Por la lucidez, desobediencia, ironía y obstinación

Zevallos está desahuciado, como el gobierno

en Conexiones4P/Elenfoque/Lainfo por

Ya no hay salvación para el ministro de Salud Juan Carlos Zevallos. Está quemado: después de que incluyó en la aplicación de vacunas a familiares suyos en instituciones privadas, perdió la poquísima confianza pública que le quedaba. La ciudadanía expresó el descontento en redes, así como la Asamblea que, con 121 votos, exigió su destitución. También la mayoría de candidatos a la presidencia pidió la renuncia del Ministro. Oídos sordos: el gobierno -por intermedio de Caridad Vela, Secretaria de Comunicación- ratificó su apoyo en “un 100% por el ministro”. Era predecible. Al gobierno le queda el espíritu de cuerpo en un momento compartido entre desahuciados: Moreno dejará el poder en cuatro meses y su aprobación está por los suelos. Ahora se protegen entre ellos sin  importar mucho el costo en la opinión.

El plan de vacunación nacional empezó el 21 de enero con la llegada de 8000 vacunas de Pfizer/BioNTech de las 86000 que llegarán hasta finales de febrero. Fue todo un show: se recibieron con bombos y platillos, aunque el efecto fue el contrario y fueron, más bien, motivo de burla. En baseball se trataría de un strike 1. Mediáticamente, no achuntan una: ya hubo críticas de Jorge Wated, presidente del directorio del IESS, por administradores del Seguro Social que recibieron la vacuna a dedo. Luego debían aplicarlas: el plan era vacunar 43 000 personas (cada paciente requiere dos dosis) y, obviamente, privilegiar al personal médico de primera línea y adultos de la tercera edad. Pero entre quienes primero recibieron dosis procedentes del hospital Pablo Arturo Suárez (dedicado a la atención de pacientes con covid) estaban los pacientes de un geriátrico privado que incluían a la madre del Ministro. Strike 2. 

La respuesta de Zevallos, especialista en epidemiología, y del gobierno empeoraron todo. Desnudaron, de hecho, la ceguera de su gestión ante la crisis y su deshabilitante incapacidad para comunicar. En la entrevista para Radio Sucesos Caridad Vela reiteró la lógica del ministro al favorecer con el heraldo público a los suyos. “Hay cosas que uno no debe enfrentar porque no hay una conclusión que deje contento a todo el mundo”. Y la mejor: “Si mi mamá estuviera viva yo también quisiera que le vacunen a ella mañana”. Según Vela se eligió al exclusivo geriátrico de los Valles por cercanía geográfica y cuando Milton Pérez le cuestionó el palanqueo obvio en la incidencia del Ministro en la selección de los vacunados, Vela se escabulló, como lo ha hecho tantas veces, y repitió que “tarde o temprano todos tendremos las vacunas”. Finalmente volteó la tortilla alegando que sería injusto que los parientes de los funcionarios no pudieran vacunarse por el riesgo a que se les acuse de palanqueo. Según ella, las víctimas son ellos. Strike 3. 

Zevallos hizo lo mismo. Ante la Comisión de Salud de la Asamblea Nacional demostró no entender las responsabilidades que conlleva su puesto. Para él “debe haber un orden” porque, finalmente, la vacuna se aplicará independientemente del lugar. Se defendió luego repitiendo las cifras de personas no-relacionadas con él que también fueron vacunadas: un total de 2982 personas. Dijo que su decisión estuvo informada por su calidad de “ministro, doctor e hijo”. Se escabulló, como Vela. Aceptó no estar seguro de si su decisión fue una “imprudencia política”. Parecería que a poco tiempo de dejar del poder, el gobierno y sus funcionarios ya se resignaron a salir por la puerta chica.

Sin un plan transparente de vacunación, Zevallos y Vela han revelado no entender las obligaciones de la administración pública. Y a pesar de que la Constitución obliga al gobierno a anteponer el interés general al particular, para ellos el tráfico de influencias no es tal.

Hay ministros impopulares pero competentes. No es el caso de Zevallos, cuyos desaciertos le han quitado la confianza pública en plena pandemia y ante la incertidumbre de lo que está por venir. El apoyo del gobierno revela, sin embargo, que Zevallos no es la excepción sino una regla desamparada. Con menos del 5% de aprobación y sin iniciativa política, el gobierno perdió el interés en hacer control de daños. Están juntos en esto y les da lo mismo.

Foto: Presidencia del Ecuador

16 Comments

  1. Es peor que eso, pues no es, como dice equivocadamente el artículo, que la vacunación se realizó en un «geriátrico». Los geriátricos deben estar, y de hecho están, en casi todas las estrategias de vacunación del mundo, como sitios prioritarios de vacunación. Si bien cambiar la prioridad de un geriátrico por el de otro en el orden establecido para favorecer a familiares sería un abuso de autoridad reprochable, lo que se hizo es mucho peor.

