Por la lucidez, desobediencia, ironía y obstinación

El entorno de Lasso mete goles a Lasso

en Conexiones4P/Elenfoque/Info por

Un audio filtrado a Teleamazonas de Aparicio Caicedo, asesor presidencial, reclamando a Raúl González, superintendente de Bancos, fue presentado y comentado en redes como un escándalo. Ahí no hay nada. El verdadero escándalo para el gobierno es la debacle política que comparten y gestionan tres de los más importantes asesores del presidente Lasso: Iván Correa, secretario de Administración, Francisco Jiménez, ministro de Gobierno y Aparicio Caicedo.

Que Caicedo llame a González es normal. Lo debió haber llamado para proponerle estar en la terna. Al fin y al cabo era una terna del Ejecutivo. Si lo llamó para incluirlo, podía llamarlo para decirle -como se escucha- que no cumplió con los términos de un acuerdo que, según se entiende, era figurar pero, en forma alguna, aspirar a ejercer.

El escándalo es ese: meter en la terna a alguien que Caicedo (y se entiende los otros colaboradores presidenciales) estaban seguros de que carecía de los atributos necesarios para estar en ese cargo. ¿Por qué lo incluyeron? ¿Parte de un acuerdo con el correísmo; movimiento con el que Caicedo charla en forma fluida? ¿Ingenuidad supina que Caicedo comparte con Iván Correa y Jiménez? ¿Irresponsabilidad? En todo caso, en el gobierno, apenas ocurrió la metida de pata, quisieron disfrazarla haciendo saber que alguien hizo la lista de la terna y que ellos se confiaron. Si fuera verdad, es una razón suficiente para que, a estas alturas, los involucrados hubieran presentado la renuncia al presidente de la República.

El escándalo es este, no es ese audio gracias al cual algunos reporteros se han solazado. De hecho, han resucitado a los impresentables Sofía Almeida y David Rosero que, como ángeles desplumados, han vuelto a los micrófonos para escandalizarse de que el Ejecutivo meta la mano en el Cpccs. Ni siquiera reparan en que Aparicio Caicedo dice que ese organismo no se reunirá… Y, claro, que lo que hizo. Sofía Almeida debió decir -ninguno de los que la entrevistan se lo recuerdan- que su papá y su tío, el socialcristiano Luis Almeida, no solo metían las manos en el Cpccs cuando ella lo presidía: hicieron lo que quisieron con su aquiescencia. Almeida y Rosero juegan al papel de desmemoriados y lo logran. Con el mismo ímpetu que la asambleísta Johanna Moreira insta a la Fiscalía a investigar a Caicedo por tráfico de influencias…

Ahora Aparicio Caicedo agrava el escándalo (de la irresponsabilidad que hay en el entorno presidencial) diciendo que en el currículo de González no se veía su oportunismo político. Si se entiende bien González es un matrioshka con matices. Y lo que fue una irresponsabilidad, un pacto político o un acuerdo de Caicedo con una persona privada, deriva en lo que hay: un Superintendente de Bancos posesionado a la brava por Virgilio Saquicela, que funge de presidente de la Asamblea pero es, en realidad, el empleado sumiso del correísmo, los tránsfugas de Pachakutik, la ID y los socialcristianos. Ese es el escándalo: que haya una persona de la total desconfianza del Ejecutivo dirigiendo una institución tan esencial para la economía, las cuentas y ahorros bancarios de los ciudadanos y la dolarización. Un personaje que nunca debió estar en su terna.

Lo dicen y lo reconocen aquellos que lo pusieron y que, apenas se percataron de su irresponsabilidad, de su ingenuidad o de su tontería -para el caso es lo mismo- trataron de deshacer el entuerto y no lo lograron. Ese es el escándalo y no la conversación en la cual Aparicio se suicida políticamente porque delata que no tiene los quilates necesarios para estar al lado del presidente. Pero ahí sigue. Y para justificarlo dice que no cometió ninguna ilegalidad. Eso es verdad. No es por eso que debería irse: es porque no entiende la trascendencia del puesto en el cual el presidente lo ubicó. Responsabilidad compartida.

