Por la lucidez, desobediencia, ironía y obstinación

Otavalo y la Asamblea, el match perfecto

en Conexiones4P/Elenfoque/Lainfo por

Elizabeth Otavalo dice que quiere saber cómo fue el crimen de su hija María Belén Bernal, a manos de su yerno Germán Cáceres. ¿Quién ayudó a cargar el cadáver de su hija? ¿Por qué nadie fue en su auxilio en la Escuela Superior de Policía donde muchos escucharon sus gritos de auxilio? ¿Quién estaba en el edificio donde se cometió el crimen? ¿Quién lo protegió? ¿Por qué su cuerpo apareció apenas 10 días luego de que se apagó su vida? ¿Por qué su yerno la estranguló y por qué no hay un parte oficial que diga quién estaba en el edificio?

El problema está en que las respuestas a sus interrogantes -que se las haría cualquier madre doliente en un caso como éste- las fue a buscar donde jamás las va a encontrar: la Asamblea Nacional. Ahí jamás obtendrá la verdad procesal y criminalística que dice estar buscando. En la Asamblea, la lógica de la disputa política y de los intereses electorales, lo único que garantiza son resultados políticos mediados por la suma de votos. La Asamblea, a diferencia de la Fiscalía, no tiene capacidades ni herramientas investigativas, no tiene facultades para hacer allanamientos ni interrogatorios técnicos y, sobre todo, tiene un interés político muy particular si se considera que la agenda de correístas, socialcristianos y disidentes de Pachakutik y algunos independientes es esencialmente arrinconar al gobierno de Guillermo Lasso. ¿Por qué, entonces, Elizabeth Otavalo fue a la Asamblea Nacional?

Para esta Asamblea, en cambio, su llegada cayó como anillo al dedo. Con su relato sobre una Policía que quiere tapar el crimen y proteger al autor y sus cómplices, de un gobierno que la ha desamparado y su discurso sobre un crimen de Estado, Otavalo se convierte en un motivo perfecto para iniciar otra guerra contra Lasso. Esto explica lo que ocurrió ayer lunes: en el primer día de trabajo de los asambleístas, luego de sus vacaciones, se organizó una insólita jornada con tres audiencias en la que la figura central era la madre de la asesinada por su yerno. Desde las diez de la mañana hasta pasadas las cuatro de la tarde, Otavalo estuvo rindiendo testimonio de su caso: primero ante la Comisión de Derechos Humanos, luego en la Comisión de Justicia y, finalmente, ante el pleno de la Asamblea. Todo un maratón para alguien que está de duelo, considerando que no ha pasado mucho tiempo desde la muerte de su hija, María Belén Bernal.

En las tres intervenciones, ella repitió una versión casi idéntica que luego se convirtió en el pilar del discurso del correísmo para mocionar y aprobar la conformación de una comisión ocasional que, supuestamente, va a encontrar la verdad del caso sin que intervenga la Policía ni la Fiscalía.

Otavalo llegó a la Asamblea empujada por una lógica política. Se sabe que fue una organización feminista vinculada al correísmo de la provincia de El Oro la que influyó para que tome la decisión final de unirse al esfuerzo de esa bancada que manejó la organización de todo. Ella, además, tiene un pasado laboral que explica no solo su sintonía con la atmósfera que dominaba en la Asamblea sino su manejo solvente de la retórica y los giros políticos: de lo que se sabe, Otavalo fue durante el correísmo funcionaria del Consejo de Participación Ciudadana y Control Social, Cpccs, y luego fue subdirectora Nacional de Administración de Talento Humano del Consejo de la Judicatura hasta el 2021. También hay registros de que, al menos hasta el 2014, trabajó en el Ministerio de Inclusión Social, Miess, como directora de Centros Infantiles del BuenVivir

Lo que ocurrió en la Asamblea ayer fue, entonces, la lógica consecuencia de un esfuerzo cuyos únicos móviles eran políticos y que no contribuirán en absoluto a llegar a una verdad criminalística y procesal de lo sucedido. Al cierre de la sesión del pleno, se concretó lo que la mayoría legislativa quiere: una comisión ocasional integrada únicamente por mujeres y mentirosamente llamada multipartidista que investigará el caso y que en 30 días tendrá que tener un informe sobre lo que ocurrió a María Belén Bernal. Por lo dicho en las intervenciones de las asambleístas correístas, que fueron prácticamente las únicas en intervenir, la misión de la comisión es establecer que el asesinato es un crimen de Estado y que sus responsables penal y políticamente son no solo miembros de la Policía sino la mayor cantidad posible de funcionarios del gobierno de Guillermo Lasso. Entre ellos el ex ministro del Interior, Patricio Carrillo; el secretario de Seguridad, Diego Ordóñez,y, la Secretaria de Derechos Humanos, Paola Flores.