    Donde vive la mamá del ministro no es un geriátrico, es un complejo de residencias privadas y exclusivas para adultos mayores. Un condominio. Las diferencias son enormes, para empezar, en el nivel de riesgo al que están expuestos sus residentes en comparación al que enfrentan los de un geriátrico. Eso nomás, ya eleva la cota de miseria que entraña la acción del ministro a otra categoría. Es angustioso que los ecuatorianos, al menos una porción tal que haga imposible que el gobierno se salga por las ramas, no esté claro sobre lo que algo así significa y no muestre una indignación acorde.

    A los que sí estamos claros, este episodio nos trae un alivio (si así se lo puede llamar). Que a pesar de las ominosas perspectivas electorales y de lo que pudiera parecernos, es difícil que cualquiera que venga empeore la talla de quienes están ahora.

  2. Parece que nos ha cegado el miedo y ansiamos con desesperación la vacuna a como de lugar, sin importar de donde venga, como haya sido fabricada y de que. No nos preguntamos siquiera eso y es que una vacuna producida en menos de un año trae muchas dudas.
    Hay serías aseveraciones de personas médicos entre ellas, científicos que dicen la dudosa procedencia de estas vacunas; personas que por cierto hay sido silenciadas por los medios cuando dijeron y afirmaron que estas vacunas están siendo desarrolladas a partir de células de bebes abortados. No es acaso de dudar de una organización como la OMS que promueve el aborto y que es la que dicta las reglas del juego en cuanto a salud? Y a las que dichas reglas los países se siguen sin rechistar ciegamente y sin preocuparnos ni preguntarnos que es lo que están tratando de inocular en nuestro cuerpo.

    • Este gobierno está nockaup el peor gobierno lleno de corrupción no han hecho nada por el país ojalá se acuerden quien los puso en el poder y ahora se quieren deslindar correa y Moreno lo peor de este país

    • Las vacunas son seguras y eficaces, y no llevan por ningún lado células de fetos abortados, las vacunas que se han importado están basadas en ARN mensajero de origen sintético, por lo tanto si se sabe de que estan hechas y cual es su objetivo al ser inoculadas en el organismo, han sido testeadas y han logrado superar todas las fases de ensayos clínicos como cualquier otra vacuna, si se han logrado fabricar en menos de un año es por los grandes tecnologicos actuales, porque hay mucha información de virus similares como los coronavirus SARS-CoV-1 y MERS-CoV que se han secuenciado genéticamente y se logrado determinar el funcionamiento de las proteinas en el proceso infeccioso , porque ha existido una gran inversión económica publica y privado, porque las fases de ensayos clínicos se han montado en paralelo, porque ha existido muchos voluntarios y porque las farmacéuticas han adelantado la producción -con el riesgo de perder- aun antes de tener la autorización .

  3. No justifico, pero lo entiendo. Y dentro de todas las cosas que hemos visto, no necesariamente ni un pecado. Seguro que usted tiene el derecho a lanzar la primera piedra? Seguro? Es imposible que gente buena intente construir mientras haya gente enfocada en destruir por demostrarse héroes inteligentes. Inmolar a quien intenta se ha vuelto un pasatiempo de cualquier pelagato villano. Pretender ser puros, mientras queman a brujos tiene un lado histórico retrógrado…que demostró que muchos puros fueron brujos, aunque los brujos no existan.

  4. Excelente artículo.Aquí me gustaría decir que no hay que confundir incompetencia con tendencia política. Esta vergüenza no es de derecha porque a lo mejor piensan que el capitalismo es esto. Tampoco de izquierda. Esto hay que llamarle por su verdadero nombre, ineficiencia y ojalá el elector lo entienda así porque por eso regresa el pasado, y acabamos peor.

  5. Es correcto su análisis, pero se da excesiva atención mediática a este tema. Falta de delicadeza, falta de criterio , por supuesto, pero hay tantos temas que ojalá tuvieran más castigo, tanto corrupto suelto, el mismo presibobo que tenemos, y ahí si no hay tanta atención. No priorizamos las cosas, nos dejamos llevar por el show del momento

  6. El gobierno se desmorona, las ratas abandonan el barco, se pesca a río revuelto, sálvese quien pueda y como pueda, los estertores se oyen a la distancia, la vorágine del final es inminente y la lápida de la infamia eterna se empieza a esculpir.

  7. El Presidente Moreno y su Ministro de Salud,como otros Ministros,son «cara de tuco».Hace rato tenían que irse a su casa. Pobre Ecuador : hasta cuándo soportaremos tanta indolencia?

Deja un comentario

Your email address will not be published.

*

Las últimas de

×
Ir Arriba