El escándalo no es el audio. Es seguir comprobando que hay ruedas de molino que se cuelan en el entorno presidencial sin que la Secretaría de la Administración se percate. El escándalo es tener un ministro de Gobierno que cuenta a su favor los goles que le meten. Nadie le ha dicho que así no se ganan los partidos. Y que su único destino es que él, y sobre todo el Gobierno, salgan goleados.

Toda la estrategia política del gobierno reposa en la aseveración de Francisco Jiménez según la cual era necesario y posible, para la estabilidad institucional, concertar con la Asamblea. Ayer Saquicela, con quien pactó una reunión para entenderse, le metió otro gol olímpico al posesionar a González en la Super de Bancos, cuando ya el presidente había enviado otra terna al Cpccs.

El escándalo para el país es este que administran Aparicio Caicedo, Iván Correa y Francisco Jiménez: no ese desventurado audio.

Foto: Teleamazonas

15 Comments

  1. Una nueva polémica surge en medio de un ya complejo proceso de designación del Superintendente de Bancos, autoridad clave para el control del sistema financiero, y que ha estado atravesado por pronunciamientos contradictorios desde la Función Judicial. Según Caicedo, González en vez de renunciar “siguió operando políticamente para que haya maniobras ilegales en el proceso de designación”. Todos estos episodios «oscuros» me traen a la memoria el triste e infame feriado bancario en la época de Mahuad en el que Lasso era super ministro. El nombramiento de González como Superintendente de Bancos va a traer nerviosismo en el sistema financiero y ahuyentar capitales. El panorama es delicado y preocupante.

  2. Lastimosamente el manejo de la política al actual Presidente le quedó muy grande ya que adentro de sus mismos colaboradores hay quienes como quinta columnistas le están poniendo piedras de molino delante suyo para que se tropiece y como consecuencia cuando ni cuenta nos demos habremos dejado que la banda de los robolucionarios regresen a terminar de festinarse lo poco que quede del país. Son las próximas elecciones seccionales y presidenciales las que determinarán si este país tiene alguna esperanza o termina por hundirse en el despeñadero, de nosotros los electores depende.

  3. Repetiré lo que ya he señalado en algún comentario anterior : todo este relajo que se ha armado alrededor del nombramiento del Super de Bancos , tiene un gran culpable y responsable : Guillermo Lasso Mendoza . Él era el responsable de la terna enviada , él tenía la obligación legal y moral de revisarla , él es el responsable de tener ahora al Sistema Financiero Nacional ( del cual él fue parte por 40 años ) , en manos de un indeseable ROBOLUCIONARIO . Y respecto al trio de asesores que se mencionan en el artículo , y algunos otro no mencionados , son una verdadera tragedia !!!!! Lamentablemente todas las ESTUPIDECEZ que a diario cometen , no van solo en contra del Gobierno ( que ahora es lo que menos importa ) , van en contra de todo el país !!!!!

  4. Aclaro que vote en las tres elecciones por el actual Presidente.
    Estaba confiado que era el mas indicado para dirigir nuestro país.
    Viendo lo que ocurre en el Ejecutivo, tantos pésimos asesores, he llegado a la conclusión que el responsable del éxito de su banco es EL JEFE DE PERSONAL.

  5. MUY REAL Y PRECISO SU COMENTARIO DON JOSÉ. PERO SE LE OLVIDÓ COMENTAR CÓMO RESOLVER ESTE ENTUERTO FORMADO POR EL PRESIDENTE SAQUICELA QUE, COMO ACOMEDIDO GRATUITO DEL CORREÍSMO, POSESIONA A UNA PERSONA QUE NO CUENTA CON LA CONFIANZA DEL PRESIDENTE LASSO, QUE ENVIÓ OTRA TERNA, NI CON EL REPALDO DEL CPCCS QUE ESTÁ INICIANDO EL NUEVO PROCESO DE SELECCIÓN. YO ENTIENDO QUE AQUÍ HAY TRES COPETENCIAS DEBIDAMENE IDENTIFICADAS POR LA CONSTITUCIÓN: 1) LA PRESIDENCIA DE LA REPÚBLICA ELABORA LA TERNA; 2) EL CPCCS FILTRA LA TERNA Y DESIGNA EL ORDEN DE SELECCIÓN; Y 3) LA ASAMBLEA POSESIONA AL CIUDADANO MEJOR PUNTUADO. POR LO TANTO SAQUICELA NO DEBE NI CALIFICAR NI DESCONOCER LAS COMPETENCIAS Y DEBE ESPERAR A QUE EL CPCCS LE ENVÍE LOS RESULTADOS DE LA NUEVA SELECCIÓN. ¿QUIÉN PODRÁ PONERLE LOS CASCABELES AL GATO?….DIOS NOS LIBRE DE TANTOS RELAJOS DE LA ADMINISTRACIÓN PÚBLICA….