La sintonía entre lo que la Asamblea buscaba y lo que dijo e hizo Elizabeth Otavalo durante toda la jornada fue perfecta: el caso del asesinato tendrá ahora una institución que lo reclamará como suyo. El mismo Fernando Cabascango lo resumió todo en uno de sus ya conocidos tropiezos verbales: «les ruego a los asambleístas ser puntuales (quiso decir breves en sus intervenciones) porque la señora Otavalo tiene que ir a exhibirse en otra Comisión».

Foto: Asamblea Nacional

16 Comments

  1. Caso María Belén Bernal:
    Es lamentable saber que cada día la sociedad se deteriora, por falta de valores, principios, éticos y morales.
    La verdadera educación viene de casa, no de una institución de renombre o por pagar la pensión más cara.
    Dejarse deslumbrar por una posición económica o estatus social conlleva a ser cada ves más materialistas, dejar por alto el dinero y por debajo el amor.
    Saber elegir a tú pareja, como dice la palabra de DIOS unidos en la riqueza y la pobreza, en la adversidad, etc.
    Existen parejas con mayor diferencia de edad que son felices en sus matrimonios obviamente con sus altos y bajos, pero en el caso de María Belén Bernal claramente se evidencia el aparentar ser la pareja perfecta, viajes, restaurantes, en fin, que no está mal pero una cosa es compartir tiempo de calidad a cantidad. No quiero darme a santo y moralista pero si quieres a la gallina primero tienes que querer a sus polluelos.

    Fernando Cando.

  2. Buenos días
    Referente a este tema pienso que en este caso hay mucha corrupción ya que policías son quienes cubren el crimen, que podemos esperar las demás personas, si los que deberían cuidar nuestra seguridad son quienes cubren un crimen muy fuerte y además ayudan al criminal a que se escapara sin detenerlo durante toda la investigación, y lo que buscaba la asamblea es solo ir en contra del gobierno en vez de unirse y mantenerse y buscar una solución juntos, además poner a que solo las mujeres traigan el informe no me parece una solución ya que hay hasta mujeres de la ley que se venden, son muy corruptos en este país deberían mejor buscar soluciones para detener a los corruptos y formar un mejor país, en este caso primero deberían ya ver todos los implicados y llevarles a investigación, ya que allí encontrarán a la persona que le ayudo a escapar y esa persona sabe dónde está y así poder concluir con este caso de femicidio.

  3. Que tal, la Sra. Otavalo, esta de duelo o de gira política, es una correista contumaz. Suerte que aparecio el cuerpo, porque de lo contrario el señor presidente Lasso y su equipo estaban contando sus días.
    Los ecuatorianos, ya debemos estar en Ripley’s, es la primera vez en la historia de la humanidad, en donde un crimen se resuelve nombrando a dedo una comisión ocasional y que en 30 días den su veredicto acusatorio.
    Además de puercos, nos hemos vuelto cretinos y lo peor de todo, es que los políticos nos creen ilusos, por no decir pendejos.

  4. La Sra. Otalvalo tiene todo el derecho de saber la verdad, pero es mejor que hable con la comisión investigativa internacional y no ser la imagen de un grupo de asambleístas inescrupulosos como los de UNES. Son tan puercos, que la sra. Otavalo se dará cuenta tarde o temprano..Ojalá!!!

  5. El problema es el de un execrable crimen debido a la toxicidad de un matrimonio. Ocurrió dentro de la Policía, pudo haber ocurrido dentro de un motel o un convento.

  6. En la búsqueda y hallazgo de María Belén Bernal, la actuación de la señora madre me parecía natural y digna de respeto por su dolor y por su tenacidad… pero ahora la señora ha trasladado su duelo a la Asamblea Nacional????? es en serio? el crimen de su hija parece ser una tarima para alcanzar notoriedad sirviéndose nada más y nada menos que de la institución más corrupta del país….dar tarima a los responsables máximos de la inseguridad y del avance de la criminalidad para que se golpeen el pecho buscando réditos políticos por crucificar a ministros y hasta el presidente como responsables políticos del crimen es la peor forma de guardar duelo por su hija porque aunque detesten al presidente y su gabinete… no hay que ser ciegos para no ver que el gobierno no es responsable del asesinato de María Belén… el criminal es su esposo, alguien que seguramente contó con el afecto y confianza de la señora Otavalo como esposo de su hija… él es el responsable, seguramente hay cómplices, encubridores y desde luego uniformados y cadetes que teniendo el deber de actuar para proteger a la víctima por ley, miraron para otro lado, como si el respeto a la jerarquía policial fuera sinónimo de complicidad, ceguera y silencio. Hay obviamente una responsabilidad superior de la administración de la institución educativa policial por la negligencia y permisividad con la que se dirigía esta institución, tratándola como un vulgar burdel. Ahí están los responsables, no es un crimen de Estado, es un crimen en el que un esposo policía asesinó a su esposa trágico y atroz pero esa es la realidad, endosar la disfuncionalidad de ese hogar al Estado es otro cantar y menos lo es hacer de esta tragedia familiar una tarima política para que se trepen los políticos más corruptos … La ciudadanía sabe que la Asamblea no ha reformado el COIP, no ha tenido ninguna iniciativa para controlar el crimen organizado, la delincuencia, la violencia de género, los femicidios…. las cosas que hay que ver en el Ecuador… cuando tratan de obtener notoriedad y réditos políticos de una asesinato repudiable.

