego.
    Necesitamos más prensa como ustedes, no dejen de hacer su labor.

  20. Es difícil entender al Presidente Moreno y no se mosquea cuando le hacen preguntas impertinentes y las elude.Sería bueno que nos responda : quien repartio’ los hospitales o eso cayo’ del cielo ? Por otro lado me acabo de informar que uno de sus ministros esta’ seriamente cuestionado en un contrato millonario con una empresa privada.Me ha decepcionado Lenin porque le crei’ al principio de su mandato que su gobierno sería cero corrupción.

Deja un comentario

Your email address will not be published.

*

Las últimas de

×
Ir Arriba