  6. Los asesores presidenciales, deben ser personas no sólo honestos, sino también que hayan demostrado su posición política y que su edad madura sea lo suficiente para que no jueguen con la verdad ni con el país. El presidente tiene la oportunidad histórica de pasar a la historia como un gran presidente, creo que es lo más sublime que le puede pasar a un hombre al término de su vida profesional, política y humana. La historia nos muestra que los consejeros estaban formados por ancianos, quienes tenían la suficiencia de los años para garantizar la honestidad y ética en sus acciones. Pero los asesores actuales, guardan una gran distancia con el presidente. Es increíble que el presidente no pueda seleccionar personas con un perfil probo, y que por lo menos tengan el principio de honestidad con el presidente, en buscar estar siempre en línea con el pensamiento político del presidente. Ojalá, que el presidente tenga la valentía de cambiar el rumbo de sí mismo y de la historia, aún hay tiempo.

  7. Señor Presidente Lasso: yo vote por usted porque tenía la plena convicción de que este país sería otro, que tendríamos un cambio radical de 180 grados, que nos llevaría por el camino de la honestidad, de la probidad, un camino de desarrollo pleno para el bienestar de todos los ecuatorianos. Pero resulta que lo único que le funcionó correctamente fue la vacunación de la población contra el covid19 ¿pero y el resto? Nada cambia y el país se hunde poco a poco en un estiércol putrefacto de corrupción y corruptos, de personajes ineficientes, muchos de ellos de la misma calaña que el sátrapa Correa y sus delincuentes discípulos, de la misma ignorancia que el bobo Lenin. ¿Hasta cuándo señor Lasso?, ¿Hasta cuándo le pregunto?

    • Creo que esa es la pregunta que le hacemos todos cuantos votamos por el Sr. Lasso. Hay mucha gente valiosa en nuestro pais que lo pueden asesorar correctamente y no se los toma en cuenta. Se ha rodeado de gente inepta con ínfulas de mozalbetes irresponsables.

  8. Estamos perdidos. Si no se sacuden el el gobierno, no solo que los correistas le van a golear al presidente usted (tomando las palabras del Dr. Hernandez), sino que al pais entero. No entiendo como puede ser tan ciego de rodearse de gente a quien yo no confiaria ni mi mascota. Nuestras grandes expectativas en este gobierno se van desinflando cada dia de manera alarmante. Tampoco se ha dado cuenta de eso?

    • Nunca he hablado contra Lasso, porque voté por él, pero esto ya es el colmo, muchos ya nos estamos cabreado.
      Si tan ilegal es la posesión de este Raúl González, pues que con la policía no le dejen entrar a las oficinas de la Superintendencia y punto.

  9. ¡Quéhijues! Pero, en definitiva, los goleados estamos siendo nosotros, los del pueblo. Los resultados son los que cuentan luego de los aparentes enredos tortuosos: por lo que no podemos tragarnos el cuento de que son ingenuos (= gilachos) y que le pusieron en la lista solo de relleno «sin saber su currículo». El CPCCS que sabe que no cumple requisitos pero le declara como triunfador y los guacharnacos defendiéndolo a capa y espada porque es su «derecho ganado en buena lid»; y la Asamblea, controlada por esa mayoría de la misma marca, también «ignora» que no cumple requisitos, y lo posesiona como que joden al Presi. El interés de la Patria en segundo plano.
    Ese trío de colaboradores ya deberían estar «renunciados», mínimo, para demostrar honradez en el manejo de la cosa pública.
    De los 70 asambleístas dicen que podrían irse a su casa por hacerse «los mucho», del «Primer Poder» (se ve que lo pueden sin sonrojo). Esperemos no más.