  7. Este hecho sin nombre a permitido dejar a la luz las deficiencias de ciertos funcionarios públicos, de algunos elementos de la policía y de la fiscalía, hay mucho dolor, especialmente para la familia, pero algo raro está sucediendo cuando se acude a la institución más desprestigiada del país a solicitar ayuda y ya estamos viendo cómo se disputan cual aves de rapiña el protagonismo, especialmente los partidos que están solamente para aprovecharse de este caso mediático, en nuestro país hay cientos de casos similares o parecidos en el trasfondo al de María Belén, pero estos asambleístas no han generado ayuda, ni leyes para detener este problema social, pero ahora se les ve diligentes, es porque de por medio esta atacar al gobierno y a sus instituciones, politizando el dolor. aprovechándose para buscar como desestabilizar al gobierno, que también presenta flaquezas y es reactivo ante los problemas y acontecimientos, sus funcionarios no trabajan para solucionar los problemas de muchas instituciones que están sometidas al chantaje y la corrupción de malos elementos y la policía es una de ellas, la restructuración debía ser hace mucho tiempo y no como consecuencia de este lamentable acontecimiento, es importante una conciliación nacional para atender los grandes problemas que nos aqueja, educación, salud, Seguridad Social, empleo, inversión, narcotráfico, corrupción. Con mucho aprecio y sumándome al dolor por la pérdida irreparable de su hija doña Elizabeth Otavalo no se deje manipular por estos políticos corruptos, deje en manos de la justicia, de la sociedad civil y de aquellas instituciones serias que van a estar con Ud. hasta que salgan a la luz todos los que participaron directa o indirectamente en tan execrable crimen y paguen sus culpas siguiendo el debido proceso.

  8. Muy claro. Todo asunto que va a la asamblea es retorcido en la perversa lógica de usarlo como arma contra el gobierno. Lo que menos les interesa es la justica, lo que más les interesa es sacar adelante sus abyectos intereses.

  9. Estimado Sr. Pallares,

    Permítame darle -en calidad de lectora regular de sus columnas- otra perspectiva del asunto en manos – y de ninguna manera soy correista así que por ahí no va la cosa.

    Si Policia y Fiscalía hubieran hecho su trabajo, la Sra Otavalo no se vería en la necesidad de hacer alianzas con organizaciones que tengan interés político de impulsar este caso. Ni en hacer de este caso un caso mediático.

    Porque sin esta sensación mediática- dígame- ¿cree usted que el Gobierno hubiera actuado? Yo no. Dan tumbos erráticos ciertamente: quieren derrocar, sacan fotos, ponen fotos, sacan funcionarios y los ponen. Pero sin el revuelo mediático, nada hubieran hecho. En los otros 200 y pico feminicidios que van del año así ha sido. Le invito a leer sobre la lentitud pasmosa con la que funciona la justicia en el caso de Juliana Campoverde. Como para una muestra.

    Pensar que la Sra. Otavalo actúa así -exhibiendo su caso por convicción política- antes que como madre de su hija asesinada sería una imputación muy seria, gravísima. Sería una señora completamente perversa y no alguien desesperado por el abandono estatal.

    Pensemos qué opciones le quedan a la Sra Otavalo: la Policia evidentemente actuó en complicidad (lo cual convierte esto en un crimen con responsabilidad estatal, no un crimen de estado). Por un lado están las interrogantes sin respuesta que Usted plantea en su artículo. Yo le añado otra: ¿cómo se explica el hallazgo en el cerro Casitagua? La búsqueda se hizo después de dos previas búsquedas infructuosas allí mismo. Días más tarde se le informó a la Sra. Otavalo que encontraron “indicios” que allí estaban, sin explicar cuáles indicios pese a que ella preguntó. Acudieron 1 de la mañana, sin avisarle a la Sra Otavalo y, oh sorpresa, encuentran el cuerpo enterrado. ¿Es de correistas pensar que esto es raro? Me parece que el sentido común nos invita a pensar que allí apesta algo.

