Por la lucidez, desobediencia, ironía y obstinación

Guarderas pone vicealcadesa con su mayoría

en Conexiones4P/Elenfoque/Lainfo por

Finalmente, el nuevo alcalde de Quito, Santiago Guarderas y la mayoría del grupo de concejales que apoyaron la remoción de Jorge Yunda pudieron respirar aliviados: Brith Vaca fue elegida como Vicealcaldesa y con eso sepultaron el fantasma, que apareció el fin de semana, de una nueva coalición política en el Concejo Metropolitano en la que iba a participar el correísmo e incluso los intereses del alcalde defenestrado para colocar en ese cargo a Analía Ledesma, de la Izquierda Democrática.

En realidad, desde el inicio de la sesión del Concejo Metropolitano se sintió  que el bloque que apoya a Guarderas se iba a salir con las suyas. Para comenzar,  el correísmo que había jurado por escrito que no iba a asistir a la sesión porque decía que había que esperar a ver si la Corte Provincial daba o no gusto a Yunda en uno de sus recursos de protección, llegó puntual a la sala y de inmediato articuló un discurso de capitulación. Un discurso que incluyó, en el caso de la intervención de Blanca Paucar, una clara advertencia de un eventual futuro cobro de cuentas al sector de Guarderas: «a la vuelta de la esquina la tortilla se les vuelca y ahí les quiero ver».

Incluso, la misma Ledesma de la Izquierda Democrática dio un discurso en el que no pudo ocultar su resignación y frustración. «Mi nombre representaba la unidad y la unión», dijo en un momento y en otro aseguró que ella sí le hubiera dado gobernabilidad a Guarderas. Acusó, sin dar nombres, a otras mujeres que, dijo, en el concejo y fuera de él se opusieron a su candidatura: dijo que había sido víctima de violencia política y de «machismo que viene de mujeres».

El interés de Ledesma en llegar al cargo, se había articulado durante el fin de semana debido, en parte, a la operación política que hizo a su favor la asambleísta Wilma Andrade, de la Izquierda Democrática. Andrade, se sabe, estaba convencida de que su partido tenía que llegar a la Vicealcaldía, lo que le llevó a hacer acercamientos con el bloque correísta y a reunirse con Guarderas. Todo esto había comenzado con la decisión de Mónica Sandoval, que se salió del bloque correísta para votar por la remoción de Yunda, de declinar su candidatura. Ante ese vacío, el bloque de concejales opositores a Yunda decidió hacer una votación secreta para ver cuál de sus concejalas era la de consenso. Vaca tuvo 5 votos, Luz Elena Coloma tuvo 4 y otras dos concejales tuvieron dos; una de ellas Ledesma.

A pesar del resultado, la Izquierda Democrática pensaba que la Vicealcaldía le correspondía y Wilma Andrade siguió con sus gestiones, pero no le alcanzó: no tuvo los 12 votos que necesitaban. La cruzada a favor de Ledesma requería que se sumen seis concejales del otro grupo. 4P. supo que únicamente habría conseguido a cuatro que, cuando vieron que la iniciativa estaba condenada al fracaso, se quedaron en el barco de los victoriosos.

La votación, a fin de cuentas, salió como se había planificado: 15 votos a favor de Vaca. De lo que sabe, Guarderas siente más confianza en Brith Vaca que en Ledesma, a pesar de que la nueva Vicealcaldesa fue integrante, hasta hace poco, de la bancada correísta. Vaca, en realidad, llegó a ser concejal por Justicia Social, el partido del reo Iván Espinel, en el que los candidatos correístas corrieron en las últimas elecciones. Su decisión de votar en contra de Yunda, sin embargo, produjo una ruptura irreparable con sus ex compañeros correístas, que ayer fueron particularmente duros con ella.

El correísmo si bien se resignó a la derrota, lo hizo sin ocultar su frustración por la designación de Vaca y lanzando advertencias a sus rivales. Luis Reina, por ejemplo, dijo que ésta debe renunciar a su curul. Soledad Benítez sostuvo que las designaciones de Vaca y de Guarderas son ilegítimas y no pudo esconder  su deseo de que “ojalá con el tiempo se mejore esa ilegitimidad”. Paucar fue, sin duda, la más explícita y dura: según su criterio, los que votaron por Vaca representan a una casta de «invasores» que han violado el territorio de gente como ella, que se definió como “quitu-cara”. Advirtió, sin tapujos, que “nadie tiene la vida comprada” y que  “esa coronita no les va a durar”.

La sesión sirvió, en todo caso, para marcar el inicio de una nueva administración y espantar, al menos en algo, los fantasmas de la anterior.