  10. Se acuerdan del entorno de Correa?
    Alexis Mera, Patiño, Glas, los Alvarado. Eran individuos maquiavélicos, inescrupulosos, pero a la vez muy inteligentes, hábiles. No estaban ahí para «colaborar» con el gobierno: ellos eran el gobierno.

    El entorno de Lasso no es chicha ni limonada.

    Iván Correa es un tipo tranquilo, bonachón, que está trabajando en mejorar ciertos aspectos de la administración pública. Pero es una nulidad desde el punto de vista político.

    Francisco Jiménez tiene energía, ánimo, pero claramente es un político bailarín, que un día dice una cosa y al día siguiente lo contrario.

    Diego Ordóñez fue un pésimo asesor. Por alguna razón inexplicable, ahora está a cargo de la seguridad nacional.

    Aparicio Caicedo ha demostrado ser el peor de todos. Su ideología libertaria quedó hecha pedazos al primer contacto con la realidad. Desde entonces se ha dedicado a hacer las tareas sucias del gobierno, y lo hace de manera grotesca, sin ninguna habilidad.

    Poco a poco va quedando claro que el problema no está en los funcionarios, sino en la persona que les escogió.

  11. Si en este país se practicara la ética y honradez pública, la sociedad pediría que ¿La legalidad y justicia se hagan presentes y desenreden todos los vericuetos de Gonzales y Caicedo, O toda la actuación de Gonzales es nula por falta de probidad en su nombramiento y próxima actuación.
    Y nosotros… nos seguimos preguntando ¿quién pone Orden????? en este país. ¿Virgilio Saquicela, que funge de presidente de la Asamblea? Y en realidad, es el “empleado sumiso del correísmo, los tránsfugas de Pachakutik, la ID y los socialcristianos” 4P.
    Usted presidente, tiene que dormir con un ojo cerrado y el otro abierto, porque sus asesores son igual que el Virgilio Saquicela, y juegan en la cancha del correísmo a veces con propia camiseta y otras piden prestada. Revise nuevamente los CV de [email protected] porque si esta es la manera de llegar a los cargos, TODOS ESTAMOS PERDIDOS, Y LA DESCONFIANZA DE LO ACTUADO CONTINUARÁ EN ASCENSO.

  12. Aparicio Caicedo, Lasso boys, es descrito como un ministro de Gobierno paralelo que atiende los temas que más le interesan al mandatario. Primero fue consejero ‘ad honorem’ y recién fue enrolado. Por estos días se divulgó un audio en el que presiona a Raúl González para que renuncie.Difícil entender este entuerto, pero ahí lo tenemos. Trabaja en coordinación con la Secretaría Jurídica de la Presidencia, a cargo de Fabián Pozo, seriamente cuestionado en el caso Danubio por direccionar las aduanas con un personaje llamado Francisco Gottifredi. Y ahora Sr Lasso que hacemos con la corrupción? Al gobierno del encuentro le meten goles : olimpicos, de tiro libre, de chilena, de media cancha y auto goles.

  13. Ni Correa con todo su aparato propagandístico nacional e internacional (Pichincha Universal, radios en Manabí, Telesur, HispanTV, RT, Al Jazeera, etc etc) hicieron tanto daño a una alternativa de gobierno como lo hizo Lasso y su equipo de inútiles. Es más, Correa ya no tiene ni que hablar del feriado bancario para difamar a Lasso, pone una noticia de los hospitales y con eso basta. Se olvidaron por completo que la política es algo más que ganar las elecciones, o presentar resultados (que realmente no han presentado casi ninguno). Que es administrar el poder, que muchas veces es jugar con todo tal y como el enemigo que sin una gota de vergüenza se une con quienes arrastraron por conveniencia. Ellos se dan el lujo de jubilar a una vice de la asamblea por dejar la tapa del baño levantada y de posesionar a un tipo que estaba impedido dando lecciones de «democracia» mientras que el ejecutivo se come los mocos y le hacen polémica de hasta la forma en la que respira. Están perdidos, si les hacen un paro ya capaz no sobreviven. La Sra. Alexandra Vela muy inteligentemente quería jugar duro con la muerte cruzada, pero a Lasso le dió miedo y le explotó el paro en la cara. No pegan pie con bola ni a 20 cm del arco.

Responder a consuelo Cancelar respuesta

Your email address will not be published.

*

Las últimas de

Ir Arriba