    Lo otro que vale la pena mencionar es la actuación de Fiscalía. Soltó al presunto feminicida por no tener elementos. Habiendo manchas de sangre en su colchón que el Tnte. Cáceres no permitió analizar. Fiscalía lo llevó a que identifique donde dejó a Maria Belén Bernal y iban de lado a lado sin que él recuerde. Amén del hecho que dijo haber parado un taxi en la Simón Bolívar. Eso no apesta, hiede hasta el cielo. Y sin embargo Fiscalía lo soltó por falta de indicios.

    Y ahí hay otro tema: no hay sólo abandono estatal, sino violencia estructural. Por violencia estructural se entiende que se valora en general menos a la mujer que al hombre y en base de esta consideración -profundamente enraizada en nuestra cultura- las mujeres reciben diferente trato en cuanto a capacidad de decisión, repartición de tareas del hogar, brecha salarial, cosificación de las mujeres, bromas machistas malos tratos y en los peores casos violacion, violencia o son asesinadas.

    Siempre digo a mis amigos : no son ustedes asesinos, ni golpean a sus mujeres … pero si ustedes fomentan alguna actitud machista son parte del tejido social en el que se desarrollan los varones que ultimadamente llegan a lo peor. Sino ¿cómo se explica que otros países no tengan ni de cerca las cifras de violacion, embarazo infantil y feminicidios? Es un tema integral del que seguramente no sé suficiente.

    Pero sí sé que el Gobierno nada sabe del tema. Creer que feminicidio es “de desviados” es no saber nada del tema. Sacar a la Sra Alcivar a hacer declaraciones indolentes e ignorantes sobre la violencia de la mujer; eso es no saber nada. El restringir el derecho al aborto en caso de violacion, es no saber nada. El rodearse solo de hombres en lugares de poder, es no saber nada. Y el no ejecutar el presupuesto para erradicación de violencia contra la mujer, eso es no sólo no saber nada sino no querer hacer nada.

    Esto para mí está en el Corazón de todo: el Pdte y su gobierno no quieren hacer nada porque en lo profundo de su corazón (o cerebro, como quieran) no creen qye hay un problema con la violencia contra la mujer.

    Y este caso muestra esta realidad en todo su esplendor.

    Y si correistas o quien sea aprovecha este caso como momento político, es porque en Gobierno en su ignorancia e indolencia les deja, por usar ese término, la mesa servida para eye hagan festín del caso.

    Entonces, qué opciones tenía la Sra Otavalo? Me atrevo a decir: ninguna.

    Cordiales saludos,
    Ina Alarcon

  10. Otra muestra mas de porque los correistas se han ganado con sobra de meritos el titulo de Escoria Politica del Ecuador. La bajeza de sus acciones ya no causan admiracion a nadie. De la escoria correista puede esperarse eso y mucho mas. Convertir a un crimen pasional en crimen de estado, solo puede ocurrirseles a esos miserables. Si bien es un crimen repudiable, por que tiene que presentarselo en la asamblea y pedir que alli se solucione el crimen y se sancione a su responsable? El salario de los parasitos que conforman la cloaca de asamblea sale del bolsillo de los Ecuatorianos. Nosotros no les pagamos a estos buenos para nada para que hagan el papel de investigadores de crimenes pasionales, para eso tenemos a la policia nacional. Dediquense a trabajar por el bienestar y progreso del pais y dejen de servir de lameculos del profugo, tarea de vagos, inservibles!

    • Lo más descabellado, pero rentable es decir que un femicidio es un crimen de estado. Algo de por sí contradictorio. No hay razones ni motivos para que el gobierno haya propiciado la muerte de una desconocida.
      Mal hace la ambiciosa y descalificada Otavalo en pretender aclarar el crimen de la Bernal en una instancia política, que no tiene facultades para ello y no en la fiscalia.

  11. No sé si nos estamos volviendo paranoicos, pero es tan curioso como todos los elementos del show terminan encajando, solo faltaría que el Cáceres fuera contratado para darle el vire a la víctima con el fin de hacer propaganda (lo cual estaría hasta fuera de las fantasías más locas). Pero, en cuanto a lo que sí paso, la señora no perdió ni un segundo, fue a la asamblea a pedirles a las ratas que hagan justicia jajajaja, pero si es el colmo de la ironía. Ya no puedo más de este show barato llamado Ecuador, realmente me sobrepasa.

Deja un comentario

Your email address will not be published.

*

Las últimas de

Ir Arriba