Foto: El Universo

10 Comments

  1. Me aburre que las mujeres estén jugando la carta de género y la de etnia. El creer que el resto de mujeres y todo el mundo en general debe votar por ellas es simplemente patético.

  2. Muchos panas, esbirros y alcahuetes de Yunda siguen en el municipio (EMAAP, EMGIRS, Metro, AMT, etc), ya se están acomodando para quedarse en el carguito, es importante señalarlos y exigir su salida, de lo contrario seguirán perjudicando y corrompiendo todo. Es obligación de Guarderas poner funcionarios probos, competentes, pero sobre todo honestos y sin sombra de duda, esto no es negociable, deben tener una trayectoria y una hoja de vida pulcra e intachable.

  3. Patéticos, ridículos y limitaditos correístas, son ellos los que tendrán que asumir las consecuencias de sus actos y pagar la factura por tapar y proteger a delincuentes y corruptos como el ex alcalducho Yunda. Son ellos los que están embarrados de porquería hasta el cuello. Cínicos, prepotentes, hipócritas, buenos para nada, así como Yunda se va como el peor alcalde, ellos también se irán como los peores concejales, no olvidemos sus nombres, sus caras de sinvergüenzas y defensores de pillos para nunca, nunca más darles ni el saludo.

  4. Ahora no podemos permitir que Guarderas se duerma en los laureles, todavía quedan muchos panas del choro removido en la alcaldía, ahí siguen de moscos muertos esperando para volver a sacar sus asquerosas garras, queremos ver cambios profundos, tenemos que estar muy vigilantes con el alcalde, concejales y demás funcionarios, al menor indicio de incompetencia, politiquería y chanchullos, también tendrán que largarse. Ya no podemos perder más tiempo, la ciudad necesita rumbo ya!

  5. Para puras vergüenzas el correísmo, no sorprende que sigan defendiendo y alcahueteando al choro Homero, bajísimo el nivel de sus concejales, se les acabó la fiesta de robo y corrupción, querían seguir usando al municipio para sus jugarretas, por eso están tan resentidos y amargados. Lo de Wilma Andrade ni me sorprende, esa señora es de lo peorcito que hay en política, no me inspira nada de confianza. Espero que las próximas elecciones los correístas sean castigados y enterrados en el olvido. 4P les sugiero que hagan un seguimiento de los funcionarios cercanos a Yunda que siguen en la alcaldía (según sé ahí sigue su ñaña Lili en el Patronato), sé que apenas son unos pocos días de Guarderas, pero creo que es urgente que se haga una limpieza total de funcionarios correístas-yundistas, mientras esa gentuza siga ahí, la corrupción e incompetencia seguirán destruyendo nuestra ciudad.

  6. Por mi parte ya puse a la ID junto a los correístas en mi lista de indeseables y despreciables, jamás les daré mi voto, por otro lado que polítiquera más inescrupulosa es Wilma Andrade, es la tipica izquierdosa falsa, rancia y con hambres atrasadas, hacen lo que sea para conseguir un carguito o una cuota de poder. Para mí la ID ya no cuenta ni vale para nada, están totalmente acabados y en la lona si creen que es aceptable aliarse con esas ratas verdosas. Hubiera preferido a Coloma de vicealcaldesa, pero bueno, con que no sea una enferma fanática correísta ya es bastante.

  7. El voto de los Correistas en el consejo siempre fue una sobra funesta que mantuvo a Yunda tanto tiempo, a pesar de ser el personaje causa de vergüenza para Quito.

  8. Ahhh la inefable e infaltable Vilmita la negociadora. Ella representa la vieja política: corrupta y llena de mentiras y engaños. Por esta clase de políticos el país sufre todavía las secuelas de un régimen corrupto y corruptor como fue el correísmo… El municipio de Quito tiene que demostrar que realmente ama la ciudad capital de los ecuatorianos i

  9. Terrible nivel de confrontación en el Concejo de Quito , realmente una pena !!!!!! . Y escuchar ciertas intervenciones , especialmente de los correístas , que no se resignan a aceptar su realidad actual ( perdedores ) , es para ponerse a llorar por el futuro de la Capital .

  10. A éstos instigadores que además quieren que todo fracase, habría que sacarlos a palo del municipio.Ya basta de amenazas de éstos correistas y que el pueblo de Quito los juzgue, hasta cuando estén en la calle..Huyan, y dejen en paz a nuestra ciudad!

Deja un comentario

Your email address will not be published.

*

Las últimas de

×
Ir Arriba